Tenemos que hablar de las bleached brows porque las cejas albinas son tendencia
  1. Estilo
  2. Belleza
Decoloración facial

Tenemos que hablar de las bleached brows porque las cejas albinas son tendencia

Si tres celebrities coinciden en un estilismo, estamos ante una clara tendencia de belleza que ha dado el salto de la pasarela a la vida real. Es el caso de las cejas decoloradas

placeholder Foto: La versión de Givenchy de las bleached brows en 2016. (Imaxtree)
La versión de Givenchy de las bleached brows en 2016. (Imaxtree)

Givenchy, Armani, Gucci, Valentino o Marc Jacobs lo hicieron hace unos años y, en uno de los últimos desfiles precovid, todo el mundo se sorprendió al ver a Bella Hadid con las cejas borradas en la pasarela de Haider Ackermann. La tendencia que parecía olvidada en la pasarela comenzó a hacer ruido en Pinterest con búsquedas como 'cejas góticas' en una versión más casera, pero unos meses más tarde, y avaladas por galas de premios y programas de televisión, parece que las bleached brows o, lo que es lo mismo, las cejas decoloradas hasta prácticamente perderse con el tono de piel vuelven a estar en el candelero.

Una rubísima Maisie Williams era la encargada de hacer entrega a Taylor Swift de su galardón a Global Icon en los Brit Awards; sin embargo, a pesar del minuto de gloria de la cantante estadounidense, era imposible apartar la vista de las cejas de Maisie. Rubio platino, peinadas al estilo lion mane y a juego con su cabello, sus bleached eyebrows ponían en el disparadero una tendencia que Kim Kardashian y Katy Perry llevaban calentando varias semanas.

Las bleached brows de Victoria Pedretti son una forma de adaptar la tendencia de la pasarela al día a día, sin consecuencias ni excesos. En el caso de la actriz, en vez de teñir sus cejas de forma permanente, su maquilladora Emily Cheng, una de las más demandadas entre las centennials, solo decoloró de forma superficial la ceja, apostando por un tono muy parecido al suyo de base y aderezándolo con un gel de cejas claro. Su resultado era un rubio favorecedor con el que se resaltaba el delineado y se creaba un look propio del romanticismo.

La primera celeb en demostrar que decolorar las cejas de un color extremo sí podía favorecer era Katy Perry, que aprovechaba la edición especial de temática Disney de American Idol, para disfrazarse de Campanilla y aparecer con unas bleached eyebrows de libro.

La cantante compartió todo el proceso en las redes sociales, dejando constancia de que sus cejas rubias no eran maquillaje sino un decolorado en toda regla. Tras eliminar el tono negro de sus cejas, Katy se pasó a un rubio amarillo, al más puro estilo Campanilla.

placeholder Las cejas naturales de Katy Perry vs. las belached eyebrows. (Getty/Instagram)
Las cejas naturales de Katy Perry vs. las belached eyebrows. (Getty/Instagram)

El pasado mes de abril y con motivo de una sesión de fotos, probablemente para su marca de belleza, Kim Kardashian compartía stories con sus cejas rubias, aunque no es la primera vez que la celebrity aparece con las cejas rubias. Lo que sí hay que precisar es que, mientras en el pasado las cejas rubias de Kim eran creadas por obra y gracia de Mario Dedivanovic, una capa de pegamento de barra y mucho maquillaje, en esta ocasión, tal y como compartía la empresaria en sus efímeros stories de Instagram, se trataba de un tinte que, igual que hiciera Katy, devolvió a las cejas a su color natural al terminar la puesta en escena.

placeholder Las cejas naturales de Kim Kardashian vs.  las belached eyebrows (Getty/Instagram)
Las cejas naturales de Kim Kardashian vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)

Pero la tendencia bleached no es cosa solo de celebs. La pasarela ha recurrido a esta extrema decoloración para despejar el rostro y crear looks transgresores que centrasen la atención en otras áreas. Haider Ackermann cubrió con maquillaje las cejas de sus modelos, potenciando un tono de piel níveo con el que alcanzar una estética casi gótica, rematada por un flequillo despuntado y recogidos arquitectónicos. Un año y medio después, y tras una pandemia mundial, las bleached brows reclaman su lugar en el mundo de las tendencias beauty.

placeholder Las cejas naturales de Adwoa Aboah vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)
Las cejas naturales de Adwoa Aboah vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)

Igual que durante años la moda de borrar los dientes de los famosos con Photoshop se extendió por internet, el fenómeno ‘disappearing-brow’ pasó de eliminar la completa expresión facial al eliminar las cejas sobre la fotografía a convertirse en un recurso estilístico con el que iluminar el rostro y crear la sensación de una mirada más amplia. El tinte de cejas también es un recurso habitual para mejorar la textura y suavidad del vello, adecuando su color a un tono más natural que el de las bleached. Sin embargo, el rápido crecimiento de las cejas hace que sea una tendencia que necesita de retoques, prácticamente, semanales.

placeholder Las cejas naturales de Maisie Williams vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)
Las cejas naturales de Maisie Williams vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)


También embajadoras de las cejas decoloradas son Halsey, cuyas cejas han pasado del rosa al naranja, sin olvidar por supuesto el rubio platino. Por trabajo, también hemos visto a las modelos Adwoa Aboah o Irina Shayk luciendo esta tendencia de una forma muy favorecedora, en la que el maquillaje acompañaba a suavizar las facciones.

placeholder Las cejas naturales de Halsey vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)
Las cejas naturales de Halsey vs. las belached eyebrows (Getty/Instagram)


Por no hablar de la pionera en las cejas como centro del look: Madonna. Si primero llamaron la atención sus oscurísimas cejas frente a su melena rubia, en los 90 la cantante también se atrevió a decolorarlas de rubio platino, imitada décadas después por Lady Gaga o Kristen Stewart.

Maquillaje Tendencias de belleza Color cabello
El redactor recomienda