Logo El Confidencial
Huelga estilística

El look de Gala González para ir al mercado

Con gorro, Converse y a lo loco, así se ha vestido la gallega para ir a comer pintxos. Ha tenido que quedarse en España por culpa de la huelga de taxis

Foto: Gala González de desfile. (Getty)
Gala González de desfile. (Getty)

Las influencers de alto standing también van al mercado. Aunque en el caso de la influencer gallega por excelencia, Gala González, no es para ir a comprar pechuga de pollo, pedir un kilo de tomates para hacer un salmorejo o llenar su despensa de kiwis mañaneros. Gala González va al mercado, al de la Boquería, en Barcelona, para deleitarse con sus pintxos. Porque los lunes -y más el #bluemonday- están para comer rico y variado. Porque tripa vacía, corazón sin alegría. Con un estilismo que nos deja un poco a cuadros -solo hay que observar su gorro de pescador-, Gala combina sus clásicas Converse con unos sencillos jeans blancos, un abrigo guateado en color verde militar y un bolso que tiene pinta de ser más caro que todos los de Zara juntos. Eso sí, ella, se ponga lo que se ponga, siempre va ideal.

Lo que llama la atención de la imagen no es solo la escenografía -un puesto de dulces del icónico Mercado de la Boquería, en las Ramblas- es el por qué de la misma. Gala, para que quede muy claro, lo explica en inglés y en español -es lo que tiene tener seguidores de todo el mundo-: "Atrapada en Barcelona desde el viernes gracias a la huelga de taxis que tiene paralizada a toda la ciudad, y en especial, a las salidas y entradas del aeropuerto". Por esta razón, la gallega explica que no ha podido llegar a Los Ángeles a realizar un trabajo que tenía el fin de semana. Quizás el metro, para llegar a coger el avión, no era una opción.

Con esta situación y los problemas que le ha supuesto la huelga de taxis, la creadora de contenidos ha optado por "curar sus penas" yendo de pintxos. Porque, según explica, "no hay pintxo más rico en Barcelona que las cure mejor". Mientras el resto de mortales opta por comer helado, atiborrarse a chocolate o pedir comida a domicilo para sentirnos mejor en un día tontorrón -ya sean sushi, tallarines, rollitos tres delicias o pizza cuatro quesos-, ella opta por llenarse el estómago de gastronomía española. Que se quite el helado de chocolate, mejor comerse un pincho de tortilla. Porque de esto no hay en Nueva York, residencia habitual de la gallega.

Al menos, por sus stories y sus otras imágenes, vemos que Gala no está sola... Ya que se ha reencontrado con su chico, el mago John Steiner, después de varias semanas en Bali. Así el disgusto se lleva mejor. En Instagram tampoco está sola. Muchos han sido los fans que han contestado a la imagen comentando que estaban contentos de que la influencer pasara más tiempo en la Ciudad Condal: "Por los pintxos y por tenerte en Barcelona, que viva la huelga de los taxis". Otros, le comentaban que "hay otros medios de transporte para llegar al aeropuerto" y que "algún amigo tendría". Por opinar, que no quede. No sabemos cuántos días se quedará Gala González por nuestro país, pero lo que imaginamos es que disfrutará de las bondades de su tierra natal. El trabajo puede esperar.

Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios