Logo El Confidencial
ANIVERSARIO

El marido de María Pombo sale mal parado del cumpleaños salvaje de Dulceida

La influencer ha celebrado este fin de semana en Ibiza sus 30 años rodeada de más de cien invitados que se han disfrazado, han cantado en la playa y lo han pasado (muy) bien

Foto: Dulceida, posando con su colección de joyas. (Cortesía)
Dulceida, posando con su colección de joyas. (Cortesía)

Aída Domenech (Dulceida para los fans de las redes) ha cumplido treinta años. Una cifra redonda que ha merecido una celebración a la altura. La influencer ha reunido a un nutrido grupo de amigos (casi) tan famosos como ella este fin de semana en Ibiza. Les citó en el aeropuerto de Madrid (muy pocos conocían el destino) el viernes y desde allí partieron todos a la isla perfectamente uniformados. De lo que allí ha sucedido nos hemos enterado, cómo no, por los perfiles de Instagram de los invitados. Al parecer, la cosa se desfasó en un momento dado y dos de ellos terminaron a tortazo limpio. Nada que no pase en la fiesta de cumpleaños de cualquier españolito de a pie.

Han sido más de cien los invitados al Dulce30, que comenzó con una bucólica jornada en la playa ibicenca cantando canciones y acabó con una fiesta de disfraces que puso a prueba la imaginación de sus amigos. Porque ¿qué se pone uno en una fiesta de disfraces cuando es a la vez un prescriptor de tendencias? Pues no se apuren. La protagonista del cumpleaños y su mujer, Alba, optaron por un disfraz de lo más tradicional: fueron de Bella y de Bestia. El resto de los amigos, como otra de las influencers más seguidas, María Pombo, tiraron también de películas como 'Piratas del Caribe'.

Algunos medios han publicado que el marido de María Pombo, Pablo Castellano, tuvo sus más y sus menos con otro de los invitados a la fiesta. Hubo, dicen, destrozos en las habitaciones del hotel donde estaban alojados y amenaza de expulsión del establecimiento hotelero.

Ver esta publicación en Instagram

Chanchanchanchanchanchanchanchannn🏴‍☠️ #dulce30

Una publicación compartida de MARIA POMBO (@mariapombo) el

También estaban invitadas a la fiesta las actrices Ana Fernández y Andrea Molina. La primera escogió vestirse de hada y la segunda, de Minnie Mouse... o algo parecido. "Cuando acudes a una fiesta donde todo el mundo lleva disfraces muy PROS y tú solo has podido (por falta de tiempo, que no de interés) "salvar la ocasión" con un tutú de los chinos, una diadema de disney y ropita tuya ... tienes dos opciones: 1) Morirte de la vergüenza y querer desaparecer. 2) Levantar la cabeza, reírte de ti misma, admirar a toda la gente de tu alrededor y tirar p'alante con TODO!", contó Andy en redes.

Porque sí, hubo gente que se trabajó mucho el disfraz. Como Tamara Gorro, que empezó siendo la mala de Blancanieves y terminó con el disfraz de Bella.

Dos de los influencers más famosos de la nueva hornada, Tomás Páramo y su flamante esposa, María García de Jaime, optaron por seguir viviendo su mundo ideal después de su reciente boda y escogieron vestirse de Aladdin y su princesa Jasmine.

Ver esta publicación en Instagram

Esto sí que es un mundo ideal!! #dulce30

Una publicación compartida de Tomás Páramo (@tomasparamo) el

¡Horror! Coincidió en la idea con Ángela Rozas, Madame de Rosa, que también iba vestida de Jasmine, aunque en su versión nupcial.

Ver esta publicación en Instagram

Jasmine novia #Dulce30

Una publicación compartida de Ángela Rozas Saiz (@madamederosa) el

Famosos
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios