Logo El Confidencial
ÉXITO EN LA TELEVISIÓN Y EN LO INMOBILIARIO

El capricho de Lara Álvarez ('Supervivientes'): un dúplex de 100 m2 en Boadilla del Monte

El año pasado se compró una casa y este año ha invertido en otro piso también en Madrid, así que puede elegir dónde descansar tras unos ajetreados meses bajo el sol caribeño

Foto: Lara Álvarez. (Cordon Press)
Lara Álvarez. (Cordon Press)

Se filtró en nuestras vidas entonando esa cancioncilla naíf de 'Amo a Laura' como miembro del grupo Los Happiness. Aquello fue una campaña de publicidad, aunque lo suyo era el periodismo, donde ha hecho casi de todo, desde información deportiva a entretenimiento. Por sexto año consecutivo, Lara Álvarez ha estado en Honduras presentando 'Supervivientes', el formato que ha marcado un antes y un después en su carrera, pero ya está de vuelta.

La profesional asturiana ha conquistado al público con su simpatía y su eficacia delante de las cámaras, consiguiendo un romance duradero con la audiencia que no ha podido replicar en su vida personal. Y eso a pesar de que hace unas semanas la apertura de micrófonos le jugó una mala pasada. "La gente es retrasada", se le oyó decir tras leer las numerosas críticas que se vertían sobre ella durante un directo de Instagram.

Su última relación conocida, desvelada y enterrada en el plazo de unos meses por la revista '¡Hola!', fue la que mantuvo el año pasado con Andrés Velencoso. El noviazgo del modelo y actor catalán y la periodista se dio a conocer en verano y no llegó a comerse las uvas. La presentadora decidió marcharse a República Dominicana para pasar unos días con la familia y celebrar con ellos las fiestas.

Pero antes de marcharse llevó a cabo una importante inversión inmobiliaria. Boadilla del Monte es uno de los municipios más cotizados de la Comunidad de Madrid. Situado al oeste de la región, combina la cercanía de la capital con la tranquilidad de una zona residencial que ha crecido exponencialmente durante los últimos años. Las urbanizaciones familiares se suceden una tras otra con todas sus comodidades asociadas, piscina, instalaciones deportivas, parques infantiles y demás. En una de estas urbanizaciones, la presentadora asturiana ha decidido invertir parte del dinero que ha ganado con el reality de Mediaset.

Se trata de un dúplex de poco más de 100 metros cuadrados de superficie útil aunque está dotado con tres generosas terrazas, dos plazas de garaje y un trastero. Casas similares en la zona no se venden por menos de 400.000 euros y la localidad vive un nuevo impulso inmobiliario tras la crisis de 2007. La urbanización en la que está el dúplex cuenta con piscina, pista de pádel y seguridad 24 horas.

Lara Álvarez, en una gala de 'Supervivientes'. (CP)
Lara Álvarez, en una gala de 'Supervivientes'. (CP)

El sueño de cualquier inversor. El alquiler en la zona está asegurado, aunque desconocemos si la presentadora tiene algún otro plan para esta nueva casa. No parece que esté destinada a ser su nueva vivienda particular. Entre otras cosas, porque la periodista asturiana estrenó casoplón hace relativamente poco tiempo.

Esto de llevar a cabo grandes inversiones inmobiliarias antes de marcharse a Honduras empieza a ser una tradición para Lara Álvarez. Cuando se mudó a Madrid, la periodista asturiana escogió Las Rozas para vivir, entonces en un piso de alquiler. Hasta que a finales de 2018 se decidió a comprar una gran casa en esa misma zona, que estrenó el año pasado. A diferencia del dúplex, más modesto, este sí es un gran chalé unifamiliar con cerca de 380 metros cuadrados construidos, cuatro plantas, piscina particular y una parcela de más de mil metros. En su día, distintos medios cifraron la venta en 640.000 euros, aunque ella no ha confirmado ni desmentido tal número.

Lara Álvarez ha decidido invertir en ladrillo lo que está ganando a través de su trabajo en Mediaset y en la publicidad (tiene cerca de dos millones de seguidores en redes). La presentadora asturiana abrió en el año 2006 una empresa llamada Senso Consulting, relacionada con sus actividades publicitarias. Ella es la administradora, junto a su madre, y su padre ejerce como apoderado. Financieramente, la empresa no va demasiado bien. En 2018 declaró unos resultados limpios de 15.200 euros, lo que no suma una gran fortuna y parece indicar que el grueso de sus ingresos proviene de su trabajo en la televisión como comunicadora.

Ahora ya sabemos en qué lo invierte.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios