Logo El Confidencial
NOTICIAS

Adriana Abascal y Emmanuel Schreder ya son marido y mujer

A la una de la tarde de este viernes, Adriana Abascal estrenaba su nuevo estado: dejaba de ser mujer divorciada para convertirse en señora de Schreder.

Foto: Adriana Abascal y Emmanuel Schreder ya son marido y mujer
Adriana Abascal y Emmanuel Schreder ya son marido y mujer

A la una de la tarde de este viernes, Adriana Abascal estrenaba su nuevo estado: dejaba de ser mujer divorciada para convertirse en señora de Schreder. Se casaba en una ceremonia civil e íntima en el consistorio de Sant Joan (Ibiza), con el que define como "el verdadero hombre de mi vida y con el que me caso por primera vez por amor". Una declaración de principios que realizó la semana pasada a la revista Grazzia y que muestra el momento vital en el que se encuentra la que fuera Miss México.

A diferencia de la fiesta de bienvenida de la noche del viernes y de la celebración del sábado en una casa de campo cerca de Santa Gertrudis, propiedad de un amigo del decorador Luis Galliussi, el acontecimiento civil ha sido estrictamente íntimo: la pareja, los testigos y poco más. Ni tan siquiera han estado sus tres hijos, que sí estaban previsto que acudiesen este sábado a la velada nupcial multitudinaria. Una vez casados en el Ayuntamiento, paso previo obligado para dar por válido el matrimonio, los novios organizaron una comida familiar y a continuación se dedicaron a supervisar todos los detalles para la fiesta de por la noche en un palacio en Dalt Vila, el casco antiguo de ibiza.

Para este encuentro Adriana ha elegido un diseño de Ángel Schlesser, mientras para la puesta en escena del sábado es Lorenzo Caprile el que le ha cosido el traje. “Un modelo en crepe de seda, sencillo de apariencia, no así en su creación, porque una novia en el campo no puede ir como si se casara en Los Jerónimos", declaran desde su entorno. El vestido llegó a Ibiza el lunes pasado para que no hubiera percances de última hora o retrasos de vuelos, tan habituales en esta época del año.

Desde el viernes a mediodía fueron aterrizando en el aeropuerto de Ibiza los amigos millonarios de medio mundo en sus aviones privados. A lo largo de la tarde, los nacionales, entre los que se encuentran la familia de joyeros Suárez, de la que Adriana fue imagen, Eugenia Silva, Naty Abascal, Boris Izaguirre, Schlesser o Luis García Fraile (el hijo de José María García)...  Y alguno más. Aunque las caras, a diferencia de otras bodas de este tipo, no serán lo principal. El plato fuerte son Adriana y Emmanuel, que ya valen por sí mismos.

La fiesta nupcial del sábado fue en la casa de campo, decorada para la ocasión por Galliussi. Para el interiorista, "Adriana es la representación de la fuerza, de la generosidad. Es una mujer potente, divertida, elegante y llena de energía positiva que transmite a todos los que están cerca de ella". A las ocho de la tarde, celebración ante todos los invitados y después fiesta hasta que el cuerpo aguante. Música disco, mariachis, tequila y champán francés uniendo culturas. El domingo, un brunch en uno de los beachs de moda de la playa. "Tres días intensos para recordar toda la vida. A la tercera va la vencida", declara la flamante novia.

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios