Logo El Confidencial
Continúa el culebrón de la modelo y el empresario

María Jesús Ruiz y Gil Silgado: sexo, mentiras y mensajes de WhatsApp

La ex Miss España se ha pasado por 'Sábado Deluxe' y ha confesado que lo que dijo sobre su actual pareja era mentira, incluido el supuesto maltrato psicológico

Foto:

María Jesús Ruiz es una mentirosa. No lo decimos nosotros, ella misma lo ha confesado en su paso por 'Sábado Deluxe' al desdecirse de todo lo que salió por su boca en anteriores comparecencias en el programa. O sea, que aquello de que su actual pareja era un estafador, un delincuente y un embaucador lo dijo en un momento de calentón emocional porque él, a su vez, cuando salió de la cárcel, había dicho de ella que era una mentirosa, mantenida, ladrona, interesada y turbia.

La modelo también confesó que se inventó que Gil Silgado la hubiera maltratado psicológicamente solo para hacerle daño: “Soy muy consciente de que tengo que asumir todo lo que he dicho y he hecho en los últimos meses y creo que he errado”, comentaba la modelo a modo de explicación al arrancar la charla que mantuvo con María Patiño que ejerció el papel de anfitriona del 'Deluxe' ante la extraña ausencia de su presentador oficial, Jorge Javier Vázquez.

[LEE MÁS: Jorge Javier Vázquez desaparece de 'Sábado Deluxe' en plena crisis de 'Gran Hermano' ]

El paso de María Jesús por el programa de La Fábrica de la Tele ha sido un delirio de verdades a medias, mentiras reconocidas, supuestos 'sex for money' y pantallazos de Whatsapp. En una charla a tres bandas (María Jesús, los colaboradores del programa y Anabel, la hija del empresario) la conversación fue derivando del 'vengo en son de paz a gritar a los cuatro vientos mi amor por Silgado' a un combate directo con la hija de su actual pareja y un enfrentamiento con Lydia Lozano y compañía, que no daban crédito a lo que estaban escuchando.

La modelo ha intentado explicar cómo sucedió todo, la ruptura y la reconciliación: “Me dijeron varias personas que se le amontonaban las condenas, que nunca saldría de la cárcel y que yo también iría. Me asusté. Y me amenazó de muerte por la rabia, así que, aconsejada por mi abogado, fui a la policía y lo denuncié”. Y así se produce la ruptura con el empresario. María Jesús sigue su vida y conoce a Julio Ruz, pero con el paso del tiempo se da cuenta de que en realidad su cabeza y su corazón están en otro sitio y con otra persona: “Le dije a Julio que aún estaba enamorada de José María. Eso fue el 1 de noviembre, y le mandé un mensaje que decía: 'Buenos días: por mi parte el hacha de guerra esta enterrada. Te pido que por la niña llevemos una relación cordial y ojalá un día podamos sentarnos para que hablemos cómo están las cosas'. Y cuando nos vimos nos dimos cuenta de que nos queríamos”. O sea, un 'reflechazo' que hizo olvidar todo lo que ambos se habían dicho meses antes, movidos por el odio uno y por el rencor la otra: “Me inventé que era un maltratador sicológico. Fui muy mala y es horrible porque engañé a la gente con una acusación terrible”.


Pero ¿qué ha cambiado para que ese hombre que llegó a amenazarla de muerte y del que ella misma dijo de todo y nada bueno sea de nuevo su compañero de cama? “Él sigue siendo el mismo, es mi realidad la que ha cambiado. Que parte de lo que yo pensaba me lo decían para que dejara a esa persona. Y he visto la realidad: que no es tan delincuente ni tan malo, como yo pensaba, era solo que estaba cargado de odio”. Aprovechando la racha de sinceridad, María Jesús también confesó que “José María es el único hombre que me ha hecho completamente feliz. Yo con Julio tuve una relación que yo pensaba que él era una persona y luego me di cuenta de que no podíamos llevara una convivencia normal porque había mucha tensión, malas caras, peleas... Pero me ha dado una hija maravillosa”.

Gil Silgado, que lleva siete años sin ver a su hija Anabel, se puso en contacto con ella cuando María Jesús apareció por primera vez en el 'Deluxe' para poner al por entonces su ex y ahora su pareja de vuelta y media. Anabel contó que ya la primera vez que conoció a la modelo le pareció una persona altiva y que le dijo: “Las cosas van a cambiar, vete acostumbrando”. También contó que su padre, en ese periodo de distanciamiento con María Jesús, le contó que la modelo seguía usando la tarjeta de crédito que tenía cuando estaba con él y que le confesó: “Si se está acostando con él (con Julio), que tire de su tarjeta”. Anabel también explicó cómo, al principio de la relación, María Jesús mandaba mensajes a su padre pidiéndole dinero. Esas declaraciones venían a sumarse a las que señalan que el empresario pagaba por tener sexo con la modelo: “Yo no he cobrado nunca por sexo”, decía la ella. “Yo a lo mejor no he podido pagar algo y él me ha dejado hasta 12.000 euros, porque yo tenía problemas, pero en ese momento era mi pareja, ¿qué hay de malo en eso? Igual que ahora él me ha pedido a mí y le he dejado hasta 8.000 euros”.


Y así terminó el paso de María Jesús Ruiz por el 'Deluxe', con el reparto de varios adjetivos calificativos: ella se reconoció como mentirosa, llamó 'huracán' a Anabel e 'ingrato' a Dani Dj (expareja de la modelo), mientras que Belén Esteban, que nunca da puntada sin hilo, tildaba de 'cobarde' a Gil Silgado por ver los toros desde la barrera, es decir, por acudir al programa para acompañar a María Jesús pero no querer sentarse en el incómodo sillón que ocupó ella.

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios