Logo El Confidencial
EN LOS PREMIOS PRÍNCIPE DE ASTURIAS

El Teatro Campoamor recibe con un "viva el Rey" a quien durante 32 años fue su príncipe

Más de 200 personas, entre los que se encontraban Mariló Montero, Juan Ramón Lucas y Paloma Rocasolano, han presenciado la ceremonia de los Príncipe de Asturias

Los manifestantes no han podido con los Premios Príncipe de Asturias. El colectivo Marchas por la Dignidad había convocado una multitudinaria concentración en los alrededores del Teatro Campoamor de Oviedo para boicotear la ceremonia y pedir un referéndum vinculante sobre la continuidad o no de la monarquía española. Sin embargo, los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado controlaron en todo momento a estos manifestantes que inicialmente se preveían en mayor número del que finalmente fueron, unos centenares de personas.

Al margen de ello, el acto se ha desarrollado con total normalidad. A las 18:30, los Reyes, acompañados por Doña Sofía, hacían el tradicional paseíllo por la alfombra azul, uno de los símbolos de estos premios. En el interior les esperaban más de 200 personas, entre los que se encontraban algunos rostros conocidos como los presentadores Mariló Montero y Juan Ramón Lucas, el duque de Huéscar o Paloma Rocasolano, la madre de la Reina Letizia.

En su discurso, uno de los más importantes del año, Don Felipe evocó aquella conocida frase que su padre pronunció en el tradicional Mensaje de Navidad de 2012, en el que destacó que la justicia debe ser igual para todos. "Todos, ciudadanos e instituciones, estamos sometidos, por igual, al mando de la Ley", comentó Felipe VI reforzando así la idea de que la Corona no tolera los delitos. 

Los Reyes y Doña Sofía a su llegada a los Premios (Gtres)
Los Reyes y Doña Sofía a su llegada a los Premios (Gtres)

Don Felipe tampoco se olvidó de una de las preocupaciones mundiales, la lucha contra el ébola: "No podemos olvidar el dolor y la angustia que está generando, sobre todo en África, la reciente epidemia del ébola. Una crisis severa...", comentó el Rey en referencia al virus que en estas últimas semanas ha estado muy presente en España.

Pero el momento más emotivo se vivió cuando Don Felipe comentó en su discurso la ilusión que le hacía regresar como Rey. El público del Teatro Campoamor se levantó al unísono y ovacionó a Don Felipe ante la emocionada mirada de Doña Letizia. Fue entonces cuando un espontáneo grito se oyó en el teatro: “¡Viva el Rey!”, a lo que el auditorio contestó “Viva”. A esto le siguió un “Viva España” que tuvo igual respuesta.

Tres ovaciones a Doña Sofía

A pesar de que los Reyes fueron los auténticos protagonistas de la jornada, Doña Sofía se llevó gran parte de la atención. Cuando la Reina ‘saliente’ hizo su entrada en el palco del Campoamor, todo el teatro se fundió en un aplauso que duró más de dos minutos. Aunque la Reina Sofía siempre ha sido recibida con mucho cariño en estos premios, jamás se había vivido una escena de tanta admiración. 

Esa no fue la única ovación a la Reina 'emérita'. Durante el desarrollo de la ceremonia, y al ser nombrada en los discursos tanto de Don Felipe como de Matías García Rodríguez, presidente de la Fundación Príncipe de Asturias, el público volvió a aclamar a Doña Sofía. 

El look de la Reina Letizia

La Reina Letizia a su llegada a los Premios (Gtres)
La Reina Letizia a su llegada a los Premios (Gtres)

Para su décimo desfile sobre la alfombra azul, el primero como Reina, Doña Letizia escogió una creación de Felipe Varela, el diseñador que la ha vestido en las nueve ediciones anteriores en las que ha estado presente. Se trata de un vestido lápiz en encaje de malla azul zafiro, bordado en cristal negro mate y brillo.  A lo largo de la semana, Vanitatis ya confirmó que la esposa de Felipe VI volvería a escoger a su modisto de cabecera, y así ha sido. 

A pesar de que últimamente la Reina ha estado probando con piezas de otras firmas en algún acto oficial, como Carolina Herrera o Designers Remix, Doña Letizia sabe que los vestidos hechos a medida de Varela son los que mejor le sientan y en una cita como los Premios Príncipe de Asturias, no podía fallar.

Como complementos para coronar su atuendo, la Reina se decantó por un pochette de raso azul noche y unos salones de ante de Magrit. Pero sin duda, lo que más ha llamado la atención han sido sus joyas. Doña Letizia ha lucido los pendientes realizados en oro blanco, diamantes y aguamarinas que estrenó en 2006 y que no le habíamos vuelto a ver hasta su viaje a Nueva York, cuando cenó con Barack y Michelle Obama.

Casas Reales
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
9 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios