El gran cambio de Sofía Hellqvist: de nuera repudiada a ejemplo familiar
  1. Casas Reales
FAMILIA REAL SUECA

El gran cambio de Sofía Hellqvist: de nuera repudiada a ejemplo familiar

Una de las cualidades que se ha destacado de Sofía es que siempre se ha dejado aconsejar

Foto: La princesa Sofía. (Linda Broström / Casa Real de Suecia)
La princesa Sofía. (Linda Broström / Casa Real de Suecia)

Lo de Sofía de Hellqvist puede servir de estudio para todos aquellos que en un futuro vayan a formar parte de la realeza por matrimonio. La ahora princesa entró en el clan de los Bernadotte con todo en su contra, sobre todo su pasado. Durante su juventud, Sofía hizo de modelo de ropa interior y participó en un reality show, 'Paradise Hotel', para encontrar pareja. Con ese currículum, fueron muchos, incluida su familia política, los que pusieron en duda su idoneidad para convertirse en princesa.

Como decíamos, la familia de Carlos Felipe no veía con buenos ojos a Sofía, sobre todo la princesa Magdalena, quien no soportaba que su hermano hubiera dejado a una de sus mejores amigas, Emma Pernald, para irse con Hellqvist, a la que había conocido en una noche de fiesta. Tampoco a los reyes les hacía gracia la elección de su hijo. Tan solo Victoria, quien tuvo que luchar lo suyo para poder casarse con Daniel Westling, que había sido su entrenador personal, apoyó esa relación.

Los príncipes, el día de su boda. (Reuters)
Los príncipes, el día de su boda. (Reuters)

Sin embargo, y a pesar de no contar con el apoyo familiar ni tampoco de los medios de comunicación, que día sí y día también atacaban a Sofía, el príncipe fue fiel a sus sentimientos y decidió seguir adelante con su relación. En junio de 2015, Carlos Felipe cumplía su sueño y se casaba con Hellqvist en la capilla del palacio de Estocolmo. Desde ese momento, la princesa empezó su metamorfosis, siendo ahora, cinco años después del enlace, uno de los miembros más queridos de los Bernadotte.

Una de las cualidades que se ha destacado de ella es que siempre se ha dejado aconsejar. La Corona cuenta con expertos en imagen, que le recomendaron aclarar su cabello para dulcificar sus rasgos y vestir de forma clásica. Asimismo, unas semanas después de la boda se organizó un viaje a Dalarna, la provincia en la que creció, y en la que se vio a una Sofía natural, cercana, que incluso lloró de emoción al ver algunos de sus profesores de la infancia.

Con la llegada de Alexander, en 2017, y Gabriel, en 2018, sus dos hijos, Sofía consolidó su papel como madre y princesa, con detalles tan acertados como llevar el traje típico de Dalarna en el bautizo de su segundo hijo, algo que conquistó por completo a los suecos. Su perfil bajo y cercano, así como la bonita y tranquila familia que forma junto a Carlos Felipe la han convertido en un modelo a seguir. Sofía se vuelca en la agenda y desde que se casó no ha provocado ni un solo escándalo.

Sofía, con traje típico en el bautizo de Gabriel. (EFE)
Sofía, con traje típico en el bautizo de Gabriel. (EFE)

Pero es quizás su último movimiento el que más ha gustado tanto a la familia real como a los ciudadanos. Sofía es patrona del hospital Sophiahemmet, y en plena crisis del coronavirus decidió apuntarse a un curso para ejercer como personal de apoyo al equipo de enfermería. De este hecho hablaba orgullosa esta misma semana su suegra.

Cuando le preguntaron acerca de esta crisis, la reina respondió: "Son muchos los que ya están haciendo algo extra. La gente cose ropa protectora y reparte comida. Nuestra propia nuera, Sofía, completó una breve educación básica y ahora está relevando al personal allí. Por supuesto que no como enfermera, pero ella ayuda muchísimo", dice la reina en la entrevista. Unas palabras que demuestran que Sofía ha conseguido ya conquistar a su familia política.'

La princesa Sofia, en el hospital Sophiahemmet de Estocolmo. (Cordon Press)
La princesa Sofia, en el hospital Sophiahemmet de Estocolmo. (Cordon Press)

Sofía Hellqvist
El redactor recomienda