Logo El Confidencial
Sin caer en el 'noventismo'

Todo lo que debes saber del lápiz de labios para volver a usarlo sin cometer errores

Dicen las tendencias de las principales semanas de la moda que volveremos a perfilarnos los labios. Si el temor al lápiz labial también te ha dejado secuelas a ti, ha llegado el momento de dominarlo

Foto: Rosie Huntington-Whiteley y sus perfectos labios, en una imagen de archivo.
Rosie Huntington-Whiteley y sus perfectos labios, en una imagen de archivo.

Hasta Victoria Beckham ha confesado utilizar el lápiz de labios a diario, es más, no sale de casa sin él. Pero ¿cómo puede ser eso posible si sus labios nunca parecen perfilados como los de Monica y Rachel en las primeras temporadas de ‘Friends’? El uso del antiguamente llamado perfilador ha cambiado radicalmente, y si hace unas décadas se utilizaba para definir la forma del labio, ahora casi se utiliza para justamente todo lo contrario.

[LEER MÁS: Siete tendencias de belleza de los 90 que sí vas a querer rescatar]

Así descubrimos que el over lip, consistente en perfilar los labios ligeramente por fuera de los límites con un tono lo más similar posible al color natural de nuestro labio, hacía que estos pareciesen más gruesos. Técnica que puede ser llevada a cabo con más o menos acierto si no se tiene un buen control del lápiz de labios. Así que antes de fantasear con lograr una boca carnosa y llena de volumen, conviene recordar algún que otro truquito al que hasta las celebs recurren cuando no tienen al maquillador a mano.

Ana de Armas, en los Globos de Oro.  (Getty)
Ana de Armas, en los Globos de Oro. (Getty)

Una buena base

Aunque sí se puede utilizar una base de labios, nos referimos a la exfoliación. Para que el lápiz de labios se adhiera bien es necesario que no haya pielecillas ni restos de otros productos. Los scrubs de labios son excelentes para este paso. Funcionan como un bálsamo labial o una barra de labios con pequeñas partículas exfoliantes que eliminan las impurezas y dejan la piel hidratada ya que suelen estar elaborados por mantecas nutritivas.

El color es el quid de la cuestión

Se acabaron los lápices de labios de colores oscuros, a no ser que vayas a pintar todo el labio del mismo color. La finalidad de perfilar ahora mismo es la de conseguir un aspecto natural, con más volumen y que dure en perfecto estado durante más tiempo. Para dominar esta técnica, debes hacerte con un lápiz que sea del tono más similar posible al de tu labio para los maquillajes más naturales o tener siempre a mano un perfilador del mismo color que el labial que vayas a utilizar.

Duplicar la duración

Desde su creación, uno de los usos del lápiz de labios ha sido el de asentar el posterior labial que apliquemos. Al tratarse de fórmulas más pigmentadas y densas, su color se adhiere durante mucho más tiempo. Antaño los lápices de labios eran más duros que los labiales y dejaban un acabado opaco, mate que con el tiempo se parcheaba, por suerte ahora son cada vez más cremosos y se extienden con facilidad.

En vez de aplicarlos solo en los límites, pásalos también por el resto del labio, hacia dentro, pero sin buscar un acabado perfecto, solo queremos el color y la fijación, no unos labios impolutos. Con ayuda de un dedo difumina un poco el color. Por último, pasa el labial por encima con ligeros toquecitos. Perfecto y duradero.

Cuidado con la punta

Un truco que hemos aprendido de la belleza coreana es no utilizar un lápiz de labios muy afilado para conseguir una boca más natural… Justo todo lo contrario de lo que se buscaba en los 90. El lápiz se mueve con mayor facilidad y no deja líneas.

El clásico overlip de Victoria Beckham.  (Getty)
El clásico overlip de Victoria Beckham. (Getty)

Victoria Beckham recomienda

En un reciente tutorial de YouTube con la maquilladora Lisa Eldridge, la diseñadora se maquillaba frente a la cámara y revelaba alguno de sus trucos. Precisamente los labios de Victoria Beckham son una de las pocas cosas que no han cambiado a lo largo de su carrera. Aunque ha modificado su grosor y forma con ayuda de la medicina estética -lo puede negar todo lo que quiera pero es así-, siempre los maquilla igual, con la misma técnica y color. “No he dejado de utilizar el lápiz de labios”, ha asegurado en más de una ocasión.

Y es que precisamente en este cosmético se esconde su truco para conseguir más volumen. No solo utiliza siempre la técnica del overlip, sino que además dibuja una línea horizontal en el arco de Cupido, como si pretendiera unir los dos vértices. De esta forma logra que el labio parezca más relleno y elevado.

[LEER MÁS: La rutina beauty de Victoria Beckham durante las vacaciones]

El orden importa

Aquí la máxima matemática de 'el orden de los factores no altera el producto' no tiene validez. Para aplicar de la forma adecuada el lápiz de labios, es necesario comenzar desde el centro e ir moviéndose hacia los lados. Es decir, primero hay que centrarse en el arco de Cupido y todo el centro de los labios, concentrando el color y luego extenderse de una forma menos intensiva.

Elegir bien el lápiz de labios

Tan importante como elegir el tono adecuado que utilizaremos todos los días con el arte de una ex-Spice, también hay que elegir fórmulas que mantengan la hidratación y sean cremosas. No hay nada peor que sentir tirantez en los labios o que el maquillaje se parchee.

Perfiladores labiales que cambiarán tu maquillaje.
Perfiladores labiales que cambiarán tu maquillaje.

Lip Cheat en color Crazy in Love de Charlotte Tilbury (22,55€) es uno de esos cosméticos que no debe faltar en ningún neceser de maquillaje, y su propia creadora es tan consciente de ello, y de la importancia de que haga match con el labial, que los lanza emparejados. Además de Pillow Talk, tampoco puede faltar el tono Crazy in Love.

Panoramic Longwear Lip Liner en color Impress de Hourglass (31,95€). De color muy intenso, es de esos lápices de labios que puedes utilizar como labial. Además, su difuminador en punta ayuda a dejar un acabado ultrapreciso.

Lip Contour en color Heart Breaker de Huda Beauty (17,95€). Huda Kattan, experta en bocas perfectas y llenas de volumen también ha creado su pack de lápiz de labios, aunque ella riza el rizo incorporando un labial líquido mate y otro glitter. El perfilador se aplica con ligereza y no deja líneas ni acabados artificiales, es el color sutil que se necesita para pulir la boca.

(P)outliner en el color Slow Burn de Marc Jacobs (20,55€) es uno de esos lápices de labios que puedes tener en miles de colores y no te cansas de usar, son muy cremosos y dejan el labio más hidratado que las fórmulas tradicionales. Si te haces con uno en color nude, muy natural y otro en un cereza, rojo o incluso burdeos, se convertirán en tus labiales salvavidas, esos que nunca salen de tu bolso.

Precision Lip Liner en color Gourdes de Nars (20,55€). Otro básico de los básicos para looks más precisos. Su amplia variedad de colores te facilita elegir el que más se aproxime a tus labiales habituales. Su intensidad es la guinda.

Perfilador labial Rouge Dior Ink Lip Liner en color 999 de Dior (26,95€). Y la innovación llegó a los labiales con este perfilador tipo rotulador que deja un color de acabado tinte que puedes ir subiendo de intensidad pasada tras pasada. De un labio mordido a un intenso rojo y dura y dura y dura...

Hola, lápices de labios, esto es el comienzo de una bonita amistad beauty.

Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios