Logo El Confidencial
UN CLÁSICO DEL ESTILO

Cinco años sin Óscar de la Renta, el diseñador de la alta sociedad americana

Este genio de la moda nacido en la República Dominicana ha encandilado a las primeras damas de Estados Unidos desde que Jaqueline Kennedy cayera rendida a sus diseños

Foto: Óscar de la Renta, en la Mercedes-Benz Fashion Week de Nueva York. (Getty).
Óscar de la Renta, en la Mercedes-Benz Fashion Week de Nueva York. (Getty).

Dominicano, de nacionalidad americana y corazón español, el talentoso diseñador Óscar de la Renta fue sinónimo de estilo y buen gusto, con el que vistió a actrices, aristócratas y reinas. Sus diseños femeninos de corte clásico enamoraron a Jaqueline Kennedy, que le encumbró como diseñador oficial de la Casa Blanca.

Nacido en Santo Domingo (República Dominicana) en 1922 en el seno de una familia acomodada, mostró desde muy joven grandes dotes para la pintura. Con solo dieciocho años se instaló en Madrid para cursar estudios en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, y sus dibujos de maniquíes pronto llamaron la atención de la jet set madrileña. Este talento le hizo entrar a trabajar en el estudio de Cristóbal Balenciaga, al que siempre citó como su mentor y supuso una gran influencia en su estilo.

Gigig Hadid desfilando para Óscar de la Renta ante Amber Heard, Kate Beckinsale y Rosie Huntington-Whiteley. (Getty)
Gigig Hadid desfilando para Óscar de la Renta ante Amber Heard, Kate Beckinsale y Rosie Huntington-Whiteley. (Getty)

En 1960 se trasladó a París (Francia) para trabajar como asistente en la firma de Lanvin. Esta incursión en el mundo de la alta costura sería fundamental para el desarrollo de su propia marca, en la que sus diseños de prêt-à-porter siempre tienen la apariencia de ser piezas más elevadas. Tres años después se establecería en Estados Unidos, trabajando durante un breve tiempo para Elizabeth Arden.

La creación de la marca Óscar de la Renta

Ya formado como diseñador y con contactos en Estados Unidos, Óscar de la Renta decide instalarse allí y lanzar su propia firma homónima en 1967, muy bien acogida desde su primera colección. En 1970 presentó su primera fragancia –a la que con gran éxito siguieron otras–, así como líneas masculina, de hogar, de niños, de novias y de accesorios. Sus diseños fascinaron a la mujer americana de clase media alta. Famoso por vestir a la citada Jaqueline Kennedy, fue el diseñador favorito de las primeras damas americanas durante décadas, desde Nancy Reagan a Michelle Obama, pasando por Laura Bush o Hilary Clinton. En nuestro país, vimos a la Reina Sofía vestir sus diseños y la Reina Letizia protagonizó una sonada polémica con un diseño de Felipe Varela inspirado en una creación del modisto dominicano.

Óscar de la Renta junto a Hillary Clinton, la reina Sofía y Antonio Banderas. (Getty)
Óscar de la Renta junto a Hillary Clinton, la reina Sofía y Antonio Banderas. (Getty)

Su vida privada

Óscar de la Renta obtuvo la nacionalidad americana en 1970, renunciando a la dominicana, que siempre llevó en el corazón. A pesar de haber estado casado en dos ocasiones no tuvo descendencia. En 1984, antes de su segundo matrimonio, adoptó un niño en República Dominicana, Moisés de la Renta. Las cuestiones hereditarias han traído ríos de tinta, puesto que el testamento favorecía especialmente a los hijos de su segunda mujer, en detrimento de su propio hijo.

De la Renta falleció en 2014 a la edad de 82 años debido a un cáncer. El diseñador quiso ocuparse de su transición y había elegido al diseñador inglés Peter Copping, proveniente de Nina Ricci, como director creativo de la marca. Sin embargo, pocos meses después de la muerte del genio, el diseñador británico se alejó de Óscar de la Renta alegando motivos personales, dejando la firma huérfana. La ausencia de un diseñador visible no ha mermado su éxito y la marca sigue siendo favorita para famosas y anónimas.

Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios