Logo El Confidencial
TROTAMUNDEANDO

Cinco ideas viajeras (y un poco locas) por si te has dejado tus vacaciones para septiembre

Buscar guacamayos o ballenas en Costa Rica, dormir en la casa del creador de James Bond en Jamaica, comprobar que Santorini sigue siendo tan maravillosa como siempre... ¿Te imaginas?

Foto: El Nikki Beach Resort & Spa, otra excusa para ir (o volver) a Santorini. (Cortesía)
El Nikki Beach Resort & Spa, otra excusa para ir (o volver) a Santorini. (Cortesía)

A esos afortunados que se guardan sus vacaciones como un tesoro para septiembre (octubre, noviembre…) van dirigidos estos planes viajeros que les llevarán a vagabundear por el mundo. Con mucho de romanticismo y no poca locura. De Jamaica a Costa Rica y sin olvidar, cómo hacerlo, Santorini. No hay fronteras. El resto soñaremos.

1. Volver a Santorini para testar su belleza

Si tú también estás entre los que sueñan despierto con plantarte a ver el sol caer en Santorini (Oia, a poder ser), deambular por sus calles, darte un baño en un mar mitológico y coger el barco que te lleve a Mykonos, Ios o Paros como un nuevo Ulises (sin guerra de Troya), aquí tienes el hotel a la medida de tus deseos. El Nikki Beach Resort & Spa Santorini cuenta con 62 lujosas habitaciones y suites (algunas con piscina privada, jacuzzi en la azotea...), un club de playa, bares y restaurantes (en plural) y un ambiente que presume de idílico. Nos lo creemos. Se puede acceder al complejo por mar o por tierra. Es lo que tienen las islas.

Date el capricho de viajar a Santorini y alojarte en el Nikki Beach. (Cortesía)
Date el capricho de viajar a Santorini y alojarte en el Nikki Beach. (Cortesía)


2. Buscar guacamayos y ballenas en Costa Rica

Este país de Centroamérica, verde que te quiero verde, es tan increíble que tiene playas bañadas por dos océanos, el Atlántico y el Pacífico, por supuesto con arenas blancas y aguas de color turquesa, muchas de las cuales (más de 100) ven ondear la bandera azul ecológica en lo que podría ser un lienzo del aduanero Rousseau. Se puede poner, por ejemplo, rumbo al Pacífico Sur, donde todo es extraordinariamente virginal, con estrellas como los arrecifes de coral de la isla de Caño, las playas de Golfo Dulce y la península de Osa, que son reservas biológicas; el Parque Nacional del Corcovado, la tierra de los guacamayos, o el Parque Nacional Marino Ballena, donde, en efecto, se pueden avistar las ballenas jorobadas hasta primeros de octubre. Increíble pero cierto.

Un rinconcito del Cahuita National Park, definitivamente el paraíso. (Cortesía Turismo de Costa Rica)
Un rinconcito del Cahuita National Park, definitivamente el paraíso. (Cortesía Turismo de Costa Rica)

¿Puede haber mejor reclamo? Tal vez el de desembocar en el Caribe, en las playas de arena blanca y negra de Cahuita y Puerto Viejo, de fuerte influencia afrocaribeña y cuna del calypso, ese ritmo. Esto en el Caribe Sur, porque en el Norte, hasta octubre, se puede asistir al desove de las tortugas verdes en las playas del Parque Nacional de Tortuguero. Lo que decíamos, una locura y mucha emoción. En verde y azul.

3. Un refugio solo para adultos en ¡Calabria!

Aquí no hay que elegir entre el mar y montaña, porque tiene los dos. El Praia Art Resort (solo para adultos) está en la reserva marina de Capo Rizzuto y es toda una tentación mediterránea, esta vez no en Grecia, sino al sur de Italia, en Calabria, exactamente en la provincia de Crotone, en el tacón de la bota. A este lujo le bautizaremos como jónico, su mar, y está en sus suites pero también en sus terrazas y patios. Hay madera, ladrillo, azulejos de mosaico y mucha luz natural que lo baña todo. Para colmo, su restaurante Pietramara Food Cafe tiene una estrella Michelin.

El Praia Art Resort te espera en Calabria. (Cortesía)
El Praia Art Resort te espera en Calabria. (Cortesía)

Precio: en SLH tienen una oferta desde 350 euros por noche, que incluye bebida de bienvenida, desayuno bufet y un aperitivo diario servido junto al mar y marinado con vino calabrés. La miel ya está puesta en los labios.

Después ya solo te quedará perderte por la legendaria ciudad de Crotona, de calles empedradas, castillo del XVI e imprescindible Museo Arqueológico (aquí estuvo el santuario de Hera, un templo de Apolo…). Tanto para ver.

4. Unos días en casa del creador de James Bond

Y nunca mejor que ahora, que se está rodando Bond 25 ('No time to die'). Se trata de un entorno paradisiaco, dentro del complejo Golden Eye, de Oracabessa Bay, y la casa fue diseñada por el creador del mítico agente secreto. O sea, que en su habitación principal, que se llama 007, podrás utilizar el escritorio donde Ian Fleming escribió sus míticas novelas. Las otras dos, que son la 008 y la 009, tienen camas extragrandes. Todo muy de película. ¿A que te están entrando unas ganas incontenibles de volar a Jamaica? Toma nota: la casa es para 10 personas, tiene playa privada y está anunciada en HomeAway. Es decir, para todos los públicos. Eso sí, la locura ronda los 7.000 euros la noche.

La casa de Ian Fleming en Jamaica, con habitación 007. (Cortesía)
La casa de Ian Fleming en Jamaica, con habitación 007. (Cortesía)

5. Un poco de doma vaquera (y playita) en Cádiz

Para disfrutar de esta experiencia no hay que irse muy lejos. Nada de Jamaica ni de Caribe, sino nuestro Cádiz; o mejor dicho, Chiclana, que es donde tendrá lugar el XLI Campeonato de Doma Vaquera de Andalucía, del 13 al 15 de septiembre, en el Royal Center Hípica, que está en la urbanización Novo Sancti Petri. Pero no estaréis solos, claro: se espera que acudan unas 5.000 personas y más de 50 jinetes, así que se adivina fiesta entre saltos y acrobacias. Más todavía si os alojáis, por ejemplo, en el Valentín Sancti Petri, frente a la maravillosa playa de la Barrosa. Precio: desde 199 euros la noche con desayuno y desde 299 en media pensión.

El hotel Valentín Sancti Petri y desde aquí a la playa de la Barrosa. (Cortesía)
El hotel Valentín Sancti Petri y desde aquí a la playa de la Barrosa. (Cortesía)

Ocio
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios