"Es todo mentira": retrato robot de un megalómano llamado José Luis Moreno
  1. Famosos
DESENTRAÑANDO EL MISTERIO

"Es todo mentira": retrato robot de un megalómano llamado José Luis Moreno

Su vida resulta increíble para muchos y desde Vanitatis hemos intentado aclarar algunas de las confusas informaciones que hay sobre ella

placeholder Foto: José Luis Moreno. (Mediaset)
José Luis Moreno. (Mediaset)

La detención de José Luis Moreno esta semana ha añadido un nuevo dato envuelto de misterio a su biografía. Las informaciones que ha ofrecido en numerosas entrevistas sobre su vida son tan llamativas como imprecisas. Tanto que resulta muy difícil, en muchos casos, contrastar su veracidad.

Desde Vanitatis hemos intentado aclarar algunas de ellas consultando con diferentes especialistas, entre ellos algunos que, incluso, lo han conocido en persona, así como saber de la mano de un experto si la personalidad del productor presenta claros rasgos megalómanos y en qué consiste exactamente esta característica.

Foto: José Luis Moreno, en una entrega de premios. (EFE)

Cantante de ópera

La mayoría de medios que se hacen eco de la biografía de José Luis Moreno mencionan sus dotes como cantante y los logros que alcanzó gracias a esta faceta artística. Algunos afirman que con 16 años se trasladó hasta Italia para estudiar canto y que los cazatalentos le echaron el ojo inmediatamente; que recorrió algunos de los mejores teatros del mundo como cantante de ópera; que ganó una enorme popularidad y que incluso llegó a actuar en el Royal Opera House de Londres ante Isabel II o que actuó a los 17 años en el Covent Garden como primer tenor de un ‘Rigoletto’.

placeholder José Luis Moreno, en una imagen de archivo en 2016. (EFE)
José Luis Moreno, en una imagen de archivo en 2016. (EFE)

La preocupación por hasta dónde pueden llegar los alargados tentáculos del afamado productor hace que la siguiente fuente que ha hablado para Vanitatis, uno de los críticos de ópera más reputados de nuestro país, prefiera mantenerse en el anonimato al realizar para nuestro medio las siguientes declaraciones: “Es todo mentira. No ha sido un cantante afamado. Nunca le he escuchado cantar, pero estoy seguro de que ni siquiera canta bien ópera. ¿Tú sabes la de años y la de profesión que se necesitan para eso? No es ni planteable. ¿Tú crees que si él cantara no se habría prestado a que yo le escuchara en algún momento? Respecto a que ha cantado delante de la reina Isabel II: ¿sabes lo que habría significado eso? Es imposible. Estaría registrado. Si llamas al Royal Opera House de Londres para constatarlo, se ríen. Y en cuanto a su papel como tenor cantando 'Rigoletto' con 17 años, te diré que nadie puede cantar ‘Rigoletto’ con 17 años. Es impensable. Eso solo es capaz de hacerlo una voz más madura. Todas esas actuaciones estarían registradas si fueran ciertas. Yo lo he conocido en persona, he estado en su casa y le he apoyado mucho en lo que respecta a trabajos que ha hecho con los que ha logrado una gran difusión de la ópera de una manera extraordinaria. Ha hecho espectáculos de antología de la Zarzuela muy populares y ha dado posibilidad a jóvenes de que debutaran con él, personas que luego han salido adelante. Eso es innegable y yo lo he valorado. Pero tiene mucha fantasía. No le importa mentir y en eso no lo puedo apoyar”.

Neurocirujano

Uno de los datos que más llaman la atención sobre José Luis Moreno al investigar su biografía es que, entre las muchas licenciaturas que asegura tener, se encuentra la de Medicina, uniéndose así a la lista de famosos que cuentan con ella. Algunos medios destacados apuntan a su especialización en neurocirugía y a que, incluso, llegó a ejercer como neurocirujano en Madrid.

Al comprobar si José Luis Moreno está registrado en el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos, que agrupa coordina y representa a todos los colegios oficiales de médicos del país, no encontramos ningún dato sobre él que atestigüe que ha ejercido como médico.

El proceso es sencillo desde la página web de esta Consejo. Basta con introducir nombre, apellidos, número de colegiado del médico y especialidad. En el caso de Moreno, desconocemos el número de colegiado, por lo que nos resulta imposible introducir ese dato. ¿Será por este motivo por el que no aparece registrado? ¿Es insuficiente introducir su nombre real completo y su especialidad para que la página web consultada nos facilite la información?

placeholder José Luis Moreno, en una imagen de archivo. (EFE)
José Luis Moreno, en una imagen de archivo. (EFE)

Para comprobarlo, probamos con los datos de otra persona que sabemos que ha sido médico y que ha ejercido como tal. En este caso tampoco introducimos número de colegiado. Tan solo tecleamos su nombre y apellidos así como su especialidad. En esta ocasión, el sistema no ofrece ningún problema e inmediatamente aparece en pantalla toda la información sobre esta persona.

Ante la duda de si debería aparecer obligatoriamente registrado con la búsqueda que hemos realizado, consultamos al cardiólogo José Luis Palma Gámiz, colegiado de Madrid y que cuenta con una larga trayectoria profesional. Lo primero que nos asegura es que José Luis Moreno es, sin ninguna duda, licenciado en Medicina. “Es médico. Es verdad. Lo sé porque he conocido a médicos para los que trabajó como ayudante. Desconozco si realizó la especialización de neurocirugía. Su experiencia en ese campo la pudo adquirir porque, precisamente, los médicos para los que trabajó como ayudante eran neurocirujanos. Pero eso no lo podría haber hecho sin ser médico”.

Cuando comentamos con José Luis Palma nuestra búsqueda realizada en el registrado del Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos, nos explica lo siguiente: “Lo más fiable es buscar a través del Colegio Oficial de cada provincia, porque el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos no cuenta con todos los datos de cada uno de los colegios oficiales del país. Hay diferentes formas de colegiarse. Puedes colegiarte en ejercicio o sin ejercicio. En ambos casos tienes que pagar una cuota, pero si estás colegiado sin ejercicio, en teoría no puedes ejercer como médico. También puedes aparecer como colegiado honorífico sin pagar ningún tipo de cuota. Pero también es posible que cuando dejas de ejercer como médico, decidas no aparecer más como colegiado y darte de baja en el Colegio Oficial de Médicos correspondiente. Si lo haces, no es posible que tu nombre aparezca si alguien introduce tus datos. Hay una posibilidad de que José Luis Moreno se diese de baja en su momento”.

Su vida sentimental y otras imprecisiones de su biografía

Entre los datos imprecisos que José Luis Moreno ha ofrecido en alguna ocasión están, por ejemplo, el de que es autor de 26 libros o el de que habla todos los idiomas europeos, además del árabe y el japonés. Sin ofrecer los títulos de esos libros o el nombre de las editoriales que han publicado dichos libros, y sin ser testigos de una exhaustiva prueba oral de su capacidad políglota, una vez más resulta imposible comprobar la veracidad de estas afirmaciones.

Lo mismo ocurre con su vida sentimental. Muy celoso de su vida privada, han sido contadas las ocasiones en las que ha hablado de sus parejas o de su vida familiar. En 2016, José Luis Moreno fue entrevistado por Bertín Osborne y en aquella ocasión habló el productor sobre sus tres matrimonios y sus tres hijos. “Me he casado tres veces. Mi primera mujer, griega, se enganchó a mis locuras y mis muñecos, y con el tiempo nos casamos. Tuvimos un hijo (…). La segunda era italiana y la tercera alemana", explicó.

placeholder 'Mi casa es la tuya' con José Luis Moreno y Bertín Osborne.
'Mi casa es la tuya' con José Luis Moreno y Bertín Osborne.

En 2017, durante la entrega del Premio Valle-Inclán, concedido por el suplemento 'El Cultural' de 'El Mundo', volvió a mencionar a sus hijos. “Tengo tres hijos y cuatro sobrinos, que son como si fueran hijos”, comentó, añadiendo que vivían en Canadá y que se dedicaban a “hacer barcos” porque “la madre es armadora”.

No tardó en salir a la luz el nombre de esta mujer griega, Arguidula Saneanos, pero lo cierto es que nuestros intentos para lograr saber algo más sobre ella o sobre la existencia de sus hijos han sido en vano.

El misterio sobre las entidades de sus hijos y sus mujeres no ha hecho más que alimentar el recelo de muchos. Esas dudas sobre la veracidad de sus palabras se han extendido, incluso, a miembros de su propia familia, como su sobrino, Alberto Caballero, quien llegó a asegurar en una ocasión: “Él dice que tiene tres hijos, pero vete tú a saber. ¡Su vida es un misterio absoluto!”.

El propio José Luis Moreno ha sido consciente de lo poco creíble que resultan algunas de sus afirmaciones. En una entrevista concedida a 'Vanity Fair' confesaba que eso se debía a la apasionante vida que había tenido: "Son tantas cosas las que he hecho en la vida que no son creíbles...”, afirmó.

El perfil megalómano según un experto

Esa constante necesidad que parecía tener José Luis Moreno por mantener y mostrar una vida rodeada de lujos y poder, ¿puede responder a un claro rasgo megalómano?

Para salir de dudas, hablamos con un experto especializado en psiquiatría que nos explica en qué consiste la megalomanía y si en el perfil de José Luis Moreno asoma con fuerza este rasgo.

“Para comenzar, hay que dejar claro que la megalomanía es una característica de la personalidad, al igual que el narcisismo, y no una patología”, comienza aclarando.

“Hay personas con un claro rasgo narcisista muy marcado, como puede ser el caso, por ejemplo, de Donald Trump, que poseen un ego muy inflado. Pero en el caso de José Luis Moreno, yo apostaría por que su problema ha sido un rasgo antisocial, que es diferente. No todos los narcisistas son antisociales, pero muchas personas con rasgos antisociales pueden ser narcisistas. El antisocial rompe sistemáticamente las reglas de convivencia en sociedad. Cuando alguien delinque es antisocial. Es cuando marcan ese comportamiento como un funcionamiento cotidiano cuando se puede diagnosticar como un trastorno porque es un comportamiento que tiene durabilidad, que persiste en el tiempo”.

placeholder Captura de vídeo de José Luis Moreno a su salida de la sede de la Audiencia Nacional. (EFE)
Captura de vídeo de José Luis Moreno a su salida de la sede de la Audiencia Nacional. (EFE)

Matiza que “el psicópata tiene otro grado. El psicópata se salta la norma y no siente remordimiento. Por el contrario, goza, siente placer saltándose la regla y controlando al otro”.

Para este psiquiatra, la matización del sentido de cada término es importante “porque tendemos a confundir las etiquetas y sus significados”.

Según este experto, el narcisismo en sí no tiene por qué resultar un problema en la vida de alguien: “Las personalidades pertenecientes al mundo del espectáculo, de por sí, tienen rasgos narcisistas muy marcados. El narcisismo es una característica que tenemos todos y no tiene por qué ser algo malo, en tanto en cuanto que todos tenemos la necesidad de sentirnos bien con nosotros mismos, aunque el término suele usarse de manera peyorativa. El problema no está en la etiqueta, está en la cantidad y la calidad de esa característica en nuestra personalidad. Cuanto más marcada está la característica narcisista, menos empatía se desarrolla. Se convierte en un problema cuando la persona está exclusivamente centrada en sí misma y no tiene capacidad de conectar con el otro”.

En cuanto al perfil de José Luis Moreno, nuestro experto cree que “podría responder a una personalidad con características antisociales y con rasgos narcisistas”.

¿Dónde entraría la megalomanía, en este caso? El psiquiatra consultado nos responde: “La megalomanía, en su caso, podría responder a lo expansivo que resulta el mundo artístico. La megalomanía tiene que ver con un estilo de grandiosidad en mayor o menor medida. Tiene que ver con la idea de desear hacer historia, de hacer algo que deje huella, que le trascienda como persona. En psiquiatría, a esta inflación del yo que se produce en personalidades con marcados rasgos narcisistas y megalómanos, la llamamos el ‘yo grandioso’, que, al contrario de lo que se pueda pensar, esconde a una persona muy frágil. Es la contracara del narcisismo. Son personas que no toleran una crítica porque en el fondo son profundamente frágiles. El montaje, la puesta en escena de su vida, esa exposición, esa grandiosidad, esa necesidad imperiosa de ser admirado, puede responder a una necesidad de alimentar ese yo que es muy frágil”.

¿Podría haber mentido José Luis Moreno para sostener esa puesta en escena tan grandiosa? Nuestro experto asegura que “es probable. Al igual que se desliza por lo antisocial para conseguir mantener su estatus, llegando a, presuntamente, delinquir, también puede fabular para inflar su ego”.

José Luis Moreno
El redactor recomienda