Muere Michel Pastor, el rico al que Syliane abandonó por Vilallonga
  1. Noticias
SU FUNERAL SE CELEBRÓ este jueves EN MÓNACO

Muere Michel Pastor, el rico al que Syliane abandonó por Vilallonga

El magnate Michel Pastor murió el pasado 2 de febrero a los 70 años. A su entierro y más tarde a su funeral, celebrado este jueves, acudieron las grandes fortunas

El magnate Michel Pastor murió el pasado 2 de febrero a los 70 años. A su entierro y más tarde a su funeral, celebrado esta semana, acudieron las grandes fortunas internacionales que tienen su sede en el principado de Mónaco, donde vivía, así como miembros de la familia reinante. Los hijos de Carolina estuvieron representando a su madre. El príncipe Alberto lo consideraba una especie de tío postizo, ya que Rainiero y Pastor no sólo fueron amigos, sino que ambos acrecentaron sus fortunas juntos. Hay una frase que resume la vida de estos dos hombres con respecto a sus imperios económicos: “Lo que no era de Michel era de Rainiero”.

Sólo en Mónaco, donde nació y mantenía su cuartel general, se le cuantifican más de 2.000 apartamentos en propiedad, que se unían a los edificios en París, Brasil o la Costa Azul. Precisamente, en su fabulosa villa de Saint-Tropez es donde se refugian la mujer y los hijos tras el funeral del jueves pasado. Este sería el perfil de un gran promotor inmobiliario monegasco que tenía ramificaciones económicas y sociales por todo el mundo. “Un hombre inmensamente rico que podía comprar todo lo que quisiera salvo el amor de su primera mujer, que prefirió la libertad a vivir en una jaula de oro”, han contado siempre las amistades comunes, que nunca entendieron como Syliane Stella lo abandonó y se llevó a Fabrizio, el hijo común, pudiendo haber vivido a lo grande.

Syliane Stella y José Luis de Villalonga (I.C.)

Durante unos años no quiso saber de ella, pero después, el tiempo y Fabrizio, el hijo común al que si mantenía, suavizaron la relación. Para el gran Pastor resultaba incomprensible que su mujer se hubiera marchado, pero mucho más que nunca volviera. “Le costó asumir que Syliane no necesitaba su dinero, que era un espíritu libre. Creo que siempre estuvo enamorado de ella y durante años pensó que volvería”.

El reencuentro con Syliane

Cuando se le pregunta a Syliane por estas afirmaciones, como así ha hecho Vanitatis al conocer la noticia de la muerte, echa la vista atrás y rememora: “Quizá fui la única mujer que le dijo: ‘adiós, me voy’. Y además sin pedir ni exigir nada”.

Con el paso de los años llegó a mantener una excelente relación con su exmarido. No así con Catherine, la segunda esposa, que prefirió establecer distancias. Quien sí mantiene y ha mantenido contacto con sus cuatro hermanos de padre -Alexandra, Delphine, Emile, Jean Baptiste- ha sido Fabrizio, que acudió tanto al entierro como al funeral. Syliane prefirió despedirse de él en vida. Fue el propio Michel quien lo demandó. La próxima semana se abrirá el testamento y el primogénito, que ahora vive en Estados Unidos, recibirá como el resto de hijos una cuantiosa herencia.

Que padre e hijo mantuvieran una relación, aunque fuera en la distancia, cuando era menor de edad, fue obra de Syliane. Incluso Pastor llegó a “perdonar” a José Luis de Villalonga que le robara a su amor infantil y juvenil. Cuando viajaban a Mónaco almorzaban o cenaban juntos. El escritor solía soltar alguna ironía que Pastor recogía y devolvía. Una especie de juego de tronos con la bella Syliane como elemento perturbador.

“Nos conocíamos desde pequeños. Íbamos al colegio juntos. A los doce años me dijo: ‘Vas a ser mi novia y me voy a casar contigo’. Me reía de sus frases tan pasionales, pero efectivamente a los 23 años nos casamos”, recuerda Syliane, que no se arrepiente de su escapada. “Mis amigos me decían: ‘¡Pero si ninguna mujer se separa de su marido millonario! Y yo lo hice y he sido muy feliz. A Michel siempre le tendré en mi recuerdo porque fue un hombre al que quise mucho, pero no lo suficiente como para perder mi libertad”.

Muerte Alberto de Mónaco
El redactor recomienda