Es noticia
Menú
Descubre algunos de los tonos de labios que han hecho (y hacen) historia
  1. Estilo
  2. Belleza
TRUCOS MAQUILLAJE

Descubre algunos de los tonos de labios que han hecho (y hacen) historia

Rojos, violetas o incluso nudes, los 10 viven en el Olimpo, adorados por todas. Esta es su leyenda

Foto: Foto: Imaxtree.
Foto: Imaxtree.

En el Día del Beso queremos repasar la historia del rojo de labios que es rica y tan antigua como el mundo pero, a modo de resumen, podríamos decir que ha sido, es y será nuestro amigo más leal. Por muchas razones: nos ha ayudado a ponernos guapas, a potenciar el sexy, a venirnos arriba cuando estamos muy bajas, a apoyarnos en conquistas sociales... A brillar, en una palabra. Pero ¿por qué esta fecha? Pues no imagines nada complicado, hace tan solo once años, el 13 de abril de 2011, una pareja estableció el récord mundial del beso más largo de la historia en un concurso celebrado en Tailandia: 46 horas, 24 minutos y 9 segundos, para celebrar el Día de San Valentín tailandés. Dos años más tarde, la misma pareja batió su mismo récord al darse un beso de 58 horas, 35 minutos y 58 segundos. De ahí que se decidiera fijar el 13 de abril como el Día Internacional del Beso.

placeholder Ni un día sin labial. (Cortesía)
Ni un día sin labial. (Cortesía)

Pero hablemos de lo que nos importa a nosotras y es de maquillar los labios que besarán. Como ya debes saber, de las fórmulas primitivas a las actuales ha llovido mucho. Se han creado miles de tonos con principios que los hacen más estables, más duraderos y en acabados para todos los gustos: mates, semimates, satinados, brillantes, pero entre todos ellos solo unos pocos han alcanzado el Olimpo. Y lo han logrado desde el mismo momento en que nacieron. Te vamos a mencionar algunos de los que han dejado huella entre las adictas a la belleza.

Lipstick Queen Medieval, de Lipstick Queen. Es difícil imaginar que en la Edad Media las mujeres se preocupasen por algo más que no fuese sobrevivir, pero sí les quedaban ganas y espacio para la coquetería y se frotaban los labios con limón para darles un color como de bayas salvajes. Poppy King, creadora de la firma, se inspiró en ellas para crear un tono supersexy que sienta bien, literalmente, a todo el mundo (23 €).

placeholder Lipstick Queen Medieval.
Lipstick Queen Medieval.
Comprar

Kissing Lipstick Super Cindy, de Charlotte Tilbury. “Durante años, la gente me pedía el tono desnudo que Kate Moss llevaba siempre. En realidad no era una barra de labios, sino algo parecido que conseguía mezclando varios correctores”, dice la maquilladora. “Cuando lancé mi línea de labiales incluí el tono que preparaba de forma tan artesanal para Kate y se convirtió desde el primer momento en un bombazo” (32 €).

placeholder Kissing Lipstick Nude Kate, de Charlotte Tilbury.
Kissing Lipstick Nude Kate, de Charlotte Tilbury.
Comprar

Rouge d’Armani nº 400, de Giorgio Armani Beauté . Es tan famoso que se le conoce simplemente como 'rojo Armani' y tiene un diseño tan prodigioso que con gusto lo colocaríamos en una estantería. Con acabado en mate o satinado (36 €).

placeholder Rouge d’ Armani nº 400, de Giorgio Armani Beauté.
Rouge d’ Armani nº 400, de Giorgio Armani Beauté.
Comprar

Bruised Plum, de Tom Ford. Si pensamos en un tono ciruela profundísimo que suena a misterio y provocación pero siempre dentro de la más estricta elegancia, estamos pensando en esta barra. Tom Ford hizo suyo este tono y forma parte de su ADN (56 €).

placeholder Bruised Plum, de Tom Ford.
Bruised Plum, de Tom Ford.
Comprar

Fire and Ice, de Revlon

Con setenta años cumplidos, dicen que fue el primer rojo de labios que se utilizó en Hollywood. Un rouge clásico, sin concesiones, que aparece en todas las listas y sigue siendo uno de los más vendidos de la marca a un precio genial: 8 €.

placeholder Fire and Ice, de Revlon.
Fire and Ice, de Revlon.
Comprar

Color Couture 999, de Dior. Icónico. Christian Dior lo creó en 1953 para su primer desfile y lo bautizó como 9, su número de la suerte. Años después, la barra de labios se modernizó, pasó a llamarse 999 y se convirtió en leyenda. Es uno de los más vendidos de la firma con acabado mate o satinado, al gusto (38 €).

placeholder Color Couture 999, de Dior.
Color Couture 999, de Dior.
Comprar

Ruby Woo, de M.A.C. Esta firma tiene varios tonos icónicos, pero nos quedamos en Ruby Woo. Todos los maquilladores del mundo lo llevan en su neceser porque aseguran que queda bien a todo el mundo. Eso sí: es supermate y una vez aplicado resulta indestructible (19,50 €).

placeholder Ruby Woo, de M.A.C.
Ruby Woo, de M.A.C.
Comprar

Rouge Allure Pirate, de Chanel. Es un rojo muy clásico que nació para aproximarse al rojo que Coco Chanel usaba siempre. Tal vez por su origen o por su nombre tan divertido, Pirate, es un bestseller desde que nació (36 €).

placeholder Rouge Allure Pirate, de Chanel.
Rouge Allure Pirate, de Chanel.
Comprar

Dragon Girl, de Nars . Adictivo y uno de los favoritos de muchas influencers, como Sara Carbonero. En un segundo llena los labios de pigmentos e ilumina la cara con ese rojo tan especial mate y aterciopelado que crea un efecto volumen inmediato (27 €).

placeholder Dragon Girl, de Nars.
Dragon Girl, de Nars.
Comprar

Stunna Lip Paint Longwear Fluid Lip Color, de Fenty Beauty by Rihanna. ¿Demasiado joven para ser un clásico? No cuando se nace ya con esa vocación y este rojo universal ha llegado para quedarse entre los más grandes. Ligero y muy fácil de aplicar (22,95 €).

placeholder Stunna Lip Paint Longwear Fluid Lip Color, de Fenty beauty by Rihanna.
Stunna Lip Paint Longwear Fluid Lip Color, de Fenty beauty by Rihanna.
Comprar

En calidad de afiliado, Vanitatis obtiene ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables. La inclusión de enlaces no influye en la independencia editorial de este medio: los redactores seleccionan y analizan los productos libremente, según su criterio y conocimiento especializado.

* Si no ves correctamente este formulario, haz click aquí

En el Día del Beso queremos repasar la historia del rojo de labios que es rica y tan antigua como el mundo pero, a modo de resumen, podríamos decir que ha sido, es y será nuestro amigo más leal. Por muchas razones: nos ha ayudado a ponernos guapas, a potenciar el sexy, a venirnos arriba cuando estamos muy bajas, a apoyarnos en conquistas sociales... A brillar, en una palabra. Pero ¿por qué esta fecha? Pues no imagines nada complicado, hace tan solo once años, el 13 de abril de 2011, una pareja estableció el récord mundial del beso más largo de la historia en un concurso celebrado en Tailandia: 46 horas, 24 minutos y 9 segundos, para celebrar el Día de San Valentín tailandés. Dos años más tarde, la misma pareja batió su mismo récord al darse un beso de 58 horas, 35 minutos y 58 segundos. De ahí que se decidiera fijar el 13 de abril como el Día Internacional del Beso.

El redactor recomienda