Logo El Confidencial
LA BODA DEL AÑO

Peter Lindbergh, uno de los fotógrafos más caros del mundo para la heredera de Inditex

Las fotografías de este artista alemán de 74 años se venden a un mínimo de 6.000 euros la pieza. No suele trabajar en bodas y es famoso por captar la esencia de sus protagonistas

Foto:  Peter Lindbergh, en la boda. (Cordon Press)
Peter Lindbergh, en la boda. (Cordon Press)

Es uno de los fotógrafos de moda más potentes de las últimas décadas. Ante la cámara de Peter Lindbergh han pasado los mejores modelos del mundo y las celebrities más importantes. El autor de las fotografías de la boda de Marta Ortega y Carlos Torretta es un personaje en sí mismo.

Tener una fotografía firmada por este autor no es barato, por supuesto. Como refleja la página dedicada a vender arte Artnet.net, lo mínimo que cuesta cada imagen es 6.000 euros como precio de salida de una subasta. El precio de otras fotografías más icónicas, como alguna en la que aparece Linda Evangelista, es “a consultar”.

Pocas personas en el mundo pueden decir que contrataron a Lindbergh como fotógrafo de boda. No es solo el dinero, es algo más. Es un artista que ha realizado cientos de fotos a novias, pero siempre para editoriales de moda. Para revistas como 'Vogue', 'Elle' o 'Harper’s Bazaar'.

La joyería Tiffany’s lo contrató para una campaña sobre anillos de boda en la que aparecían, claro está, novias. Pero trabajar como fotógrafo en una boda no es el estilo de Linbergh. Dior, Chanel, Penélope Cruz, Sarah Jessica Parker. Todos desean a Lindbergh y todos han pasado por su objetivo.

Este alemán de 74 años es reconocido por ser uno de los fotógrafos más influyentes de la época contemporánea. Nació en Lissa y se crió en Duisburgo, al norte de Alemania. Empezó como diseñador de escaparates para una tienda local hasta que en la década de los 60 empezó sus estudios en la Berlin Academy of Fine Arts.

Tal y como se puede leer en su biografía oficial, Lindbergh recuerda esos años: “Prefería buscar la inspiración de Van Gogh que lo que era obligatorio en la escuela con retratos y paisajes”.

Inspirado, como decía, en Van Gogh, se mudó a Arlés, donde empezó a trabajar su estilo. Un estilo que todos coinciden en señalar como pionero en la fotografía, por su introducción de una nueva forma de realismo, donde busca una belleza atemporal.

Su aproximación a los personajes que retrata es muy personal: busca en el interior de cada uno y logra, en especial con las mujeres, captar su alma, su esencia, su personalidad. De este modo, señalan en su página web, cambió los estándares de la fotografía de moda en un momento en el que imperaba el retoque. La edad, suele decir, no es lo importante. Lo importante es la esencia que hace a cada persona interesante.

Famosos
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios