Logo El Confidencial
los planes alternativos para su descanso eterno

El lugar de descanso de la duquesa, nueva zona de peregrinaje en Sevilla

Las horas posteriores a la muerte de la duquesa de Alba dejaban este sábado una Sevilla en la que el tema sigue teniendo nombre propio: Cayetana.

Foto: La duquesa y Alfonso Díez durante una procesión del Cristo de los Gitanos (Gtres)
La duquesa y Alfonso Díez durante una procesión del Cristo de los Gitanos (Gtres)

Las horas posteriores a la muerte de la duquesa de Alba dejaban este sábado una Sevilla en la que el tema sigue teniendo nombre propio: Cayetana de Alba. El santuario del Cristo de los Gitanos, donde reposan sus restos desde este viernes, se ha convertido en un lugar por el que pasan docenas de ciudadanos, el sitio ideal para fotografiarse delante de las coronas de flores y de una placa que, a buen seguro, se va a convertir en un emblema de la capital hispalense.

El lugar fue escenario, el viernes pasado, de momentos muy emotivos, como el de Cayetano Martínez de Irujo depositando las cenizas de su madre en la capilla, algo que hizo precisamente él al ser el miembro de su familia que pertenece a la hermandad. Poco después de hacerlo, Eugenia, totalmente compungida, también era la única de los hijos en acercarse a besar el cofre con las cenizas de su madre y en depositar el medallón de la hermandad. Este fin de semana, ese mismo escenario donde se despidió definitivamente a Cayetana es el más buscado por los sevillanos y los turistas.

La duquesa durante el homenaje que la hermandad le rindió en 2007 (Gtres)
La duquesa durante el homenaje que la hermandad le rindió en 2007 (Gtres)

Algún miembro de la Hermandad de Cristo de los Gitanos comentó que “parecía Jueves Santo”, ante la cantidad de personas que han estado presentes en la capilla. Un hombre de avanzada edad, devoto de la hermandad, confesaba que ya visitó el viernes el santuario después de que la familia de Cayetana de Alba depositara la urna con sus cenizas, pero que había vuelto el sábado "para ver en qué parte estaba", aseguró.

Lo mismo ha ocurrido con turistas que han llegado de todas partes de España para poder ser testigos de un momento histórico. Algunos de ellos ni siquiera son españoles. Las visitas se centran en el Palacio de Dueñas pero, sobre todo, en la capilla del Cristo de los Gitanos, desde donde su Hermano Mayor, Pepe Moreno, explicaba a este portal que la relación con su hermandad empezó hace 70 años. “Cuando nadie quería a los gitanos ella nos abrió las puertas de su casa”, aseguraba.

Lugar de reposo de las cenizas de la duquesa (Gtres)
Lugar de reposo de las cenizas de la duquesa (Gtres)

Un lugar de descanso alternativo

Doña Cayetana hizo en vida todo lo posible por descansar en la capilla de la hermandad del Cristo de los Gitanos. Pese a su deseo, tenía un plan B por si esto no ocurría: encargar un panteón que gestionó en el cementerio de San Fernando en el que se incluirían una estatua de dos palomas rodeadas de flores sevillanas. La duquesa mandó elaborar la estatua al escultor Álvarez Duarte. Pese a que finalmente no ha hecho falta el panteón, la estatua sí que llegó a diseñarse y actualmente se encuentra en Dueñas.

Finalmente, los planes de descanso eterno han sido los que soñó Doña Cayetana que, a buen seguro, se asombraría ante la cantidad de personas que han acudido a ver el lugar en el que reposa para siempre durante este fin de semana.

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios