Logo El Confidencial
acuden a un centro de pozuelo de alarcón

Sara e Iker, dos papás que disfrutan de Martín en la matronatación

Esta actividad se ha puesto de moda y los últimos en caer rendidos ante sus beneficios han sido el futbolista y la periodista. La última vez que fueron él se bañó con Martín mientras Sara observaba

Foto: Sara Carbonero e Iker Casillas, en una imagen de archivo (Gtres)
Sara Carbonero e Iker Casillas, en una imagen de archivo (Gtres)

La matronatación se ha puesto de moda y los últimos en sucumbir a sus beneficios han sido Sara Carbonero e Iker Casillas. La pareja se ha decantado por esta práctica para iniciar al pequeño Martín en los deportes acuáticos y están encantados con los resultados.

Gracias a la matronatación, la periodista y el futbolista pueden disfrutar de su hijo en un ambiente muy diferente en el que el pequeño crea un vínculo muy especial con sus papás. Mientras Martín se divierte jugando con sus progenitores, además se estimulan sus sentidos y se desarrolla su coordinación y habilidad motora.

Sara e Iker se han decantado por un centro de Pozuelo de Alarcón (Madrid) llamado Chapoteos, que está muy próximo a su casa de La Finca, al que acuden una vez por semana. Las clases duran 30 minutos y en ellas un máximo de seis bebés comparten actividades acuáticas en varias piscinas con sus padres.

Sara Carbonero e Iker Casillas con el pequeño Martín durante unas vacaciones (Gtres)
Sara Carbonero e Iker Casillas con el pequeño Martín durante unas vacaciones (Gtres)

Por la matronatación, Iker y Sara pagan 141,60 euros al trimestre a lo que deben sumarle los 20 euros de matrícula que pagaron al iniciar la actividad. Una actividad en la que ambos papás están muy involucrados, pero que durante la última sesión solo disfrutó Iker. El feliz papá fue el que se metió al agua con Martín mientras que una orgullosa Sara Carbonero los vigilaba desde el bordillo de la piscina.

Expertos en esta práctica acuática que actualmente se ha puesto tan de moda coinciden en destacar todos sus beneficios. Además de ser un momento ideal para disfrutar de la relación paternofilial, esta actividad consigue que el bebé “disfrute de sus percepciones, de las sensaciones corporales de equilibrio y flotación y además tome el control de la respiración”. 

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios