Logo El Confidencial
LA VIDA TRAS EL MEGXIT

La nueva vida de Meghan Markle en Canadá: Archie, caminatas y charlas con vecinos

La duquesa de Sussex está disfrutando de la naturaleza junto a su hijo, esperando reunirse con Harry, que se quedaba unos días más en Reino Unido para terminar de concretar su salida de la Casa Real

Foto: Meghan Markle, el pasado viernes en Londres. (Reuters)
Meghan Markle, el pasado viernes en Londres. (Reuters)
Autor
Tiempo de lectura2 min

No sabemos qué depara el futuro laboral de Meghan Markle, pero de momento sabemos cuál es su presente más inmediato. Está en Vancouver, en la mansión en la que han vivido los últimos cuatro meses y disfrutando junto a su hijo de la absoluta tranquilidad que le da la zona. Tras el paréntesis que hizo para afrontar sus últimos compromisos como miembro de la Casa Real británica, la exactriz ha retomado su rutina en Canadá, hasta donde viajaba el mismo lunes, tras la misa de la Commonwealth. Tal era el deseo de volver con su hijo que no esperó ni al príncipe Harry, que se quedaba en Londres para terminar de resolver su salida de Buckingham.

La vida de Meghan en Vancouver no puede ser más tranquila. Se dedica a hacer comida casera y a dar largos paseos por el bosque, que además tiene al lado, ya que la mansión en la que se alojan está situada cerca del parque natural de Horth Hill. Allí pasea con Archie y sus dos mascotas todos los días, sin excepción, durante una o dos horas. No es una zona muy concurrida, pero sí se cruza con algunos vecinos. Alguno de ellos no ha dudado en confesárselo a la publicación norteamericana 'US Weekly': "Es muy agradable con todos. Dice estar encantada de estar en la naturaleza y en un lugar tan aislado".

Meghan Markle, en Vancouver, en la portada de 'The Sun'.
Meghan Markle, en Vancouver, en la portada de 'The Sun'.


Gracias a las fotografías que tomaron los paparazzi en enero -y que probablemente no volveremos a ver por la amenaza que hicieron los Sussex a los fotógrafos-, nos podemos hacer una idea de cuál es el estilo de Meghan para estos paseos. Y dista mucho de sus últimas apariciones públicas en Londres, con vestidos de alta costura y sin dejar ningún detalle de sus estilismos al azar, perfectamente pensados para su adiós y para que su imagen en estos últimos actos oficiales quedara para el recuerdo.

La pregunta es ahora hasta cuándo durará esta apacible vida de la duquesa de Sussex. Cuando anunciaron los términos de su salida, informaron de que repartirían su tiempo entre Reino Unido y Canadá, pero también se ha sabido que se han interesado por una mansión en Malibú, donde la vida poco o nada tiene que ver con la que lleva ahora en la isla de Vancouver. Un dato que, unido a los movimientos que han realizado en los últimos meses, es para muchos la confirmación de que sus intenciones reales no eran proteger a Archie y vivir como ciudadanos anónimos, con caminatas de dos horas por los bosques canadienses, sino algo mucho más lucrativo que ser miembros de la familia real.

Meghan y Harry, en su reaparición en Londres. (EFE)
Meghan y Harry, en su reaparición en Londres. (EFE)

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios