Logo El Confidencial
familia real británica

Meghan Markle, una reina de las nieves con un curioso (y salvaje) vestido

A su llegada a Bristol, se han encontrado con una bonita estampa de nieve. Su intención era viajar en helicóptero, pero por problemas de visibilidad lo han cambiado por el tren

Foto: Meghan Markle en Bristol. (Getty)
Meghan Markle en Bristol. (Getty)

Meghan Markle sigue imparable con su agenda a pesar de su avanzado estado de embarazo. La duquesa de Sussex se ha tomado muy en serio su papel como royal y no quiere perder la oportunidad de dejarse ver. Esta semana ha visitado dos de sus patronatos -el National Theatre y la Association of Commonwealth Universities- y este viernes le ha tocado visitar la ciudad de Bristol. Allí, junto al príncipe Harry, se ha dado un verdadero baño de masas bajo la nieve.

Y es que a su llegada, los duques se han encontrado con una bonita estampa blanca de nieve. Su intención era viajar a esta ciudad del sudoeste de Inglaterra en helicóptero, pero por problemas de visibilidad han tenido que cambiarlo por el tren. Ese cambio de planes ha provocado que llegaran 20 minutos tarde, pero lo han compensado pasando casi 10 saludando al público allí congregado, a los que han preguntado si estaban bien y si se habían abrigado lo suficiente.

Los duques han visitado el Bristol Old Vic, el teatro en funcionamiento más antiguo del mundo de habla inglesa, así como el Empire Fighting Chance, que ayuda a las vidas de los jóvenes a través del boxeo. Lo cierto es que últimamente Meghan nos está dejando grandes sorpresas en cuestiones de estilismo. Y en esta ocasión no ha sido una excepción. La duquesa ha aparecido bajo la nieve con un abrigo negro de William Vintage con el que parecía una auténtica reina de las nieves.

Debajo llevaba un vestido de estreno cuyo estampado es cuando menos curioso. En la prenda, de Oscar de la Renta y realizada en seda chifón, aparece desde un unicornio hasta un ciervo, un mono o un jabalí. De manga larga con transparencias, bajo asimétrico, escote en V y cintura marcada, tiene un precio de 1.800 euros, aunque ya no está a la venta. Lo que ha sido todo un acierto es haberlo combinado con unas botas de ante verde militar de Sarah Flint, así como una cartera de mano a juego.

El vestido de Meghan.
El vestido de Meghan.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios