Logo El Confidencial
una vida llena de altibajos

Muere Annabelle Neilson, modelo, exmujer de aristócrata y amiga de Kate Moss

La última vez que se la vio en público fue, precisamente, al lado de Moss en la boda de Lord Edward Spencer-Churchill

Foto: Annabelle Neilson en 2015. (Getty)
Annabelle Neilson en 2015. (Getty)

Era la mejor amiga de celebridades como Alexander McQueen o Kate Moss, exmujer de un noble y modelo en los años 90. Su muerte ha conmocionado a Reino Unido. El cuerpo sin vida de Annabelle Neilson fue encontrado el lunes por la noche en su apartamento del barrio de Chelsea, aunque los informes revelan que podría llevar muerta desde el jueves. La muerte de la estrella del reality 'Ladies of London' no está siendo tratada como sospechosa pese a las circunstancias que la rodean. La última vez que se la vio en público fue, precisamente, al lado de Moss en la boda de Lord Edward Spencer-Churchill.

Desde que se ha dado a conocer su fallecimiento, numerosas personalidades han querido manifestar su dolor en las redes sociales. "Peace Be With You, Annabelle", ha escrito un usuario en Twitter. Muchos de ellos destacan su última faceta como autora de libros infantiles.

Pese a sus amistades, Annabelle era algo más que la compañera de fatigas del fallecido McQueen. La primera vez que se supo de ella mediáticamente fue cuando se casó con el banquero y heredero de un título de barón Nat Rothschild. Aquello ocurrió en Las Vegas en 1994 y catapultó a esta mujer morena de mirada penetrante y flequillos muy marcados. Los padres del joven pensaron que era "vulgar" y cuentan que hicieron lo imposible por boicotear un matrimonio que parecía acabado de antemano. Cuando Nat y ella se separaron tres años más tarde, Annabelle recibió una buena compensación económica para renunciar a su nombre dinástico.

Annabelle a principios de esta década. (Cordon)
Annabelle a principios de esta década. (Cordon)

Pese a todo, la joven también tenía antecedentes de alta cuna. Su abuela paterna era, de hecho, prima segunda de la reina madre. Eso no impidió que su infancia fuese bastante complicada. Disléxica y tímida, sufrió bullying de pequeña y a los 16 años fue víctima, en Australia, del ataque de un asesino que la golpeó durante dos horas. Tan terrible fue aquel suceso que tuvieron que reconstruirle algunas partes de la cara a través de una cirugía. El recuerdo del incidente la convirtió también, durante parte de su juventud, en adicta a la heroína. "La heroína me salvó la vida"; dijo una vez al 'Daily Mail'.

Fue su trabajo para McQueen, con solo 22 años, el que la puso definitivamente en el mapa y el que forjó una amistad que solo se rompió con la muerte de él. El destino ha querido que ella fallezca también joven, dejando un gran recuerdo a aquellos que tuvieron la fortuna de conocerla.

Celebrities

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios