Ilumina tu terraza gracias a los farolillos y los consejos de Ikea
  1. Estilo
  2. Ocio
La luz es tu mejor aliado

Ilumina tu terraza gracias a los farolillos y los consejos de Ikea

Consigue la terraza de tus sueños gracias a la iluminación que nos brinda la firma sueca

Foto: Farolillos de Ikea. (Cortesía)
Farolillos de Ikea. (Cortesía)

Tener terraza siempre es agradable, sobre todo cuando las temperaturas exteriores nos permiten disfrutar de ella, aprovechando este lugar para desconectar de nuestros problemas y disfrutando del aire libre sin necesidad de salir de casa.

Por eso una decoración adecuada puede hacer que este espacio pase de normal a excepcional. Una forma de conseguirlo es a través de la iluminación, que es clave a la hora de crear un ambiente acogedor y que invite al ocio.

Farolillos de Ikea. (Cortesía)
Farolillos de Ikea. (Cortesía)

Todo esto podemos conseguirlo gracias a la gran variedad de farolillos que podemos encontrar en Ikea, así como las prácticas soluciones e ideas que nos ofrecen para colocarlas de forma sencilla y estilosa.

Una mesa iluminada por la luz de estos farolillos siempre invita a abrirse más y compartir con el resto de comensales nuestras anécdotas, pero también nuestras inquietudes.

Una forma de conseguir lo que buscamos es colocarlos justo encima de la mesa. Si tienes un techo en el que hacerlo, coloca unas argollas o pequeños soportes y lo tendrás solucionado.

Si por el contrario no tienes esta posibilidad, desde Ikea recomiendan colocar una cuerda de lado a lado de la terraza, de ahí podrás colgar todos los farolillos que necesites para convertir tu velada en una cita especial.

Cuélgalos a diferentes alturas para un mejor efecto. Los farolillos en color rosa de la fotografía pueden ser tuyos por 12 euros el grande y 6 euros el pequeño y son del modelo ‘Solvinden’.

Farolillos de Ikea. (Cortesía)
Farolillos de Ikea. (Cortesía)

Otra opción es colocarlos bajo una sombrilla, directamente en las varillas de una como esta del modelo Ljusterö, que puedes conseguir por 70 euros.

Para decorar la imagen han empleado los farolillos redondos en color blanco del modelo Solvinden. Puedes encontrarlos en tres tamaños, el pequeño por 6 euros, el mediano costará 8 euros y el más grande, de 45 centímetros, 10 euros.

Farolillos de Ikea. (Cortesía)
Farolillos de Ikea. (Cortesía)

Si tienes poco espacio, puedes optar por poner guirnaldas. Para darles un toque original, enrédalas entre las plantas de la terraza, combinando la luz de las lámparas con el verde de la naturaleza que te rodea.

También puedes colocarlo sobre esos lugares que tendemos a dejar en un segundo plano, como las barandillas. Estas guirnaldas del modelo Solarvet no necesitan enchufes, funcionan con un panel solar que convierte la luz en energía y te costarán 20 euros.

Farolillos de Ikea. (Cortesía)
Farolillos de Ikea. (Cortesía)

Aprovecha la gran variedad de farolillos que puedes encontrar en Ikea para crear diferentes ambientes. ¿Algo más festivo o prefieres algo más romántico? Prueba con las distintas formas y colores que te ofrece la gama Solvinden y que podrás encontrar por menos de 15 euros.

De este mismo modelo tienen algunos estampados con flores, por 13 euros, y otros que en lugar de ser redondos son alargados, y que pueden constarte entre 8 y 10 euros, dependiendo del tamaño que mejor se adapte a tu terraza.

Todos los farolillos de esta gama funcionan con paneles solares. Con la batería totalmente cargada pueden dar hasta 12 horas de luz y se encienden automáticamente cuando el entorno es oscuro y el interruptor está activado. Así, con ellos ahorras energía y cuidas el medioambiente.

Terraza Ikea Decoración
El redactor recomienda