Mainat duda de la salud mental de su mujer y logra la orden de alejamiento: "No la odio"
  1. Famosos
CARA A CARA EN LOS JUZGADOS

Mainat duda de la salud mental de su mujer y logra la orden de alejamiento: "No la odio"

El productor televisivo ha comparecido este domingo 25 en el juzgado para dar su versión de los hechos sucedidos en aquella fatídica madrugada del 22 al 23 de junio

placeholder Foto: Josep Maria Mainat llegando a los juzgados de Barcelona. (EFE)
Josep Maria Mainat llegando a los juzgados de Barcelona. (EFE)

¿Qué mejor manera que celebrar tu 74 cumpleaños que pasar una mañana de domingo ante el juez, declarando sobre cómo crees que tu mujer te intentó matar? Es esta la vida de Josep Maria Mainat desde hace meses.

El productor televisivo, que cumplió años el sábado, ha comparecido este domingo 25 en el juzgado de instrucción número 32 de Barcelona para dar su versión de los hechos sucedidos en aquella fatídica madrugada del 22 al 23 de junio.

Foto: Josep María Mainat.

Tras su declaración, el juez ha impuesto una orden de alejamiento a Angela Dobrowolski, su todavía mujer, quien deberá mantener 1.000 metros de distancia de él y de sus dos hijos.

En el juzgado se dirimía hoy la posibilidad de que Angela fuera a prisión, algo que ni siquiera Mainat desea, tal y como ha dicho él mismo a las puertas de los juzgados. “No desearía por nada del mundo que Angela entre en prisión”, ha asegurado. Así que el juez ha descartado el ingreso en prisión de Dobrowolski, quien debe comparecer cada 15 días ante los juzgados y se le ha retirado el pasaporte.

Mainat ha llegado puntual, “muy tranquilo”, ha dicho, y ha entrado en el edificio judicial. Acompañado por su abogada, Olga Tubau, y un guardia de seguridad del que no se separa, el productor ha emplazado a la prensa a hablar a su salida.

placeholder Josep Maria Mainat acompañado por su abogada, Olga Tubau. (EFE)
Josep Maria Mainat acompañado por su abogada, Olga Tubau. (EFE)

Así ha sido. Alrededor de las 15.00 horas, sin la chaqueta, con mascarilla, muy bien humor y un tono que rebajaba la tensión sobre el caso, el productor ha contado por encima lo sucedido dentro de la sala y ha pedido “seriedad” ante la gravedad de lo que se juzga. “Nos tenemos que tomar muy en serio un posible intento de asesinato”, ha dicho Mainat, quien habla de “dos noticias paralelas”. Recordó que “por un lado hay un tema familiar, que sigue su vía y que no tiene nada que ver” con el asesinato, y después la vía penal que está en instrucción y que les ha llevado a ambos a comparecer ante el juez este domingo.

“Espero que se termine el friquismo en torno a mi vivienda”, ha bromeado Mainat, quien sabe tratar a la prensa y ha mostrado un notable savoir faire. En esta línea, ha asegurado que en las declaraciones de su mujer hay mucho “engaño”, lo que le provoca un gran enfado. “Estoy muy cabreado por eso… pero ¡no la odio, coño!”, ha dicho para reír después con sorna.

En este tono casi cómico, Mainat ha querido rebajar sus acusaciones, consciente de que habla de la madre de dos de sus hijos. Todo empezó, según Mainat, el pasado enero, cuando decidieron separarse, un proceso que se ha alargado por la pandemia y por la negativa de ella a aceptar las condiciones de su marido. En junio, la noche de autos, mantuvieron, según Mainat, una fuerte discusión, que terminó con el presunto intento de asesinato. “Yo estaba muy aturdido y lo último que recordé fue a Angela poniéndome inyecciones”, ha dicho. “Me sabe muy mal haberlo dicho todo por una intuición”. A pesar del matiz, ha lanzado algunas acusaciones veladas al pedir que se realice a su mujer “un informe a ver si está bien mentalmente y químicamente”.

placeholder La esposa de Josep Maria Mainat, Angela Dobrowolski, acompañada por su abogado, Jorge Albertini. (EFE)
La esposa de Josep Maria Mainat, Angela Dobrowolski, acompañada por su abogado, Jorge Albertini. (EFE)

Minutos después de la llegada de Mainat hacía lo propio su mujer, Angela Dobrowolski , acompañada de su nuevo abogado, Jorge Albertini, conocido colaborador de programas de Mediset.

No estamos ante la primera cita judicial en la que se encuentra la pareja desde que entraran en esa profunda crisis matrimonial que los ha llevado al límite. En septiembre tuvieron una cita en el juzgado de lo civil para dirimir asuntos relacionados con su divorcio. Estamos, eso sí, ante la primera declaración que realiza Mainat sobre el supuesto intento de asesinato por parte de su mujer, según nos informan fuentes judiciales.

Si se ha producido en un domingo es porque el juez tiene muchas causas atrasadas a consecuencia de la pandemia y aprovecha las jornadas que está de guardia para adelantar causas pendientes, como esta. Así, el juez ha citado a Mainat y también a su mujer, quien en principio no ha declarado. El ingreso en prisión de Angela, descartado por el juez, ha sobrevolada la jornada en todo momento Esta hubiera sido la decisión más extrema, según fuentes judiciales. Estamos ante un caso que se ha complicado cada vez más, en el que las partes informan cuando lo consideran y en algún momento han llegado incluso a confundir a la prensa. El viernes pasado, sin ir más lejos, Angela y su representante aseguraron que se había suspendido el proceso de desahucio por el que ella debería abandonar la casa en la que vivían ambos y en la que ahora está solo ella. Nada más lejos de la realidad, avisan fuentes judiciales, el proceso de desahucio sigue adelante y en algún momento se decretará que Angela abandone la casa.

placeholder Josep Maria Mainat entrando en los juzgados. (EFE)
Josep Maria Mainat entrando en los juzgados. (EFE)

Ante este tipo de confusiones, hay que ser muy cauto y escuchar a quienes no tienen interés alguno en el caso, como las fuentes oficiales de los juzgados, que informan de manera puntual aunque con pocos datos porque el magistrado del 32 es un juez muy reacio a la prensa.

Sería la decisión más extrema, matizan fuentes judiciales, pero sí que es muy probable que el juez revise las condiciones de Angela y determine nuevas restricciones en relación con su marido. Sea como sea, estamos ante un case que se ha complicado cada vez más, en el que las partes informan cuando lo consideran y en algún momento han llegado incluso a confundir a la prensa.

El viernes pasado, sin ir más lejos, Angela y su representante aseguraron que se había suspendido el proceso de desahucio por el que ella debería abandonar la casa en la que vivían ambos y en la que ahora está solo ella. Nada más lejos de la realidad, avisan fuentes judiciales, el proceso de desahucio sigue adelante y en algún momento se decretará que Angela abandone la casa.

Ante este tipo de confusiones, hay que ser muy cauto y escuchar a quienes no tienen interés alguno en el caso, como las fuentes oficiales de los juzgados, que informan puntualmente aunque con pocos datos porque el magistrado del 32 es un juez muy reacio a la prensa.

Noticias de Famosos
El redactor recomienda