Arantxa Sánchez Vicario y su exmarido, su situación se complica: el banquillo más cerca
  1. Famosos
MOMENTO DELICADO

Arantxa Sánchez Vicario y su exmarido, su situación se complica: el banquillo más cerca

El Banco de Luxemburgo solicita una pena de cuatro años de cárcel por alzamiento de bienes y una indemnización de 6.170.942 euros

placeholder Foto: Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana. (Getty)
Arantxa Sánchez Vicario y Josep Santacana. (Getty)

La situación de Arantxa Sánchez Vicario y su exmarido, Josep Santacana, es delicada. El Banco de Luxemburgo solicita una pena de cuatro años de cárcel para ellos por alzamiento de bienes y una indemnización de 6.170.942 euros, a los que habría que sumar los intereses y las costas procesales.

La entidad bancaria ha presentado ya en el Juzgado de Instrucción Número 4 de Barcelona su escrito de conclusiones, al que se sumará el de la fiscalía y el de la defensa de ambos, en el que solicita formalmente que se abra juicio oral, según informa 'La Vanguardia'.

Foto: Arantxa Sánchez Vicario.(EFE)

Debemos recordar que este medio, en febrero de 2018, desvelaba que se había ampliado la querella criminal interpuesta por el mismo banco después de que consideran que la tenista española se había descapitalizado después de vender sus propiedades en España y Andorra, pese a sus requerimientos como acreedor y una sentencia firme por vía civil, como veremos a continuación. El BDL ha presentado su acusación con una ampliación: las sociedades opacas que Arantxa Sánchez Vicario habría abierto en Florida y Delaware cuando se trasladó a vivir a Miami.

Un documento demoledor

Ya en junio de 2018 en Vanitatis tuvimos acceso al escrito de apelación presentado por el banco en el Juzgado de Instrucción número 4 de Barcelona para reclamar, otra vez, que Arantxa y Pepe fueran encarcelados de manera preventiva, algo que el juez había rechazado. Era un documento demoledor...

En él se leía: "El juzgado había dictado la prohibición de disponer a fin de que los querellados no siguieran vendiendo activos cuyo precio desaparecía, como habían hecho antes, durante y después de la sentencia condenatoria a pagar al Banco de Luxemburgo más de siete millones de euros. Los querellados desobedecieron al juzgado, cambiaron al anterior liquidador y nombraron a una nueva liquidadora de la sociedad, que, desobedeciendo la prohibición judicial, y abiertas las diligencias por vaciamiento patrimonial, vendieron el último inmueble que les quedaba, en la avenida Diagonal, con sus plazas de parking, por precio vil, haciendo desaparecer el dinero”.

placeholder El documento al que tuvo acceso Vanitatis.
El documento al que tuvo acceso Vanitatis.

Estamos hablando de un caso complejo que Vanitatis había adelantado en exclusiva un año antes. Arantxa había acumulado una deuda de 5,2 millones de euros con Hacienda por el impago de impuestos durante los años 1989 y 1993. La campeona de Roland Garros había declarado su residencia en Andorra y un juzgado decidió que no era cierto, por lo que debía abonar los impuestos impagados. Para hacer frente a esa deuda con Hacienda, pidió un aval al Banco Sabadell. Un aval que fue contraavalado por un dinero que tenía depositado en el Banco de Luxemburgo. En efecto, fue en 2009 cuando el Tribunal Supremo confirmó la sentencia de la Audiencia Nacional que le obligaba a pagar esos 5,2 millones de euros, que la agencia tributaria pudo cobrar por el mencionado aval.

El banco reclamaba al año siguiente la ejecución del aval, pero no hubo respuesta por parte de Arantxa Sánchez Vicario por lo que recurrieron a la vía civil. Fue en de 2014 cuando el Juzgado de Primera Instancia 2 de Esplugues de Llobregat, con sentencia firme de 2013, acordó proceder a la averiguación patrimonial de la extenista. Sin embargo, sus cuentas estaban a cero. Aun así, según informa el mencionado rotativo, se llegó a satisfacer dos pagos de su deuda, por valor de 195.146 euros en marzo de 2018 y de 715.990 en abril del año pasado. El resto queda aún pendiente...Y el banquillo está cada vez más cerca.

Arantxa Sánchez Vicario