Carla Royo-Villanova y su dura decisión: los estragos del covid en su salud y su negocio
  1. Famosos
NO PUEDE MÁS

Carla Royo-Villanova y su dura decisión: los estragos del covid en su salud y su negocio

Cuando llegó la pandemia, la esposa del príncipe Kubrat de Bulgaria contrajo la enfermedad por coronavirus y sus fuerzas para remar a contracorriente se vieron mermadas

Foto: Carla Royo-Villanova. (@carlabulgaria)
Carla Royo-Villanova. (@carlabulgaria)

Carla Royo-Villanova ha dicho "¡basta!". Tras unos meses muy complicados en los que ha luchado contra viento y marea para salvar su negocio y para recuperar la buena salud, ha sido consciente de que ha llegado el momento de tirar la toalla, tal y como ella mismo ha explicado en redes sociales.

En 2008, Carla lanzó su propia línea de cosméticos de agua de rosas, Carla de Bulgaria Roses Beauty. Pero tras 12 años, este 31 de diciembre de 2020, su negocio cerrará las puertas para siempre.

Foto: Carla Royo-Villanova. (@carlabulgaria)

Cuando llegó la pandemia, la esposa del príncipe Kubrat de Bulgaria vio, como le ha ocurrido a tantos autónomos y empresarios, como su negocio se veía afectado. Para colmo de males, Carla contrajo la enfermedad por coronavirus y sus fuerzas para remar a contracorriente se vieron mermadas.

placeholder Carla Royo-Villanova junto a su hijo Mirko. (Getty)
Carla Royo-Villanova junto a su hijo Mirko. (Getty)

A pesar de los esfuerzos, ahora, en una entrevista concedida a 'La Razón', reconoce que "he agotado mi pulmón económico y mi corazón físico".

La propia Carla ha compartido algunas de sus declaraciones en redes sociales: "Estoy cansada de pasarme el día pensando como quitar palos de las ruedas. A finales de febrero me contagié de Covid y perdí mucha fuerza, estuve hasta abril muy baja de ánimo. Pero al recuperarme lo vi todo de otra manera", explica.

Llegó un momento en que Carla entendió que tratar de continuar era un riesgo que ya no estaba dispuesta a asumir. "Con más paz y sosiego, me replanteé muchas cosas, y comprendí que si la empresa no iba bien no podía seguir forzando la máquina y arriesgando mi salud y el ánimo de mi propia familia".

"Llevo casi trece años luchando, conseguí un nombre a golpe de hacer las cosas bien y ofreciendo calidad, he pagado toda la hipoteca y dado trabajo a mucha gente, pero hay que saber decir "hasta aquí hemos llegado", afirma con resignación.

Carla asume la derrota con valentía: "Me voy con la tranquilidad de saber que se intentó a muerte, y afronto esta derrota con la misma valentía que afronté el reto de lanzar, completamente sola, una línea cosmética”.

A pesar de la difícil situación, Carla Royo-Villanova no tira del todo la toalla: "La web se mantiene, sin cosmética pero con novedades, como Carla Selección, con los blogs, viajes y experiencias gastronómicas", explica.

Carla termina agradeciendo la fidelidad de sus clientes a lo largo de estos años y recordando que aún se pueden conseguir sus cremas a través de la web. "Me quedo tranquila de haberlo intentado. Gracias a todos mis queridos clientes, habéis sido mi mejor recuerdo de estos años, muchos incluso os habéis convertido en auténticos amigos. Gracias siempre".

placeholder El diseñador Lorenzo Caprile con Carla Royo-Villanova junto al vestido que le creó para su boda con Kubrat de Bulgaria. (EFE)
El diseñador Lorenzo Caprile con Carla Royo-Villanova junto al vestido que le creó para su boda con Kubrat de Bulgaria. (EFE)

Tras la confesión de Carla, los comentarios de cariño y apoyo no se han hecho esperar. Entre ellos, los de algunas amigas como Fiona Ferrer. El mensaje de aliento de esta ha sido especialmente conmovedor: "Carla cerrar una empresa es el comienzo de abrir nuevos proyectos. Todos los grandes empresarios y emprendedores cierran y abren empresas. Es parte del proceso. Caerse y levantarse. No has fracasado en absoluto. Fracasado es quien no intenta las cosas y quien opta por la cosa fácil. Eres una gran empresaria, persona y amiga y cada día me acuerdo de ti porque en mi mesa del salón está la bandeja de plata que me regalasteis en mi boda. Con la firma de los dos y toda la buena energía que siempre transmitís. Recupérate. Ponte fuerte y este 2021 empieza una nueva etapa. Mil y mil besos de corazón. El mundo es de los valientes y tú lo eres".

El redactor recomienda