Logo El Confidencial
será madre a los 46 años

Nuria Soler, la madre de Fábregas, entre el 'coaching' de su empresa y su futura hija

La madre del jugador blaugrana será madre en unos meses y es una de las empresarias más destacadas del panorama catalán gracias a AlterEgo Assistants

Foto: El jugador y su madre, Nuria Soler
El jugador y su madre, Nuria Soler

Barcelona, año 2000. El entrenador del infantil A del FC Barcelona, Rodolfo Borrell, recibe una llamada de Nuria Soler. La empresaria acaba de separarse de su marido, el también empresario, pero de la construcción, Francesc Fábregas, y le pide al entrenador que la ayude a la hora de comunicárselo a su hijo, que juega en el equipo que entrena. Ese niño, que no era otro que un Césc Fábregas de trece años, rompe a llorar pero en su memoria queda la camiseta que le firma ese día Pep Guardiola y también el consuelo que le ofrecieron tanto él como su entrenador en un momento duro de su infancia. La lejana anécdota da una idea de lo que significa el famoso jugador para su madre, que pretendía que la noticia de la separación no afectase al rendimiento deportivo y escolar de su hijo. Soler era noticia esta semana por el anuncio del próximo nacimiento de su tercer hijo, a los 46 años. Ella se sorprende ante la cobertura de la noticia de su embarazo: “No sé qué noticia es esa. Además, la dan mal. Lo que voy a tener es una niña”, asegura a Vanitatis.

La madre del famoso jugador es una de las empresarias catalanas más famosas de la región, con un olfato especial para llevar adelante proyectos como Alter Ego Assistants, microempresa dedicada a “atender las necesidades de la empresa y sus trabajadores”, de ofrecer el ‘otro yo’ al empresario y al que trabaja para él, algo que demuestra su carácter insólito. La idea de hacer ‘coaching’ (tarea principal de AlterEgo Assistants) tanto para clientes como para empresarios se le ocurrió a raíz de trabajar como directora del grupo SERHS, donde se encargó de la unidad de alimentación. “Fui directiva durante ocho años y siempre me ha gustado cuidar a los trabajadores. Cuanto mejor los trataba, mejor rendían. Entonces fue cuando decidí apostar por esta idea y dedicarme por completo a ellos”.

Es una mujer juvenil, moderna, que fue madre con apenas 18 años y que hace uso de las nuevas tecnologías, como demuestra el uso que hace de las redes sociales, ya que tiene perfil en todas: Facebook, Twitter e Instagram, en las que suele subir fotografías personales como la del viaje a Tokyo que hizo junto a su pareja. Fue paso a paso hasta crear su propia empresa, sin importarle que los demás considerasen si era o no era su momento. “Llegó un momento de mi vida en la que necesitaba libertad de agenda, aunque la verdad es que en los trabajos me esclavizaba yo sola. Trabajar para mí misma me ha dado más dolor de cabeza pero la verdad es que se agradece”.

La empresaria, en su imagen de perfil de Facebook
La empresaria, en su imagen de perfil de Facebook

También se toma con bastante humor y buen parecer el hecho de ser la madre de quien es y de que, en muchas ocasiones, las conversaciones deriven hacia su hijo. “A veces no lo permito. Muchos clientes míos no saben que es mi hijo. A lo mejor se acaban enterando a los dos años. Sí, soy su madre y ya está. No es algo en lo que piense cada día”, asegura.  Además, entiende el papel de una mujer trabajadora una vez superada la barrera de los 40 años. En su caso, el ser madre tan joven fue lo que le permitió formarse hasta alcanzar su objetivo: “Yo estudié hasta los 18 años y después empecé a hacer máster y formarme en empresa. Hoy en día, entre los 40 y los 45 años, estás aún a la mitad de tu carrera profesional. Ya no es como antes. Yo inicié un nuevo camino hace cinco años y como había sido madre muy joven, mis hijos ya estaban independizados”.

¿Supedita la maternidad el tomar decisiones en lo laboral?  No es su caso ya que el bebé que viene en camino no la hará desviarse de la vida profesional planteada. “Será mi pareja el que lleve mi día a día. Estamos muy ilusionados”. Tampoco ve por qué hay que destacar la edad a la que le va a tocar ser madre por tercera vez: “Mi doctor dice que soy de las pacientes más jóvenes que tiene. Muchas amigas mías de edades similares que no tienen hijos dicen que yo les doy esperanza”, asegura esta empresaria hecha a sí misma y madre de todo un símbolo del fútbol español con la misma naturalidad con la que muestra que cualquier edad es buena para hacer realidad un camino trazado.

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios