Las transparencias han vuelto y esta es la nueva manicura francesa que lo demuestra
  1. Estilo
  2. Belleza
Clásicos reinventados

Las transparencias han vuelto y esta es la nueva manicura francesa que lo demuestra

Llevamos tiempo anunciándote que la manicura francesa ha vuelto, pero nada como las redes sociales para abrir tu mente a golpe de inspiración… Y de color

Foto: Esta es la nueva manicura transparente que sustituirá a la francesa. (Imaxtree)
Esta es la nueva manicura transparente que sustituirá a la francesa. (Imaxtree)

La minimalista y discreta manicura francesa ha quedado en segundo plano. Sí, despejar la uña y jugar con las transparencias sigue siendo trendy, pero la variable millennial y celeb ha convertido al esmaltado más sencillo y repetido del mundo -bueno, después de rojo de toda la vida- en la manicura con más posibilidades creativas.

A diferencia de otras técnicas que sí que buscaban jugar con dos colores, esta nueva moda respeta las normas de la manicura francesa tradicional y no suma colores, aunque sí juega con al menos uno. Se potencia el tono de la propia lámina y se añade otro color, no blanco sino radicalmente distinto, a poder ser ultrapigmentado y neón, si eres tan moderna que hasta tu manicura tiene que ser un cartel luminoso.

[LEER MÁS. La mujer detrás de las manicuras más deseadas de Hollywood: de Pe a las Hadid]

La finalidad de la manicura francesa era la de recrear y perfeccionar la forma de la uña. Con un esmalte ligeramente rosado se cubría toda la uña para conseguir homogeneizar toda la lámina, cubriendo diferencias de color e irregularidades. Este paso, primordial y encargado de dejar esa sensación de uña perfecta, suele ser uno de esos que nos saltamos cuando nos hacemos la manicura en casa, de ahí que no nos quede con ese aspecto profesional.

La parte más identificable de este tipo de esmaltados es, sin lugar a dudas, el borde libre de la uña que se pinta de blanco con la misma finalidad que el paso anterior, para perfeccionar y homogeneizar el tono en una zona de la uña que tiende a perder definición y verse algo más amarillenta o transparente. Para igualar las dos capas, el paso final de la manicura francesa tradicional aplica un esmalte transparente que hace que la laca de ambas zonas quede en la misma capa.

¿Qué hay de nuevo en la manicura con transparencias?

Nada como reinventar un clásico y adaptarlo a los gustos del público. Eso, en 2020, pasa por aplicar colores inesperados a la manicura francesa. Hace años se intentó viralizar la manicura inversa, consistente en aplicar color en toda la lámina y colocar un color diferente -o incluso el propio blanco- en el borde libre.

Sin embargo esta nueva técnica busca mantener la uña limpia, con un capa de brillo o esmalte perfeccionador de un tono similar al de nuestra lámina, y aplicar un color llamativo en el borde libre. De este modo, la manicura no es aburrida sino colorida, pero sin resultar hortera.

Entre los colores más habituales para decorar esta pequeña franja de la uña están los rosas, desde los más intensos hasta los pastel, el negro o la amplia gama cromática de los neón.

Puede sonar atrevido, pero la realidad es que solo depende del diseño que elijas. Y es que aquí, precisamente, es donde entra en juego la segunda innovación de la manicura francesa transparente: se admite cualquier diseño en el borde libre.

Si tradicionalmente nos limitábamos a seguir la forma de nuestra uña y pintar tan solo la zona libre, esa que ya de por sí es blanca, o ampliábamos su grosor para crear la sensación de una uña más larga, ahora todo vale.

Bella Hadid ya nos adelantó la tendencia jugando con dibujos tribales, aunque sin atreverse a incluir más colores. Pero las redes sociales y los manicuristas han puesto su ingenio a trabajar y las creaciones permiten dibujar desde corazones hasta llamas.

[LEER MÁS. Margaritas en las uñas: así es la manicura de moda entre las celebs]

Los diseños en V también han cobrado bastante popularidad, en parte porque se adaptan a la perfección a las uñas más largas, con formas puntiagudas o coffin.

Además de las uñas acrílicas, las postizas o de gel también se han convertido en los lienzos habituales de las manicuras transparentes. Si a una lámina de por sí llamativa por su longitud, la pintamos de un tono natural y aplicamos tan solo un ligero toque de color, podemos llevar tendencias sin un resultado exagerado.

También es habitual encontrar decorado el borde libre de la uña con esmaltes metalizados o directamente con aquellos que contienen purpurina prensada. Cubrir toda la uña de glitter puede resultar demasiado, así que ¿por qué no decorar solo un extremo? Minimalista y brillante.

La manicura ha hablado y es el turno del color y la creatividad. El beneficio extra es que vas a gastar muy poco esmalte de uñas para conseguir resultados a la moda.

MANICURA Tendencias de belleza Esmalte de uñas Laca de uñas
El redactor recomienda