Pilar Medina Sidonia (Christie’s) nos cuenta por qué pujan hoy los ricos españoles
  1. Famosos
Pilar González de Gregorio

Pilar Medina Sidonia (Christie’s) nos cuenta por qué pujan hoy los ricos españoles

La presidenta en España de Christie’s, la casa que acaba de recaudar más de ochocientos mil dólares por la colección Rockefeller, nos descubre el mundo de las subastas

Foto: Pilar Medina Sidonia, presidenta de Christie's España.
Pilar Medina Sidonia, presidenta de Christie's España.

ija de la duquesa de Medina Sidonia -la llamada duquesa roja-, Pilar es una experta en arte que disfruta hablando de esculturas y pinturas, pero su pasión son las subastas, por eso su trabajo como presidenta de Christie’s España la hace tan feliz. “Me rejuvenece”. Y gracias a ella olvida su polémicos líos familiares, actualmente en 'stand by'. Hablamos con ella de estos asuntos y también, y sobre todo, le preguntamos cuáles son hoy las preferencias de los ricos españoles a la hora de pujar.

¿Contentos con la recaudación de la subasta de los Rockefeller?

Ha sido una subasta magnífica, muy por encima de la estimación. Estaba valorada en 500 millones de dólares y solo con la venta de la pintura, el martes día 8, logramos 646 millones de dólares. En total hemos recaudado 832.573,469 dólares. ¡Con un cien por cien vendido!

¿Participan muchos españoles en subastas como esta?

Sí. Desde hace dos o tres años se nota que en España hay coleccionistas que empiezan a adquirir. Antes el mercado español era solo vendedor. Ahora los españoles ya compran.

¿El mundo del arte goza de buena salud?

La crisis ha pasado. Es un mercado como todos, con buenos y malos momentos, pero en este momento goza de buena salud. La incorporación de Asia tiene mucho que ver. Ha incrementado el número de clientes y también los precios. Ha sido una revolución.

Pilar González de Gregorio muestra las oficinas de Christie´s en España. (Foto: Olga Moreno)
Pilar González de Gregorio muestra las oficinas de Christie´s en España. (Foto: Olga Moreno)

Y ¿qué compran los ricos españoles?

El arte contemporáneo es la gran estrella, en este momento tiene mucho valor. También impresionismo y arte moderno. Pero no solo en España, en todo el mundo. El mercado del arte es muy global. Bueno, de pronto hay personas que son francesas, por ejemplo, y les gusta el arte francés, lo suyo. Pero en líneas generales es un mercado muy globalizado. En España hay mas coleccionistas de los que se saben, y no necesariamente los más ricos coleccionan. Ya sabes que nosotros no podemos dar nombres. También hay muchos anónimos. Y hay compradores que no tienen mucho dinero y coleccionan litografías por ejemplo. Una litografía de Picasso puede valer 200 euros, depende.

En España hay mas coleccionistas de los que se saben, y no necesariamente los más ricos coleccionan. Ya sabes que nosotros no podemos dar nombres

¿El público sabe más, es cada vez más exigente?

El público tiene cada vez mas información y sabe dónde ver y consultar. Todo es muy científico. Pero también está el elemento de la pasión que es lo que explica que en un determinado momento una pieza se venda a un precio loco.

¿Internet resta encanto a las subastas?

Internet da mas accesibilidad, pero las subastas siguen siendo clásicas. Lo que sucede es que uno puede pujar por internet, pero igual que por teléfono, compitiendo con quien está en la sala. Solo hay que apuntarse y presentar una referencia bancaria. También hay subastas meramente online pero solo de objetos de valor limitado. En Christie’s hacemos unas doscientas subastas al año en todo el mundo. En España no, porque la demanda de subasta local ya está cubierta y para las obras de arte importantes es mejor el mercado internacional.

Pilar González de Gregorio, hija de la duquesa roja. (Foto: Olga Moreno)
Pilar González de Gregorio, hija de la duquesa roja. (Foto: Olga Moreno)

¿Lo mas raro que ha vendido Christie’s España?

Una vez vendimos unas máquinas Enigma, de las que descifraron los mensajes de Hitler, que estaban aquí en España. Muchas veces nuestra labor es un poco como de detectives y hemos hecho hallazgos magníficos. También una bandera, la primera que ondeó en la Luna, la del Apolo 8, que estaba en España, y esqueletos de dinosaurios… La gente nos llama y vamos a ver qué tienen. De hecho afloramos mucho arte que no se sabía que existía y eso es una aportación que hacemos a la cultura, a los museos y al patrimonio español, y hemos descubierto muchas obras perdidas que si no fuera por casas como la nuestra probablemente seguirían en un desván.

Coleccionistas fetichistas

Daniel Craig

Para ser coleccionista hay que empezar por lo que a uno le gusta, porque el gusto y la pasión son un valor añadido, y eso marca un camino. Se puede coleccionar de todo: porcelanas, dibujos, libros, dedales, muebles… Todo el coleccionismo tiene algo de fetichista, pero también hay fetichismo puro y duro. Hicimos una venta de los 50 años de James Bond y se alcanzaron precios fabulosos: 44.460 libras (unos 55.000 euros) por el bañador de Daniel Craig, que era de licra. O los bolsos de Hermès, que son artículos de lujo, hay algunos que se han vendido por cien mil euros, ¡más que una joya!, y quien los compró seguro que ni siquiera lo hizo como inversión de futuro… Para ser coleccionista no es necesario mucho dinero. Hay cosas muy baratas, de 100 euros, o de 500 euros, grabados, litografías, carteles… Si la colección es buena y está bien comprada, se puede revalorizar muy bien…

Y si hereda 300 millones de euros...

Si hereda 300 millones, arte moderno, mejor que arte antiguo, y en ese caso se necesita un asesor, porque detrás tiene que haber un conocimiento. Las grandes colecciones suelen tener asesor artístico. Nosotros tenemos ese servicio y a veces sugerimos obras de la competencia si vemos que complementan bien una colección… En arte contemporáneo recomendaría pintura o escultura, que también se revaloriza. Con Eduardo Chillida o algo de Martín Chirino de los años 50 no te equivocas. Las piedras, si te gustan, también. Ahora las perlas están a la baja, pero los rubíes viven su momento.

¿El arte siempre se revaloriza?

A veces va a la baja. Hay modas, momentos en los que algo vale muchísimo y luego pasa. El arte antiguo, por ejemplo, ahora no llega a la gente por una cuestión de estética, por relación con los espacios que se construyen hoy en día. El arte antiguo requiere más cultura, hay que saber el porqué de un paisaje o un retrato, además hay muchísimo arte religioso o mitológico… Hay mas esfuerzo de conocimiento. En el contemporáneo hay simplemente un fogonazo. También hay excepciones. 'Salvator Mundi', de Leonardo da Vinci, que es una imagen cristiana y está en el Museo de Qatar, se vendió en una subasta de arte contemporáneo, se hizo un experimento en la técnica de venta y fue un exitazo. Fue adjudicado por 450,3 millones de dólares.

Empezamos vendiendo alta costura pero solo de personajes conocidos, Marilyn Monroe, Audrey Hepburn… De esta última una pulsera de bisutería llegó a costar 200.000 euros

¿Por que obra pujarías si pudieras?

Si saliera la Antea, de Parmigianino, que está en el museo Capodimonte de Nápoles, me arruinaría por ella. Es mi cuadro favorito. Y mi museo, el del Prado, no lo puedo evitar.

¿Los trajes también son arte?

Empezamos vendiendo alta costura pero solo de personajes conocidos, Marilyn Monroe, Audrey Hepburn… De esta última una pulsera de bisutería llegó a costar 200.000 euros. Pero ahora ya sí se venden trajes de alta costura que son exclusivos y que por su diseño y por su autor se consideran obras de arte.

Catálogos de la casa de subastas Christie's. (Foto: Olga Moreno)
Catálogos de la casa de subastas Christie's. (Foto: Olga Moreno)

¿La legislación ayuda al arte y al mundo de las subastas?

La ley en España es muy restrictiva y por un lado protege, pero por otro no ayuda a traer arte español a España. Los coleccionistas no compran lo que está fuera porque les da miedo no poder volver a sacarlo y que pierda valor. La ley es un muro. En Francia o Inglaterra cuando declaran algo inexportable, el Estado lo tiene que comprar y tiene dos años para hacerlo. Las cartas de Colón que la Casa de Alba quiso vender, por ejemplo, es verdad que son algo fundamental para nuestra Historia; el diario de abordo es insustituible, pero… El cuarto de baño de la duquesa de Alba, que sí se vendió, era de los años 20, no tenía cien años, y entonces no forma parte del patrimonio español y no te pueden negar el permiso de salida.

Lo peor es decirle a alguien que su cuadro no es lo que pensaba o que su joya es falsa. Es durísimo


¿Donar cuadros tiene ventajas?

Fiscales ninguna. Eso seria buenísimo porque incitaría a comprar cuadros y el Estado recuperaría mucho patrimonio histórico. Habría personas o empresas que preferirían comprar un cuadro y donarlo antes que pagar impuestos, pero como lo que se quería era recaudar, cambiaron la ley y en el coleccionismo español se notó muchísmo. El cuadro de Madrazo que Alicia Koplowitz ha regalado al Museo del Prado es amor al arte puro y duro.

¿Lo peor y lo mejor de tu trabajo?

Lo peor es decirle a alguien que su cuadro no es lo que pensaba o que su joya es falsa. Es durísimo. O que su obra no se ha vendido, aunque en este caso procuramos reciclar. Mucha gente se enfada con nosotros, pero hay que decir la verdad. Y lo mejor es al revés, cuando descubres una maravilla en un desván o en el fondo de una casa y ves la cara de ilusión del propietario. Y también es un subidón cuando consigues que libros como el de Giorgio Vasari, con anotaciones manuscritas de El Greco, pasen de manos privadas al Estado Español. En este caso, el dueño lo descubrió en Londres y le hicieron una rebaja porque tenía anotaciones a mano. ¡Y luego se descubrió que eso precisamente era lo valioso!

Noticias de Famosos