Logo El Confidencial
UN DÍA MUY FELIZ

Feliciano López y Sandra Gago: lo que aún no han mostrado ni dicho sobre su boda

Los novios se casaron en la más estricta intimidad y bajo fuertes medidas de seguridad... Desde hace días se hablaba de una exclusiva

Foto:  Los recién casados, en una imagen del perfil de IG de Feliciano.
Los recién casados, en una imagen del perfil de IG de Feliciano.

El viernes pasado Marbella amanecía bajo la amenaza de lluvia y, aunque ya se hablaba desde hacía días de que habían vendido una exclusiva, 'Vanitatis' envió a nuestra compañera Amparo de la Gama a realizar un reportaje sobre uno de los enlaces más esperados del año: la segunda boda de Feliciano López, ahora con la que, está convencido, es el amor de su vida, Sandra Gago.

Desde las cuatro y media de la tarde, aproximadamente, fuimos contando a nuestros lectores todos los detalles de lo que acontecía en la finca La Concepción de la localidad malagueña. Allí pudimos constatar que los invitados llegaban en autobuses, por lo que fue imposible fotografiarlos, y uno de los proveedores de la boda nos confirmó que los trabajadores que habían participado en ella habían firmado un contrato de confidencialidad para no desvelar ni filtrar nada de lo que ocurriera dentro del recinto.

[LEE MÁS: Así hemos vivido en directo la boda de Feliciano López y Sandra Gago]

Unas horas más tarde, informaban a nuestra compañera de que Feliciano no repetiría el protocolo que siguió en la boda con Alba Carrillo en Toledo, salir a brindar (eso sí, con champán 'Möet & Chandon', un 'product placement' en toda regla) y atender a los medios de comunicación. Le recomendaban que se marchase, porque no habría foto de ningún tipo.

Al día siguiente se prolongó el silencio informativo. Durante el sábado, apenas se filtraron algunos 'stories' en Instagram, pero hasta por la noche los novios no decidieron 'desclasificar' algunas imágenes del enlace, que, como había sido su deseo, celebraron en la más estricta de las intimidades. Y nosotros también respetamos su deseo al no publicar esas aludidas capturas fotográficas de lo que había sucedido dentro de la finca.

Las fotografías que gentilmente han proporcionado Feliciano López y Sandra Gago nos permiten verlos en todo su esplendor en distintos momentos de su gran día. Desde el intercambio de las alianzas y, por lo tanto, el 'sí, quiero', a la tarta de cumpleaños de Feliciano, que cumplia 38, a la fiesta posterior, en la que vemos al tenista toledadno dándolo todo...

Diversas instantáneas que nos permiten dibujar una cronología de lo acontecido y elaborar un relato, pero hay muchos elementos que han quedado fuera de la ecuación y que quedarían reservados par esa exclusiva.

Nos referimos, claro está, al posado de los novios con sus familiares e invitados, a poder disfrutar en todo su esplendor del segundo vestido de Sandra Gago, quién sabe si de los novios preparándose antes de la ceremonia y de sus primeras declaraciones como recién casados, aunque los mensajes que han publicado en sus respectivos perfiles de Instagram puedan interpretarse en ese sentido.

Feliciano habría repetido finalmente lo que hizo con Alba Carrillo, proporcionar parte de la información a todos los medios y reservarse otra para uno solo. Como ya publicamos en 'Vanitatis' el tenista tiene un enorme patrimonio, ya que solo con sus triunfos deportivos ha ganado 15,5 millones de euros, pero eso no habría impedido que a la pareja le apeteciera realizar ese reportaje que, sin duda, guardarán para toda la vida.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios