El frutero que abastece a la Casa Real y a la 'jet set'
  1. Noticias
NOTICIAS

El frutero que abastece a la Casa Real y a la 'jet set'

Es conocido por tener la mejor frutería de Madrid. A diez metros de la calle Serrano y en pleno barrio de Salamanca, Félix es dueño de

Foto: El frutero que abastece a la Casa Real y a la 'jet set'
El frutero que abastece a la Casa Real y a la 'jet set'

Es conocido por tener la mejor frutería de Madrid. A diez metros de la calle Serrano y en pleno barrio de Salamanca, Félix es dueño de Frutas Vázquez Jr., un negocio que fundaron sus padres en 1946 y que, además de triunfar entre la jet set madrileña, se ha encargado de abastecer a la Casa Real durante los últimos 20 años.

El número 11 de la calle Ayala, con apenas 18 metros cuadrados, se convierte cada día en un incesante ir y venir de clientes, entre los que se puede encontrar Margarita Vargas, la mujer de Luis Alfonso de Borbón, Norma Duval, Tamara Falcó, o la actriz Paula Echevarría. “Suele haber varios paparazzi en la esquina para captar a los que vienen”, señala con cierta sorna Félix Vázquez a Vanitatis.

A pesar de que ya era la frutería de referencia de la high society madrileña, la fama le llegó en 2004 cuando los medios se interesaron por el frutero que les había regalado a los príncipes de Asturias una trufa valorada en 4.500 euros con motivo de su boda. Ahora, la imagen de ese obsequio se muestra como parte de la decoración del local junto a las fotografías de las visitas de la infanta Pilar o la de doña Letizia que una vez adornaron las páginas del cuore.

Hace unos meses, el caso de la princesa fue especialmente sonado. Se encontraba paseando por la zona y se interesó por las mandarinas y los dátiles que Félix exponía en su frutería. Los fotógrafos la pillaron haciendo esa compra, sin que sus guardaespaldas pudiesen evitarlo, y el frutero volvió a primera plana. Desde entonces, es extraño que no haya imágenes de famosos comprando en Frutas Vázquez Jr.

Sin embargo, a Félix no le gusta hablar de su lista de clientes, entre los que se encuentra también el Palacio de la Moncloa. “Me imagino que los Reyes comerán lo que les apetezca. Depende de la temporada, los que hacen la compra para Zarzuela se llevan unas frutas u otras”, concreta. “Aunque tenemos muchos clientes habituales que no sabemos ni quiénes son, ya que mandan a comprar a otros”.

En Frutas Vázquez Jr. solo se venden productos de primera calidad y ese es el secreto de su éxito. “Peleo por mantener la mejor fruta que entra en España”, cuenta. “No es una frutería de marketingMe levanto todos los días a las tres de la mañana, y si no encuentro lo que quiero en Mercamadrid, lo pido a origen”. 

Es una vida dura la que debe llevar Félix Vázquez. “Es un sacrifico muy grande, por eso los hijos de los fruteros no quieren seguir en el negocio, y cada vez hay menos profesionales”, relata.

Pero su caso es distinto. Su hijo será quien herede algún día la frutería de la jet set, al igual que hizo él de su padre. “Será la tercera generación”, asegura con orgullo. “No quiero dejar este negocio”. Seguro que la Reina, de la que se ha contado que es adicta a las fresas y frambuesas de Félix, se lo agradecerá.