El 'novio' (con novia) de la ex de Bono, Ana Rodríguez
  1. Noticias
NOTICIAS

El 'novio' (con novia) de la ex de Bono, Ana Rodríguez

Desde que se divorció hace tres años de José Bono, con el que estuvo casada treinta años, la vida afectiva de Ana Rodríguez es una especie

placeholder Foto: El 'novio' (con novia) de la ex de Bono, Ana Rodríguez
El 'novio' (con novia) de la ex de Bono, Ana Rodríguez

Desde que se divorció hace tres años de José Bono, con el que estuvo casada treinta años, la vida afectiva de Ana Rodríguez es una especie de noria. Ella misma narró sus avatares sentimentales posando hace unos meses en su nuevo domicilio de soltera, previa exclusiva, e incluso adelantó que tenía “una ilusión”. Un eufemismo utilizado por famosos de ambos sexos para ilustrar la antesala de un noviazgo y que chocaba enormemente como declaración pública en Ana Rodríguez. 

En aquel momento, se la relacionó con el conocido empresario Enrique Zamácola, presidente de Neck&Neck, una cadena especializada en ropa para niños. Nunca se llegó a confirmar el romance, pero sí al menos una buena amistad, ya que en junio Ana Rodríguez le visitó en el hospital donde se recuperaba de una operación quirúrgica. Ahí acabó la historia.

La exmujer del presidente del Congreso siempre se había caracterizado por su hermetismo en temas relacionados con su privacidad y, de hecho, su separación matrimonial sorprendió a muchas amistades. Por eso que esta semana se haya dejado fotografiar acompañada de un nuevo señor que, según parece, es más que un amigo, vuelve a sorprender.

El nuevo acompañante de Ana, del que hasta ahora no han trascendido dato alguno, es un viejo conocido de la familia Bono Rodríguez, porque los hijos de ambos se tratan. Se llama Ernesto Manrique, tiene 47 años, es mexicano, divorciado y directivo de una empresa de pañales ubicada en Toledo, y de ahí la relación con la exmujer del político.

Hasta hace muy poco, Ernesto tenía novia oficial. María, que así se llama su expareja, es una mujer solvente en el aspecto económico y social y era habitual ver a la pareja en actitud más que cariñosa. A los amigos de ambos, este cambio afectivo les ha descolocado, porque hasta que no se ha hecho público, nadie sabía de la ruptura sentimental. María tampoco. Según su entorno, tiene mensajes y correos electrónicos que demuestran que nada había cambiado entre ellos y en los que la calificaba de “maravillosa”.

Este miércoles por la noche, tras haberse publicado esa misma mañana la fotografía de Ana junto a Ernesto en la revista ¡Hola!, ambos acudieron a una recepción en la embajada mexicana. Allí coincidieron con María, que también estaba invitada. Al ver a la pareja, la joven pidió explicaciones a su novio, que no supo qué decir, mientras Ana le susurraba: "No creo que sea el lugar adecuado para comentar estas cosas".

Los testigos presenciales se quedaron a cuadros.

José Bono Ana Rodríguez