Logo El Confidencial
EN LOS JUZGADOS DESDE HACE UNA DÉCADA

La multimillonaria 'princesa' kazaja que se encaprichó de una conflictiva finca de la Costa Brava

La hija del presidente de Kazajistán y su marido compraron Can Juncadella, en Lloret, y las obras llevan casi 10 años. La casa tiene 13 habitaciones, 20 baños, teatro y varias piscinas

Foto: Dinara Nazarbayeva y su marido en una imagen de archivo.
Dinara Nazarbayeva y su marido en una imagen de archivo.

Los vecinos de Cala Canyellas, un pequeño paraíso de la Costa Brava, saben de memoria la fecha del cumpleaños de Dinara Nazarbayeva, la hija del presidente de Kazajistán. Es el 19 de agosto, fecha en la que un enorme yate con portahelicópteros atraca en la menuda cala para celebrar la efeméride. Dinara y su marido, el magnate kazajo Timur Kulibayev, compraron una finca en 2007 y desde entonces el lugar se ha convertido en su pequeño paraíso. Y para muchos vecinos, es el infierno. “Desde que tenemos aquí a la princesa kazaca ya no estamos tan tranquilos”. Lo dice una vecina de Cala Llorell, uno de los pequeños paraísos de la Costa Brava, para referirse a Nazarbayeva, la princesa, según los vecinos.

VIsta aérea de Can Juncadella, la finca propiedad de la familia Nazarbayev.
VIsta aérea de Can Juncadella, la finca propiedad de la familia Nazarbayev.

El desembarco empezó en 2007 y desde entonces se abrió un litigio que no ha concluido. Porque el multimillonario matrimonio quiere, entre otras cosas, acceso privado a la playa desde una mansión como pocas en la zona. El principal problema surgió con las obras de reforma que se realizaron en la casa de invitados, más de 3.000 metros cuadrados construidos con 16 habitaciones dobles y más de 20 baños. Tiene numerosas saunas, sala de proyecciones, sala de control, cine, gimnasios, peluquería... Lo cuentan a Vanitatis desde SOS Lloret, plataforma que busca preservar el paisaje del municipio. El terreno, de varias hectáreas, se ha ido modelando con el tiempo y se han creado jardines de caminos que serpean. Uno de ellos, el más trabajado, lleva a un anfiteatro. También cuentan con un spa, claro.

Dinara Nazarbayeva, en el Foro Euroasiático.
Dinara Nazarbayeva, en el Foro Euroasiático.

Nazarbayeva y Kulibayev son miembros de la jet set internacional, esa que sale poco en los papeles, al menos en nuestro país, más interesado en los quehaceres de nuestros propios famosos. En Gran Bretaña, donde Timur Kulibayev tiene entrada hasta en Buckingham Palace, los familiares de Nazabayev son nombres conocidos.

En 2013, sin ir más lejos, el patriarca y presidente de Kazajistán desde la caída de la URSS, en 1991, navegó por aguas españolas hasta Palma de Mallorca, donde permaneció algunos días en Porto Pi. Allí llegó a bordo del yate que le prestó otro magnate internacional, el indio Lakshmi Mittal. El presidente de Kazajistán aprovechó su larga estancia en Palma para reunirse con el entonces rey Juan Carlos I, con quien navegó en el yate Fortuna, tal y como recuerda la hemeroteca.

El presidente de Kazajistán y el rey Felipe VI, el pasado junio en Astana.
El presidente de Kazajistán y el rey Felipe VI, el pasado junio en Astana.

El matrimonio kazaco compró Can Juncadella, finca de ensueño entre Cala Canyelles y Cala Llorell, en 2007. Pocos años antes, en 2004, se constituyó Flinder Data SL, empresa que figura como titular de la finca. Flinder Data ha tenido numerosos administradores durante todo este tiempo y ha pasado de tener un capital social de poco más de 3.010 euros a pasar a más de 50 millones (57.880.000) tras varias ampliaciones de capital. En 2013, la empresa cambió de objeto social y pasó de gestionar patrimonio inmobiliario a dedicarse a organizar actividades de comunicación, promoción y marketing, así como eventos lúdicos para particulares.

Si sabemos que los verdaderos propietarios son los mandatarios kazacos, es por los litigios que persiguen a la finca. Desde que el matrimonio la adquirió empezó a realizar obras de gran envergadura, algo que ha perseguido a los políticos del municipio de Lloret de Mar durante años. Porque es zona protegida y no se puede edificar, ni siquiera reformar lo ya edificado, y ellos obtuvieron el permiso de obras desde el primero momento. "Si hasta consiguieron permiso para hacer fuegos artificiales un año en el que había decenas de incendios y alerta roja en toda la zona", denuncia SOS Lloret.

Por eso SOS Lloret, el grupo ecologista que lucha por preservar el patrimonio del lugar, demandó a los responsables políticos logrando paralizar algunas obras. La finca está en el Espacio de Interés Natural Macizo de Cadiretes, por lo que oposición también se enfrentó a los propietarios y a los responsables del Gobierno del consistorio, en aquellos años en manos de Xavier Crespo, de CiU. El Tribunal Superior de Justicia de Catalunya le inhabilitó del cargo en 2015 por formar parte de una trama de corrupción rusa.

La finca de la familia que gobierna Kazajistán y el camino que la lleva a la playa.
La finca de la familia que gobierna Kazajistán y el camino que la lleva a la playa.

Además, según el combativo digital 'La Directa', Josep Maria Crespo, hermano del exalcalde, había sido consejero delegado de la empresa Estaciones de Servicio del Kazakhstan SL, algo que ha comprobado Vanitatis. 'La Directa' va más allá y asegura que esta empresa está vinculada a Flinder Data SL, la propietaria de la finca de los Nazabayev. Una finca que no ha logrado, por el momento, el objetivo que pretendían sus actuales dueños: ser un rincón de paz. Porque las luchas judiciales no cesan.

El último contencioso tuvo lugar el otoño pasado, cuando el Juzgado Contencioso Administrativo Número 3 de Girona obligó a los propietarios a abrir un camino público que habían cerrado para su uso privado desde 2009. Siete años duraba la lucha por el caminito que interfiere en el famoso Camí de Ronda, una senda que une todos los pueblos de la Costa Brava. La familia Nazarbayev había decidido quedárselo para uso privado, pero los jueces han considerado que no es posible.

Aunque por motivos de seguridad les permiten usar de manera privada una zona del camino. Así, según el juzgado, se tuvo que poner un cartel en el camino en el que se indica que es de uso público aunque de propiedad privada. "Que digan lo que quieran porque siempre hay un segurata que impide la entrada, por muy público que sea", dicen desde la plataforma ecologista.

Los grandes yates que suelen acompañar la estancia de la familia Kulibayev Nazarbayev todavía no han hecho presencia en la coqueta Cala Canyellas. Hasta el 18 de agosto, que empiezan a llegar todos para celebrar el cumpleaños de la 'princesa'. Cuando aparezcan, como hacen cada verano, romperán la placidez burguesa de los vecinos de la zona, casi todos veraneantes.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas la actualidad de nuestros famosos. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios