Rocío Mora, directora de APRAMP: "El gesto de Letizia supone un posicionamiento brutal"
  1. Casas Reales
LA REINA MÁS REIVINDICATIVA

Rocío Mora, directora de APRAMP: "El gesto de Letizia supone un posicionamiento brutal"

La implicación de la Reina con APRAMP, la Asociación para la Prevención, Reinserción y Atención a la Mujer Prostituida, viene de lejos, como nos cuenta su directora, Rocío Mora

Foto: La reina Letizia, con el vestido de Ulises Mérida y APRAMP. (LP)
La reina Letizia, con el vestido de Ulises Mérida y APRAMP. (LP)

Letizia habla a través de las prendas que escoge para sus apariciones públicas, por eso rara vez lo deja al azar. Y su último mensaje es alto y claro: ella se posiciona contra la explotación y trata de mujeres. Lo ha hecho a través de su último estreno, un vestido del diseñador Ulises Mérida. Pero no es una prenda más de sus colecciones. Forma parte de #LIBRE, una colección confeccionada por 12 mujeres supervivientes de la trata, que trabajan a diario en el taller que APRAMP, la Asociación para la Prevención, Reinserción y Atención a la Mujer Prostituida, tiene en la céntrica calle Ballesta de Madrid. Un gesto absolutamente significativo de la reina Letizia, quien últimamente ha visibilizado mucho más su lado más reivindicativo a favor de los derechos y la igualdad de las mujeres.

En Vanitatis hemos querido hablar con Rocío Mora, la directora de la asociación, que deja claro que, aunque esto es el colofón y una alegría para todas las mujeres que han participado en el proyecto, lo que está detrás de ellas, lo que no se ve, es muy duro. En los minutos que nos dedicaba poco después de que viéramos a Letizia con este vestido que dejaba claro su compromiso, también nos ha desvelado algo importante, que el trabajo que Letizia ha hecho con ellas no es reciente, sino una implicación, salvo excepciones, en la sombra. Hasta este miércoles, cuando ha dejado más que claro su mensaje.

Pregunta: Tenemos que darte la enhorabuena.

Respuesta: A la que hay que darle la enhorabuena es a la Reina por este gesto, que visibiliza el trabajo que venimos haciendo desde hace más de 30 años. Hoy estoy feliz porque es un altavoz enorme. Siempre se cuenta el otro lado, cómo se articulan las mafias. Esto es una llamada para decirles a esas mujeres que están siendo esclavizadas que siempre hay una alternativa. El gesto de hoy, por parte de una persona que lleva trabajando muchísimos años y que considera la trata y la explotación como una forma de violencia, es un posicionamiento brutal que anima a muchísimas mujeres a decir basta ya.

placeholder Letizia, con el reivindicativo diseño. (EFE)
Letizia, con el reivindicativo diseño. (EFE)

P: Últimamente la reina Letizia se ha posicionado con causas íntegramente relacionadas con los derechos de las mujeres.

R: Sí, pero no es fácil que se posicione con este tema, que nadie quiere ver. Esto no se puede considerar como un trabajo ni regularizarlo, hay que dar a estas mujeres la posibilidad de ser libres. Y es por lo que trabajamos todos los días en el taller de la calle Ballesta, al lado de muchas mujeres que están siendo esclavizadas. Estamos hablando de dignidad, de derechos humanos que están siendo vulnerados todos los días, el derecho a comer, el derecho a vestir, el derecho a andar... Es muy difícil sacar a una mujer de las calles, se juegan la vida. Las que han hecho esta colección son supervivientes, mediadoras que todos los días están al lado de otras que son rescatadas, y con su testimonio les están diciendo que se puede salir.

Una de las primeras conversaciones serias que tuve con la reina Letizia fue sobre visibilizar la demanda de la prostitución y al demandante, el por qué alguien compra vidas, compra entrar en los cuerpos de las mujeres. Una petición clara que le transmití es que necesitamos una ley integral que penalice todas y cada una de las formas de proxenetismo, que esté comprando una persona y la dignidad de un ser humano, a mujeres y niñas. Hay que educar al demandante y señalar que esas mujeres están en las calles, en polígonos, en pisos, porque hay un demandante.

P: ¿Qué es lo que supone que haya lucido un vestido de esta colección?

R: Hoy hemos visibilizado una colección que se puede poner cualquier persona, realizada por mujeres superhábiles que en ese proceso de recuperación están decidiendo qué quieren hacer, que están en un centro de formación abierto y protegido para llegar a tener un empleo. Nuestro trabajo va desde la detección hasta la completa inserción. Pero es muy difícil, por eso hacemos un llamamiento a la sociedad de que no se puede discriminar. Pero no solo se ha posicionado hoy, llevo muchos años trabajando con la reina Letizia.

P: Pero es un trabajo al que no se ha dado mucha notoriedad.

R: El trabajo que estamos haciendo con la Reina es un trabajo muy importante. Nos ha llamado para preocuparse por las dificultades que tenemos, para conocer lo que estábamos haciendo... Cuando la Reina trabaja, trabaja. Yo la conocí cuando se visibilizó el pacto de Estado, en el que se habla de otras formas de violencia y hay una mesa de trabajo en la que se tratan las acciones a llevar a cabo. Estamos en constante comunicación: de todas las cosas que vamos haciendo, ella tiene conocimiento.

placeholder La reina Letizia, en una anterior reunión de trabajo con APRAMP. (EFE)
La reina Letizia, en una anterior reunión de trabajo con APRAMP. (EFE)

P: ¿Cuál ha sido la intención de la reina Letizia al ponérselo?

R: Lo que ha hecho con este gesto es señalar a las protagonistas, que son las supervivientes de trata y explotación. El trabajo de formación que hacen es muy efectivo y es la manera que tenemos desde APRAMP para llegar a las mujeres que tenemos que rescatar. Es muy importante, porque nosotras no trabajamos solas, lo hacemos codo con codo con la Policía y la Fiscalía. Las políticas públicas no pueden estar sin mirar de frente a una realidad que se tiene que atajar. El colofón a todo este trabajo que estamos haciendo sería una ley integral. Es fundamental que se dé un paso al frente y se hable de trata, se hable de prostitución y se hable de explotación sexual.

P: ¿Y crees que eso va a ser más fácil gracias a ella?

R: Llevamos mucho recorrido, pero creo que es fundamental que la gente se posicione. Y hoy ella lo ha hecho, ha dado un paso firme hacia apostar por los derechos humanos y la lucha contra la trata y contra la explotación sexual. Llevamos mucho tiempo contando lo que estamos viendo, y ella hoy ha puesto ese punto, lo ha visibilizado. Primero, hay que visibilizar y posicionarse, y hay que seguir trabajando para que ninguna mujer pueda ser esclavizada y perder la dignidad, y menos en un país en el que todos queremos democracia e igualdad. Ella lo ha tenido claro desde el principio. Una parte importante de nuestro proyecto es que todo el mundo entienda cómo trabajamos y apoye en la reinserción sociolaboral. Podemos tener muchas leyes, pero también tiene que haber alternativa para estas mujeres, y ella ha visibilizado la alternativa en el ámbito textil. Pero también hay otros ámbitos en los que estas supervivientes se han formado y ella ha apoyado en todo su proceso, que es dificilísimo. Consideramos que todas las formas de proxenetismo tienen que estar penalizadas. Nosotros estamos para apoyar a estas mujeres, para protegerlas, pero todo tiene que ser dentro de la ley, tiene que ser un trabajo interno y externo de todos los organismos que estamos dentro de la lucha contra la trata.

P: Tenemos que hablar del conocido como 'efecto Letizia'. No podéis descartar que verla a ella con este vestido sea una llamada para otros clientes.

R: Estaremos encantadas. De todas formas, este diseño en concreto pertenece a una colección colaborativa con Ulises Mérida, pero aquí hay un montón de cosas más que se pueden comprar y que son maravillosas.

placeholder La reina Letizia, este miércoles. (EFE)
La reina Letizia, este miércoles. (EFE)

P: ¿Fue ella la que lo solicitó o se lo hicisteis llegar?

R: Eso es confidencial, pero sí te puedo decir que ella lo ha elegido y lo ha comprado. Esto es importante porque los beneficios van a la asociación, es otra forma de colaborar, no solo dándole visibilidad al proyecto. Lanzar una colección cuesta mucho dinero, pero hemos tenido suerte de que nos han ayudado, nos han donado telas... Eso es fundamental para las supervivientes. Para ellas es muy importante ver las prendas terminadas, porque las han machacado con que no saben hacer nada, con que no pueden hacer otra cosa. Entoncer, el ver algo que empieza siendo un trozo de tela y que acaba siendo una prenda que pueden llevar, que se puede comprar... No sabes lo que significa eso para ellas.

P: ¿Has podido hablar con algunas de las supervivientes que han confeccionado la colección?

R: Sí, esto ha sido una muy buena noticia para ellas, después de unos meses que llevamos un poco tocadas. Su apoyo y el apoyar las cosas en las que ellas creen. La Reina siempre se ha ocupado de ellas: se ha preocupado por entrevistarse con ellas, por conocer el proyecto de verdad. Y, sobre todo, se ha ocupado de esto sin tener que dar noticias a nadie. Queremos ser visibles en algunos aspectos, como es este proyecto, porque señala que hay alternativas y se puede salir de la esclavitud, pero queremos seguir trabajando en silencio. Esto ha sido un impulso y una fuerza enorme para que la gente conozca este tipo de proyectos, con mucho respeto hacia las mujeres, hacia las supervivientes.

Somos el país europeo que más demanda la entrada de mujeres para el ejercicio de la prostitución y el tercero en el mundo. Cuando no te posicionas, estás posicionándote hacia el negocio, que ahora mismo es el segundo negocio más lucrativo del mundo. Y esto es el colofón que muestra las alternativas que tienen estas mujeres, pero el camino hasta aquí ha sido duro, el trabajo que hay detrás es diario. Una mujer puede tardar incluso años en recuperar su vida. Esto, el que lleve la reina Letizia un vestido confeccionado por ellas, es lo bonito, es el final, pero en el proceso pasan muchas cosas. Pero también hay que dar esta visión más positiva, para que las que están en situación de explotación sepan que es una alternativa real.

Reina Letizia Ulises Mérida
El redactor recomienda