EL ARTISTA DEJA LOS ESCENARIOS

El duro adiós de Salvador Sobral, ganador de Eurovisión: "Entrego mi cuerpo a la ciencia"

El cantante dará un último concierto este viernes -será gratuito-, tras cancelar los tres anteriores por su “frágil salud”. Sus palabras conmueven al mundo, casi tanto como su música

Foto: Salvador Sobral en una imagen de su perfil de Facebook.
Salvador Sobral en una imagen de su perfil de Facebook.

Tras suspender tres de sus conciertos programados en los últimos días, Salvador Sobral, el cantante portugués que conquistó el Festival de Eurovisión 2017, se prepara para ofrecer su último recital “antes de entregar mi cuerpo a la ciencia”. Una rotunda declaración que ha tocado el alma de sus seguidores, dado que el artista aún está a la espera de un trasplante de corazón que le alargue la vida más allá de los escasos meses que los médicos le han diagnosticado que le quedan. Más si se tiene en cuenta que su último espectáculo es de entrada gratuita y será en los Jardines del Casino de Estoril el próximo viernes 8 de septiembre, después de cancelar los correspondientes al 31 de agosto y 1 y 2 del presente mes.

Los mismos facultativos que le obligan a llevar una vida sosegada, sin demasiados sobresaltos y con los niveles de emociones al mínimo hasta que encuentren un corazón compatible. Sin embargo, para él esto no es vida y desoyendo todas estas premisas, no solo lleva una vida algo más ajetreada de lo recomendado en su delicado estado de salud, sino que se propuso conquistar el público europeo presentándose a Eurovisión y, por sorpresa, ganarlo. Esto le abrió las puertas a nuevos escenarios y a realizar conciertos ante miles de personas. “Si me muero, muero siendo feliz”, confiesa ante todo lo que está viviendo, aunque estas palabras ya las pronunció incluso antes del certamen de música.

Salvador Sobral en una imagen de archivo de Eurovisión. (Gtres)
Salvador Sobral en una imagen de archivo de Eurovisión. (Gtres)

A sus 27 años, Sobral entiende como pocos la importancia de las cosas sencillas de la vida, un conocimiento que transmite en cada nota de la música con la que acaricia a su público. “El día que me despierto y puedo respirar bien, soy feliz”, se conforma el cantante, que antes de llenar escenarios tras su triunfo en Eurovisión, apenas lograba encontrar un sitio en el que poder compartir su arte al no ser conocido ni tan siquiera en su país, como así ha explicado en una entrevista concedida a la revista 'Caras'.

Pese a ello, no quiere que esta delicada situación sea motivo de excusa para que los medios indaguen en su vida o traten su salud como una moneda de cambio. Así lo explica en un vídeo publicado en su perfil de Facebook en el que habla de su necesaria retirada profesional, hasta que logre recuperar su salud: “No es un secreto para nadie que mi salud es frágil. Tengo un problema y debo entregar mi cuerpo a la ciencia y retirarme de los escenarios y de la música en general. Ir a un mundo en el que se resuelvan mis problemas. Seguramente, el problema quedará resuelto, pero no sé cuándo. Quiero agradeceros vuestro apoyo. Volveré pronto, es un adiós temporal. Me gustaría que se respetase mi privacidad. Todo irá bien, que nadie se preocupe”.

Celebrities

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios