Logo El Confidencial
DINERO

Arruinados por Hacienda: Bibiana, Concha Velasco... y los que siguen litigando

Bibiana Fernández ha vendido sus tres propiedades, igual que Concha Velasco, que vive de alquiler. Los casos de Sabina y Serrat, millonarios, aún están en los juzgados

Foto: Concha velasco y Bibiana Fernández. (Getty)
Concha velasco y Bibiana Fernández. (Getty)

Las deudas, como la culpa, nunca prescriben: ni con el banco, ni con Hacienda. La actriz Bibiana Fernández, musa de Almodóvar y habitual de 'El programa de Ana Rosa', es la última estrella a la que las deudas con el fisco han hecho descubrir que en el fondo el capitalismo, como el arte, tiene su parte de religión. Y a falta de bula, la penitencia te acompaña eternamente: “Hacienda va más allá de la muerte”, decía la actriz hace unos días en su perfil de Instagram a sus más de 350.000 seguidores.

No solo tuvo que vender su casa, el chalé de Boadilla del Monte que hace un par de años le compraron la cantante Alaska y su pareja, Mario Vaquerizo, por algo más de medio millón de euros. También otros dos pisos en Málaga, todo su patrimonio. Fernández no tiene actualmente ninguna propiedad a su nombre, según el registro. Vanitatis ha tratado de contactar con ella, sin éxito.

[LEA MÁS: Bibi se quita las penas de Hacienda con retoques]

Actriz de teatro, cine y televisión, además de concursante en tres realities, Bibiana Fernández, que ha cumplido “65 castañas”, sigue arrastrando los intereses generados por una multa y una deuda antigua. Quizá para poner al mal tiempo, mejor cara, esta semana ha anunciado que se había operado los labios. “No me quejo de pagar”, había dicho en su Instagram, sino de los intereses “cuando no puedes afrontar la deuda”. Y, según ella misma dio a entender en esa red social, tiene embargado parte de su sueldo.

Bibiana Fernández, en una entrega de premios. (Getty)
Bibiana Fernández, en una entrega de premios. (Getty)

Sin embargo, la artista antes conocida como Bibi Andersen no es la única en sufrir los rigores de Hacienda. Hace unas semanas, la también actriz Concha Velasco contó que había tenido que vender su casa de toda la vida, un piso en Madrid, para saldar la deuda que arrastraba y que, a sus 79 años, vivía de alquiler.

Vanitatis ha podido hablar con su hijo Manuel, quien ha dado una valoración positiva al hecho de que al fin se hayan resuelto las cuitas con Hacienda: "La verdad es que sorprende todo este revuelo porque en el fondo es una gran noticia y ella está feliz. Se ha quitado un enorme peso de encima liquidando una sociedad. Vive en un piso (pisazo) de alquiler, sí, pero tiene en propiedad el mío conmigo y el de mi hermano con él. Y está arrasando con nuestra obra de 'El funeral (la gira más larga de su carrera, y una de las más exitosas), renueva con 'Las chicas del cable' en Netflix y sigue con 'Cine de barrio'.

[LEA MÁS: Concha Velasco lo pierde todo tras vender su casa y saldar su deuda con Hacienda]

Durante los últimos años, los ejemplos de famosos 'cazados' han sido muchos, a veces atrapados en inspecciones anunciadas por el exministro de Hacienda del anterior Gobierno, Cristóbal Montoro, con foco y micrófonos. De entre todos, el exministro de Cultura del Gobierno de Pedro Sánchez, Màxim Huerta, fue quizá el que pagó el precio más alto: además de la multa de 365.000 euros, tuvo que dimitir a los siete días de haberse hecho con la cartera ministerial en junio pasado.

Antes había sido el turno de otras caras conocidas. Cantautores como Joaquín Sabina y Joan Manuel Serrat, actores como Luis Tosar y escritoras, como Ángeles Caso, estuvieron bajo la lupa fiscal y salieron, los que salieron, con desigual suerte. Casi todos cayeron por lo mismo: no cuadraba lo que el fisco consideraba que podían desgravarse y lo que ellos mismos se habían desgravado. A menudo, como si fueran empresas, cuando eran 'personas físicas' y, como tal, debían declararse a Hacienda.

Concha Velasco atiende a la prensa en Valladolid. (Getty)
Concha Velasco atiende a la prensa en Valladolid. (Getty)

A diferencia de Huerta o Tosar, que también pagó y no quiere oír ni hablar del tema, Sabina y Serrat siguen pleiteando. “Todos mis representados están siendo investigados, hasta a Paco de Lucía le reclaman dinero después de muerto”, declaró José Berry Navarro en 2014, cuando los medios empezaron a hacerse eco del ajuste de cuentas que Hacienda buscaba con ambos cantautores. Sabina admitió luego haber pagado 3 millones a Hacienda, pero también anunció que iba a reclamarlos ante la justicia. “No se ha resuelto ninguna de las situaciones que se han publicado hasta el momento”, afirman ahora fuentes de su misma oficina de representación. La justicia, afirman, es lenta. Y prefieren guardar un prudente silencio.

María Teresa Campos ganó

De los muchos casos célebres, que en su momento incluyeron también al presentador Jorge Javier Vázquez, muy pocos lograron ganarle el pulso a Hacienda. María Teresa Campos fue una de ellas y consiguió que la Audiencia Nacional le diera la razón, y por dos veces, en su litigio con la Agencia Tributaria. En su caso, los jueces consideraron que no había simulado la creación de sociedades para evadir impuestos, sino que su empresa funcionaba realmente como productora de contenidos, tenía empleados y sede, entre otros requisitos.

La escritora Ángeles Caso, en los Premios Planeta. (Getty)
La escritora Ángeles Caso, en los Premios Planeta. (Getty)

Sin embargo, también hay vida después de Hacienda, como ha demostrado sobradamente la escritora Ángeles Caso. Tras ganar el Premio Planeta hace diez años, dotado con 600.000 euros y gravado con un 52% en el impuesto sobre la renta, las cosas se torcieron económicamente para ella cuando una inspección de Hacienda detectó 15.000 desgravados indebidamente.

Años después y tras reconocer públicamente que Hacienda la había arruinado, “pero solo económicamente”, la escritora y periodista asturiana siguió escribiendo y se lanzó a buscar financiación para sus obras a través del mecenazgo colectivo. Tres de sus últimos proyectos han sumado la nada despreciable cifra de 145.000 euros en total aportados por sus lectores vía crowdfunding.

[LEA MÁS: Mª Teresa Campos tiene patrimonio suficiente para quedarse en el 'paro']

Bibiana Fernández busca también una salida: “Me parece un desafío volver a empezar y buscar alicientes buenos, otros retos, pero, por Dios, un final, el que sea, pero este día de la marmota me va a enloquecer”.

Famosos
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
35 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios