Logo El Confidencial
FELIZ CUMPLEAÑOS

Agatha Ruiz de la Prada cumple 60: novio, ex y casoplón, los tres pilares de su vida actual

La diseñadora se convierte en sexagenaria disfrutando de una nueva relación sentimental pero conservando el buen rollito con la anterior (la última, se entiende)

Foto: Agatha Ruiz de la Prada. (Getty)
Agatha Ruiz de la Prada. (Getty)

Agatha Ruiz de la Prada cumple 60 años este 22 de julio con la misma energía, o más si cabe, que cuando tenía 20. De hecho, ella misma ha confesado en alguna ocasión que esta segunda juventud que está viviendo desde su divorcio la ha hecho resurgir de las cenizas como un ave fénix. Y debe de ser cierto porque jamás la vimos tan presente, tan participativa, tan en las redes sociales y en las teles (como concursante o como entrevistada), y en todas partes. Por desgracia, este año no podrá celebrar sus 60 como hizo hace dos con sus 58, cuando, después de festejarlo a lo grande durante 5 días en Mallorca, dijo: “Ha sido el mejor cumpleaños de mi vida”. La situación actual no recomienda grandes saraos, multitudes, ni demasiados desplazamientos. Pero seguro que algo se le ocurre.

Ver esta publicación en Instagram

Ayer en #TypicalSpanish

Una publicación compartida de Agatha Ruiz de la Prada (@agatharuizdlprada) el

La relación con su ex, con el que estuvo casada, no va exactamente como la seda. Y de hecho, hace unos meses, a finales de mayo, hubo un rifirrafe entre ambos con amenaza de querella por medio por culpa de una entrevista que la diseñadora dio para el periódico que fundó el que fuera durante tres décadas su marido.

La importancia de un buen ex

Mala química con el oficial, pero buenísima con el que se convirtió en su primera gran relación tras romper su matrimonio: Luis Miguel Rodríguez. El feeling entre la empresaria y el dueño de Desguaces La Torre fue excelente desde el principio y lo ha seguido siendo una vez que la relación hubo terminado. No solo estuvo pendiente de ella durante los duros momentos del confinamiento sino que, una vez que todo se ha ido normalizando y que la diseñadora encontró de nuevo el amor junto a Luis Gasset, no tuvo ningún reparo en desearles lo mejor. Aunque tras la ruptura hubo tensiones, en una entrevista para Vanitatis, cuando le preguntábamos por el nuevo novio de su ex, Luismi declaraba: “Todo lo que sea bueno para ella me parece estupendo. La quiero mucho y, por lo tanto, lo que la haga feliz también me lo hace a mí. Me parece perfecto”.

Ágatha y Luismi. (Cordon Press)
Ágatha y Luismi. (Cordon Press)

Más que perfecto le debe parecer a Agatha su nueva relación, de hecho, tiene tanta ilusión en que salga bien que preguntada por este medio no dudaba en contestar: "Estoy ilusionada, a ver si cuaja". Y de momento, parece que sí.

Se conocieron a través de una amiga en común, Olivia Herbosch, antes de que comenzara la crisis del coronavirus y el confinamiento. El teléfono, el WhatsApp y las videoconferencias hicieron el resto, y aunque Luis estuvo ingresado por covid-19, una vez recuperado y entrados en la fase de desescalada, la pareja no dudó en oficializar lo suyo: “Es una relación de lo más natural y así hay que vivirla. No hay necesidad de tapar nada”, decía la diseñadora.

Y mientras esa situación se aposenta, se asienta y va tomando cuerpo, Agatha exprime el poco tiempo que le deja su agenda para disfrutar de su hogar, una casa de 450 metros cuadrados, fiel reflejo de su universo, en el que se mezcla lo clásico y lo colorista con vistas al cielo de Madrid.

Luis Gasset, en una imagen cortesía de Ansorena.
Luis Gasset, en una imagen cortesía de Ansorena.

Muchos metros y terrazón

En el comedor, un enorme cuadro de Peter Zimmermann preside la estancia, mientras en el centro una mesa larga formada por tableros de diferentes colores y sillas diseñadas por ella misma contrastan con el blanco de las paredes y la estantería hecha a medida que bordea la estancia en la que destacan, además de cientos de libros, cuatro cuadros de Mark Dagley.

El salón de la casa tiene la firma indiscutible de la diseñadora en el sofá, los pufs y la alfombra que diseñó para la Real Fábrica de Tapices. Las piezas conviven con una cómoda Luis XVI heredada y taburetes de plástico La Bohème de Philippe Starck, creando un espacio único. También destacan obras de arte como la escultura de Franz West, la pintura de Peter Halley o el jarrón Parrot Parade de Lladró que descansa sobre la chimenea.

Tras su divorcio, Agatha transformó el antiguo despacho de Pedro J., a base de paredes pintadas a rayas, muebles en colores básicos y una chimenea dorada, en un espacio que podría estar en los mundos de Alicia (versión Tim Burton).

Posiblemente la joya de la casa, o al menos una de ellas, sea la terraza en forma de L que bordea el esquinazo completo de la fachada.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios