Las alegaciones que presentó la Fiscalía de Menores para abrir un proceso contra Rocío Flores
  1. Famosos
LEA EL DOCUMENTO

Las alegaciones que presentó la Fiscalía de Menores para abrir un proceso contra Rocío Flores

Con fecha 27 de diciembre de 2012, la Fiscalía de Menores de Madrid presentó un escrito de alegaciones para que se abriera un caso por malos tratos de la hija a la madre

placeholder Foto: Rocío Flores. (VA)
Rocío Flores. (VA)

El miércoles por la noche, Rocío Carrasco retomó su relato durante la emisión del octavo capítulo de su docuserie, en el que habló de los enfrentamientos constantes que su hija, Rocío Flores, provocaba durante las quincenas alternas (firmadas en el acuerdo de custodia) que pasaba en su casa.

Unos enfrentamientos complicados de explicar ante los focos y las cámaras, que desde Vanitatis narramos hace un año reflejando el contenido de más de 2.000 folios de documentación judicial, como las alegaciones que tras estos sucesos aportó la Fiscalía de Menores de oficio a finales del 2012 (año en el que se produjeron los altercados del cuchillo y la nectarina).

El escrito de la Fiscalía

Con fecha 27 de diciembre de 2012, la Fiscalía de Menores de Madrid presentó un escrito de alegaciones en el proceso abierto contra Rocío Carrasco por su hija, Rocío Flores, por un supuesto delito de maltrato. Una vez que fue sobreseído el caso que abrió la hija contra la madre, la Fiscalía pidió que se abriera un caso por malos tratos de la primera a la segunda. Es decir, exactamente al revés.

Unas alegaciones que ya expusimos en el especial publicado en estas páginas y que, por tanto, aparecen reflejadas en los documentos que obran en nuestro poder y que ahora, tras las declaraciones de Rocío Carrasco, merece la pena volver a poner de manifiesto. Se resumieron en 5 puntos e incluyeron desde la narración pormenorizada de los sucesos hasta la pena que debería cumplir la por entonces menor.

placeholder Escrito que la Fiscalía de Menores presentó de oficio en diciembre de 2012. (Vanitatis)
Escrito que la Fiscalía de Menores presentó de oficio en diciembre de 2012. (Vanitatis)

[LEA AQUÍ EL DOCUMENTO]

Los sucesos que alarmaron a la Fiscalía

El escrito pone especial énfasis en la descripción de los sucesos que enfrentaron a madre e hija durante el mes de julio de 2012. Unos hechos que, según la Fiscalía, se venían desarrollando “desde hace aproximadamente tres años y de forma reiterada” y que “atentaban contra la paz familiar” en el domicilio en el que Rocío Flores convivía con su madre, Fidel Albiac y su hermano David. “Acciones” que habrían “creado un ambiente de tensión en todos los miembros de la familia” y que se habrían concretado en los hechos que anoche narró con todo lujo de detalles Rocío Carrasco en horario de máxima audiencia.

El texto describe desde los insultos que le profería la hija a la madre "con ánimo de amedrentarla y faltarle el respeto", hasta los momentos en que su hermano intercedía tratando de defender a su madre y que terminaban con “la menor haciendo amagos de agredir a este”. Durante estas discusiones, a su madre "la increpaba con expresiones tales como “guarra, puta, mi padre tenía razón, eres una maltratadora psíquica, a esta casa no me trae ni la policía, ni el juez ni tu padre y tu madre que están bajo tierra”, recoge el escrito.

Foto: Rocío Carrasco. (Vanitatis)

También resume el episodio que tuvo al cuchillo de la fruta como protagonista y que terminó por herir a la madre. Un momento que, tal y como el texto relata, la hija realizó “con ánimo de ocasionar a su madre un perjuicio en su integridad física”. Sin embargo, la hija no sería condenada finalmente por este delito.

Por último, aborda la agresión que anoche describió Rocío Carrasco durante el octavo capítulo de la docuserie y que ya habíamos narrado en estas páginas. A consecuencia de los golpes, Rocío Carrasco "sufrió policontusiones con equimosis en la región frontal derecha y daños en ambas muñecas, en el muslo y en el pie derecho". Heridas de las que tardó en sanar “ocho días”.

placeholder Rocío Carrasco. (Vanitatis)
Rocío Carrasco. (Vanitatis)

Tal y como se ve en la segunda alegación, la Fiscalía observa que “los hechos anteriormente tratados son legalmente constitutivos de dos delitos de maltrato, una falta continuada de amenazas y una falta continuada de injurias”, en los que Rocío Flores aparece como “autora de los hechos referidos”. Tan solo fue condenada por uno de ellos.

Circunstancias e informe

En cuanto a las circunstancias personales, familiares y sociales, la Fiscalía aportó un informe elaborado por su equipo técnico que constaba en las actuaciones y en el que estas aparecían reflejadas con todo lujo de detalle.

Foto: Rocío Carrasco, Rocío Flores y Antonio David Flores, en un montaje de Vanitatis.

Pena para Rocío Flores

Por tanto, la Fiscalía en ese momento solicita que se adopten “cien horas de prestaciones en beneficio de la comunidad” y “ocho fines de semana de permanencia en un centro” que asegurasen el cumplimiento de la medida que proponen.

Pruebas solicitadas

Finalmente, se solicitaron una serie de pruebas a la familia que incluyeron un examen de la menor, el testimonio en sede judicial de Rocío Carrasco y Fidel Albiac, y varias pruebas documentales (desde declaraciones de la menor a partes de asistencia de la perjudicada).

Este escrito fue firmado por la Fiscalía el 18 de diciembre de 2012 y el 27 de diciembre se consigna. Tras analizarlo pormenorizadamente, la magistrada del Juzgado de Menores n.º 4 de Madrid solicitó una audiencia contra Rocío Carrasco y en los primeros compases del año posterior tuvieron lugar las testificales y el juicio.

placeholder Fidel Albiac y Rocío Carrasco. (Vanitatis)
Fidel Albiac y Rocío Carrasco. (Vanitatis)

Una sentencia que dio carpetazo a este segundo proceso abierto de oficio por la Fiscalía tras el archivo de la denuncia de la menor contra su madre, en cuyo fallo la menor salió condenada.

Es importante volver a insistir en que Rocío Carrasco no abrió jamás una causa en contra de su hija, porque nunca la denunció. Fue la Fiscalía la que dio la vuelta a la tortilla y actuó de oficio. Posteriormente, eso sí, la madre de la menor se adhirió al proceso como acusación particular.

Rocío Flores Carrasco Rocío Carrasco