Andres Calamaro: polémicas y arrebatos de rockstar de un Rodríguez fan de Dylan
  1. Famosos
Curiosidades del 'Rock'

Andres Calamaro: polémicas y arrebatos de rockstar de un Rodríguez fan de Dylan

A punto de cumplir 60 años, el músico argentino vuelve a la carga con un álbum lleno de prestigiosas colaboraciones. Hoy repasamos sus polémicas y otras curiosidades

placeholder Foto: Andrés Calamaro, con sus Grammy. (Instagram @a_calamaro)
Andrés Calamaro, con sus Grammy. (Instagram @a_calamaro)

El próximo mes de agosto, el que fuera líder y voz cantante de Los Rodríguez cumplirá 60 años. Pero acercarse a la edad de jubilación (para el común de los mortales) no significa que Andrés Calamaro piense en levantar el pie del acelerador. De hecho, tras lanzar en febrero junto a C. Tangana la canción 'Hong Kong', ahora presenta el álbum 'Dios los cría', donde versiona diez canciones suyas junto a otros artistas de la talla de Julio Iglesias o Raphael.

De lo que también anda sobrado el músico argentino, icono a ambos lados del Atlántico, es de actitud. Sin ir más lejos lo demostró en la presentación de su último trabajo cuando aseguró que "me importa un pito si alguien me dice que esta versión de 'Flaca' –que canta con Alejandro Sanz– no le gusta. Es inevitable e igual no la escuchó suficiente".

Aunque por la boca muera el pez, Calamaro está más vivo que nunca pese a que sus palabras le han jugado malas pasadas en más de una ocasión a lo largo de una dilatada carrera que comenzó en Uruguay cuando grabó su primer disco como teclista en el grupo Raíces, recomendado por el prestigioso músico Sergio Makaroff.

Una de las últimas controversias la protagonizaba el año pasado cuando medio Twitter se le echaba encima tras atreverse a afirmar que "Queen es el grupo más inflado de la historia". Las respuestas de los usuarios fueron entonces tan feroces como ingeniosas.

Un año antes el artista ya la había liado también parda al manifestar su apoyo a Vox. Antes de las elecciones generales publicaba un mensaje en su perfil de Facebook en el que se decantaba por la extrema derecha. "Prefiero el vértigo de los patriotas y reaccionarios, a su manera me representan más que los moderados. Ya perdimos mucho, más perdimos en Argentina que en España", escribió entonces. Posteriormente borró el post y trató en unas declaraciones de distanciarse de su supuesto apoyo a la formación de Santiago Abascal diciendo que él no votaba en España.

Foto: Concierto de Bob Dylan en Benicassim en 2012 (EPA)

Más caras estuvieron a punto de salirle unas palabras que pronunció en 1994 en pleno concierto en Argentina con Los Rodríguez, cuando desde el escenario expresó sus ganas de fumarse "un porrito". Aquello le costó una acusación de apología del consumo de drogas, de la que tardaría diez años en ser absuelto.

Este fan acérrimo de Maradona y de Bob Dylan, al que teloneó en su gira española de 1999, también saltó a los titulares por su defensa de la tauromaquia. Cuando se prohibieron las corridas en Cataluña en 2010, durante una entrevista con Andreu Buenafuente expresó su desacuerdo con la medida. Y en 2019 publicó en 'ABC' un texto que comenzaba así: "Los buenos defensores de los animales deberían luchar por los animales, y es lo que hacen, pero sin apuntar a la tauromaquia, porque es el sublime ensamble entre la voluntad humana y la especie morfológica".

El destrozo de una habitación de hotel en México, en aparente estado de ebriedad, ha sido otra de las muestras del clásico carácter de estrella del rock del argentino, que en 2013 protagonizaba un incidente aún más desagradable con la que fuera su ex, Micaela Breque.

Tras romper con la que ahora es pareja de James Rhodes, el músico publicaba en su cuenta de Twitter una foto de la joven en la que aparecía desnuda. "Espero haber salido bonita... ¡qué sé yo! No soy rencorosa ni nada de eso, está bien", aseguró entonces la argentina restando importancia al asunto.

"Un consejo para los hombres que quieran reconquistar a sus mujeres: no insistan, no manden tuits y mucho menos posteen fotos de ella desnuda, eso es de manual", añadió Breque, que entonces tenía 24 años.

Perfil Música
El redactor recomienda