Leo Harlem: el origen de su nombre, sus límites del humor y su vida 'misteriosa'
  1. Famosos
de panadero a cómico

Leo Harlem: el origen de su nombre, sus límites del humor y su vida 'misteriosa'

Discreto en su vida personal, repasamos unas cuantas curiosidades sobre este leonés que se ha convertido en uno de los humoristas más populares de España

placeholder Foto: Leo Harlem, en la presentación de '¡A todo tren! Destino Asturias'. (Getty)
Leo Harlem, en la presentación de '¡A todo tren! Destino Asturias'. (Getty)

Este humorista que asegura que "ha salido más noches que el camión de la basura" se ha convertido a golpe de chiste y de humor para todos los públicos en uno de los rostros más reconocibles de la comedia patria. Ahora Leo Harlem está dispuesto a asaltar también la taquilla veraniega estrenando junto a Santiago Segura la película '¡A todo tren! Destino Asturias'.

Las diversas rondas de promoción de la comedia, como no podía ser de otro modo, nos dejaban una curiosa anécdota que protagonizaba el leonés junto a la guionista y también actriz en esta producción, Marta González de Vega. En una entrevista con Onda Cero, esta confesaba la "decepción" que se llevó cuando conoció a Leo, que tras un viaje en coche intentando sacarle temas de conversación y no obtener más que respuestas cortas y monosílabos, se dio cuenta de que no era él, sino su doble de acción.

¿Puede haber mejor receta para un día malo, o para uno bueno, que ver uno de los monólogos de Leo Harlem? Las miserias del día a día sobre la mesa de este cirujano burlón que dispara 300 palabras por segundo. El cómico empezó tarde, pero sin duda es uno de los representantes del humor español más seguidos y queridos por la audiencia. Algunos de sus últimos proyectos profesionales han sido 'Deja que te cuente', un espectáculo donde hace un recorrido por los mejores monólogos de toda su trayectoria. Otro, la quinta temporada de 'Hasta aquí hemos llegado', un montaje junto a Sinacio y Sergio Olalla que está siendo un éxito.

El de Harlem es uno de esos casos de profesionales que aparecen habitualmente en los medios y que, sin embargo, consigue mantener su vida privada completamente al margen. En sus perfiles de las redes sociales no comparte nunca imágenes personales o en familia. Son escasas las veces que ha dado pie a hablar sobre ellos, el cómico es muy cauto en sus declaraciones públicas y en la materia con la que hace humor: "No hablo de política ni de religión ni de mujeres ni de sexo. Yo podría ser más gracioso hablando de esos temas, pero crearía tensión y lo que pretendo haciendo humor es que la gente se ría. Prefiero reírme de las bobadas que se ponen de moda, de lo que hacemos todos y por eso llego a más gente", explicó en una entrevista con 'Diez Minutos'.

placeholder Leo Harlem, en uno de sus sketches. (EFE)
Leo Harlem, en uno de sus sketches. (EFE)

En realidad, la vida privada de Leo Harlem no es más misteriosa que la de cualquiera. Tiene pareja estable desde hace más de 30 años, pero no están casados ni han tenido hijos. "No soy padre en la vida real, pero me gustan los niños, me llevo bien con ellos", ha contado alguna vez. Respecto a su chica, se sabe que se llama Nuria y que la conoció en la época de la universidad, poco más.

Le cambió la vida

A Harlem el humor le cambió la vida, literalmente. Pasó la primera parte de su vida trabajando como panadero y como ayudante en equipos de fútbol. La otra regentando un bar en Valladolid, el Harlem, donde se escuchaba música negra y del que terminó sacando el nombre artístico por el que hoy le conocemos, ya que en su DNI figura como Leonardo González Feliz. Recién acabado el colegio quiso estudiar Arquitectura, pero lo dejó a los seis meses para entrar en Derecho, donde solo aguantó un año. Llevaba años en el bar cuando le llegó su oportunidad.

El empujón, según su biografía oficial, se lo dieron sus amigos, cuando le prepararon una actuación sorpresa en el bar La Salamandra. Leo no pudo negarse a actuar y aceptó incluso que sus amigos le grabaran. El vídeo fue seleccionado para la gran final del 3er Certamen de Monólogos de 'El Club de la Comedia'. Corría 2001... Y hasta hoy.

El salto al estrellato que ha conseguido desde entonces siendo un 'tipo normal' tiene para él una explicación clara. "Yo creo que la naturalidad, no solo en mí, sino en general en los personajes, aporta mucho. Aporta esa humanidad que a la gente le llega, ya sea en este ámbito más de comedia o en un drama, la naturalidad es un gran valor y te sitúa en un campo donde la persona que ve la película no ve a una estrella, no ve algo que se escapa de su vida, sino que ve a gente normal", aseguraba en una entrevista con 'El Español'.

placeholder El cómico, durante una campaña. (EFE)
El cómico, durante una campaña. (EFE)

El cómico ahora reside en Madrid, pero sigue teniendo a Valladolid en su corazón. Es allí a donde su familia se mudó desde Matarrosa del Sil (León) siendo él un niño y donde planteaba su futuro hasta no hace tanto. En la ciudad vallisoletana es donde el cómico ha ido invirtiendo su dinero. Hoy cuenta con tres pisos allí de corte modesto que tiene alquilados. Es otra forma de ganarse la vida por si esto del espectáculo no funciona como debería.

El humorista certificó recientemente la defunción de su primera y única empresa, Leo Harlem SL, constituida en 2011 y dedicada a las artes escénicas. La última vez que actualizó sus cuentas antes de liquidarla fue en el año 2017. Entonces la compañía registró unos resultados de 10.425 euros y un activo cercano al millón. Pero esto ya es agua pasada.

El hormiguero 3.0
El redactor recomienda