Logo El Confidencial
familia real española

El fin de semana del Rey emérito: 700 km para disfrutar de los toros y la gastronomía

Don Juan Carlos recorrió casi 700 km para disfrutar de dos de sus pasiones: la tauromaquia en Guadalajara y la gastronomía en La Rioja

Foto: Don Juan Carlos con el equipo de El Portal de Echaurren (Facebook)
Don Juan Carlos con el equipo de El Portal de Echaurren (Facebook)

Fin de semana de ocio para Don Juan Carlos. Si el sábado disfrutaba de su pasión por la tauromaquia acudiendo a la corrida de toros celebrada en la localidad de Brihuega (Guadalajara), el domingo el que fuera soberano de España recorría los 295 kilómetros que separan Guadalajara de La Rioja para gozar de otro de sus placeres: la comida. El Rey emérito visitó el restaurante El Portal de Echaurren, regentado por Francis Paniego. El establecimiento, que se encuentra en el municipio de Ezcaray, posee dos estrellas Michelin.

Siguiendo las pautas de otras de sus salidas culinarias, el equipo de Don Juan Carlos llamó al restaurante unos días antes de su asistencia para hacer una reserva. Según cuentan los medios locales riojanos, tan solo Francis Paniego conocía que el Rey emérito iba a presentarse en su local y no fue hasta momentos antes de la visita del monarca cuando le comunicó la noticia a sus familiares y a los trabajadores de su cocina, y es que, tal como afirma el chef, “estas visitas exigen una discreción máxima”.

El Rey saludando a los cocineros de El Portal (Facebook)
El Rey saludando a los cocineros de El Portal (Facebook)

En El Portal de Echaurren, Don Juan Carlos disfrutó de un menú degustación valorado en 125 euros en el que pudo deleitarse con productos autóctonos de tierras riojanas. Cardo rojo, adobos en escabeche, alubias rojas, pichón asado o rusos de alfaro son solo algunos de los platos que el monarca emérito degustó. Tras acabar de comer, y como es tradición, el Rey firmó en el libro de honores del restaurante y cuál fue su sorpresa al ver que en la primera página, reservada siempre a grandes personalidades, aparecía el autógrafo de Ángel Nieto. Fue entonces cuando el chef Paniego explicó a Don Juan Carlos que el expiloto acudió a su local hace unos años y, por error, firmó la primera página. Cuando le comunicaron la pequeña equivocación, Nieto les dijo: “Si viene alguna vez el Rey, decidle que le he adelantado”.

Tras la suculenta comida, Don Juan Carlos recorrió los 312 kilómetros que separan Ezcaray de Madrid, pues este mismo lunes tenía un acto oficial en la capital: el Rey emérito acude a la presentación de la cátedra de América Latina de la Universidad Pontificia Comillas.

Salidas culinarias

Durante estos diez meses que han transcurrido desde su abdicación, Don Juan Carlos no ha parado en esta ruta gastronómica que lo está llevando por toda España. El Rey emérito ha acudido a varios de sus restaurantes favoritos de la capital como El Bodegón, Casa Botín, El Paraguas, Currito, Horcher o el Aspen de La Moraleja. Asimismo, ha tenido tiempo para visitar restaurantes de otras comunidades autónomas como el Celler de Can Roca, que se encuentra en Girona, Amparito Roca (Guadalajara), Atrio (Cáceres), o Arzak (San Sebastián).

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios