Logo El Confidencial
rescata un modelo antiguo

Masako de Japón se une a Letizia, Máxima y otras reinas del reciclaje

En su último acto oficial junto a Naru Hito, la princesa lució un vestido que había llevado en la década de los 90

Foto: Princesa Masako en un imagen de archivo. (EFE)
Princesa Masako en un imagen de archivo. (EFE)

La reina Letizia estableció casi un récord al recuperar el traje de Armani que lució el día de su compromiso con el rey Felipe para su reciente viaje a Marruecos, un gesto que fue muy alabado por la prensa internacional. Pero la 'hazaña' se ha quedado muy corta al lado de la última aparición de la princesa Masako de Japón. Este miércoles, Masako asistía junto al príncipe heredero Naruhito a la entrega de los Healthy Society Awards, a los que el matrimonio va cada dos años. Y el vestuario de la princesa no ha pasado despercibido para los ojos más hábiles, que rápidamente reconocieron el traje, lucido por la propia Masako nada menos que en la década de los 90, uniéndose así al grupo de royals que apuestan por el reciclaje para su fondo de armario.

Pero el consabido Armani no es la única pieza que Letizia ha rescatado de su vestidor más de una década después de su confección. En su primer viaje a Estados Unidos, recién convertida en Princesa de Asturias, lució una falda negra con flores bordadas en blanco, un diseño de Lorenzo Caprile que reutilizaba dos años después y que no volvíamos a ver hasta once años después, en 2017, durante la visita del presidente del Estado de Israel y su esposa.

Los Reyes, durante la cena de gala en honor del Presidente de Israel. (EFE)
Los Reyes, durante la cena de gala en honor del Presidente de Israel. (EFE)

Pero parece que el vestidor de Letizia se ha quedado pequeño, ya que también ha recurrido al fondo de armario de la reina Sofía para sus estilismos. Muy sonado fue el vestido rojo que lució para la 5ª edición de los Premios Nacionales de la Moda, que doña Sofía estrenaba nada menos que en 1982, 36 años antes.

La reina Letizia, en 2018, y la reina Sofía, en 1982 con el mismo vestido. (EFE)
La reina Letizia, en 2018, y la reina Sofía, en 1982 con el mismo vestido. (EFE)

Otra pieza que dio que hablar por el mismo motivo fue el vestido que Letizia llevaba en la fotografía oficial del 80 cumpleaños del rey Juan Carlos, que repartió la propia Casa Real. Un vestido que la reina Letizia también había rescatado del armario de su suegra.

Ochenta cumpleaños del rey Juan Carlos. (Casa de S. M. el Rey)
Ochenta cumpleaños del rey Juan Carlos. (Casa de S. M. el Rey)

También la infanta Elena daba que hablar con el vestido que llevó para la boda de su primo Nicolás de Grecia con Tatiana Blatnik, en la isla griega de Stepses, en 2010. Su elección, un vestido multicolor, no era del todo desconocida, ya que lo había estrenado cuando tenía 16 años, tres décadas atras.

La infanta Elena, en la boda de Nicolás de Grecia y Tatiana Blatnik, en 2010. (Getty)
La infanta Elena, en la boda de Nicolás de Grecia y Tatiana Blatnik, en 2010. (Getty)

Pero no hay que quedarse dentro de nuestras fronteras para ver cómo otras royals apuestan por el reciclaje. Muy conocido es el caso de Victoria de Suecia, que en varias ocasiones ha lucido vestidos procedentes del armario de su madre, la reina Silvia. Son piezas coloridas e informales, a las que la princesa heredera ha dado un toque distinto para actualizarlas y que la reina sueca lució en la década de los 70. Algunas de ellas tienen 40 años, por los que se llevan el récord en esto del reciclaje.

La princesa Victoria con dos vestidos de la reina Silvia. (Cordon Press)
La princesa Victoria con dos vestidos de la reina Silvia. (Cordon Press)

También de gala, la princesa Victoria quiso aprovechar un vestido ya lucido por su madre. Tanto la reina como su hija lucieron este diseño de Nina Ricci en la ceremonia de los Premios Nobel, aunque la princesa heredera lo hizo 25 años después que su madre.

Silvia y Victoria de Suecia con el mismo vestido en 1993 y 1998. (Cordon Press)
Silvia y Victoria de Suecia con el mismo vestido en 1993 y 1998. (Cordon Press)

Pero también Máxima de Holanda, considerada una de las royals más elegantes de Europa hizo lo mismo que Letizia Ortiz, tirando del fondo del vestidor de su suegra, la reina Beatriz. Fue en el Día de la Liberación de 2014, cuando Máxima apostó por un arriesgado vestido gris que, aunque algo más corto que a la madre del rey Guillermo, le sentaba como un guante. Es un vestido que la reina holandesa estrenó para una visita de estado a Bélgica, nada menos que en 1981.

La reina Máxima en el Día de la Liberación de 2014, llevando un vestido de la reina Beatriz. (Cordon Press)
La reina Máxima en el Día de la Liberación de 2014, llevando un vestido de la reina Beatriz. (Cordon Press)

Y en esta muestra de los vestidos que pasan de madres a hijas y de suegras a nueras, estamos deseando incluir imágenes de los vestidos de Diana de Gales lucidos por Kate Middleton o Meghan Markle, un momento que aún se resiste y que no es probale que suceda en el futuro inmediato.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios