Logo El Confidencial
PEQUEÑOS CAMBIOS

Meghan 'rediseña' su anillo de compromiso: ¿coquetería o salud?

Aunque es una pieza muy valorada por Meghan y Harry, la duquesa de Sussex ha decidido hacer un cambio significativo en su anillo de compromiso

Foto: Meghan Markle con su anillo de compromiso en una imagen de archivo. (Reuters)
Meghan Markle con su anillo de compromiso en una imagen de archivo. (Reuters)

Ni los detalles más pequeños y a priori insignificantes pasan desapercibidos para los seguidores de la duquesa de Sussex, como tampoco para los detractores. Y ahora, es uno de los anillos de Meghan Markle el que ha acaparado toda la atención, debido a cierto cambio que ha hecho en él. Se trata de una de sus joyas más preciadas, no solo por el valor económico, sino por el sentimental, ya que hablamos de su anillo de compromiso, al que la esposa del príncipe Harry ha decidido dar un nuevo aire.

Se trata de una pieza muy especial, ya que fue diseñada por el duque de Sussex con ayuda de los joyeros Cleave and Company. Cuenta con un diamante de Botsuana colocado entre otros dos más pequeños que pertenecían al joyero de la princesa Diana, con el gran significado que eso supone para la pareja. Las tres piedras iban engarzadas en un aro de oro, justo la parte que Meghan ha decidido cambiar. Algunos ojos muy bien dotados se han fijado en que ahora el anillo es mucho más fino y realizado en micropavé, una conocida técnica de joyería en la que pequeños diamantes o piedras de tamaño uniforme van montadas en toda la superficie metálica de una joya.

El anillo de compromiso de Meghan Markle, antes del cambio. (Reuters)
El anillo de compromiso de Meghan Markle, antes del cambio. (Reuters)

Esta es, precisamente, la misma característica que tiene el anillo que Meghan estrenó para el Trooping the Colour, que llevaba junto al anillo de compromiso y la alianza de bodas, y que hizo que el nuevo diseño en el anillo de pedida de Meghan pasara desapercibido. Aunque se desconoce su procedencia de forma oficial, muchos apuntaron que se trataba del regalo que el príncipe Harry había hecho a su esposa tras su maternidad.

Algunos medios británicos especulan con que el cambio en el diseño podría deberse a que Meghan no estaba del todo cómoda con el ancho anterior, ya que suele lucir joyas mucho más discretas y finas. También algunos juegan con la posibilidad de que se quedara pequeño durante los últimos meses de embarazo, por la lógica hinchazón que experimentan los dedos y haya aprovechado para agrandarlo y darle otro toque al diseño. Una versión que cobra fuerza, ya que desapareció de sus manos hasta el día en que los duques de Sussex presentaron a su hijo Archie de forma oficial.

Lo que no se sabe con certeza es cuándo se rediseñó. Pudo ser en los últimos meses de embarazo, aprovechando que Meghan no podía ponérselo, o también durante el mes que trasncurrió entre la presentación de Archie y el Trooping the Colour, ya que aunque llevaba el anillo en las dos ocasiones, en la presentación no se pudo apreciar si el cambio estaba ya hecho.

El príncipe Harry y Meghan Markle en el Trooping the Colour. (Reuters)
El príncipe Harry y Meghan Markle en el Trooping the Colour. (Reuters)

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios