Marie-Chantal Miller cuenta su cuarentena con su marido, sus cinco hijos y dos perros
  1. Casas Reales
FAMILIA UNIDA

Marie-Chantal Miller cuenta su cuarentena con su marido, sus cinco hijos y dos perros

La mujer de Pablo de Grecia narra en el 'New York Times' cómo son los domingos en su casa y también algunos jugosos detalles de su día a día

placeholder Foto: Marie-Chantal Miller. (Getty)
Marie-Chantal Miller. (Getty)

Marie-Chantal Miller se ha tomado muy en serio la pandemia del coronavirus, que afecta con especial virulencia a Nueva York, donde reside con su marido, Pablo de Grecia, sobrino de la reina Sofía, y sus cinco hijos, Olympia, de 23 años, Constantino, de 21, Achileas, de 19, Odysseas, de 15, y Aristides, de 11. La familia numerosa se completa con sus dos perros, Akila y Storm.

A Marie-Chantal la pandemia le ha llegado en pleno lanzamiento de su libro de buenas costumbres, 'Manners Begin At Breakfast', que salió a la venta el pasado 10 de marzo y del que en Vanitatis publicamos en primicia los extractos más significativos en el mes de febrero. Propietaria también de una línea de ropa para niños, que echó a andar mientras residían en Londres, su vuelta a sus raíces es origen de un artículo en el 'New York Times' en el que cuenta ella misma cómo está viviendo estos días tan difíciles para la población mundial.

Estas líneas sirven para ilustrar muy bien con qué espíritu está afrontando la cuarentena la única royal que se ha atrevido a cuestionar en público a la reina Letizia, tras el famoso rifirrafe con la Reina emérita tras la misa de Pascua en Palma de Mallorca. Como recuerda la periodista que firma el artículo, la hija del multimillonario estadounidense Robert Warren Miller y la ecuatoriana María Clara Pesantes y su marido siguen conservando el título de príncipes, aunque la monarquía fue abolida en Grecia en los años 70, lo que en Estados Unidos, donde no hay ni realeza ni aristocracia, es considerado por ciertos círculos sociales un signo de distinción.

placeholder El libro de Marie-Chantal de Grecia. (Foto:  J.D.)
El libro de Marie-Chantal de Grecia. (Foto: J.D.)

Marie-Chantal, que vive en una espectacular casa del Upper East Side de la ciudad que nunca duerme, desvela al prestigioso periódico su rutina diaria: "Entre semana, me levanto muy temprano. Entre semana, una hora más tarde de lo habitual, sobre las 7:30 o 7:45. Mi marido pasea a los perros mientras yo preparo el desayuno (...). Siempre me gusta poner la mesa bonita, porque creo que hay que hacerlo así siempre. Mi hijo menor bajará a las nueve. Los mayores, o los que estén en la casa, deambularán entre las 9 y las 11".

En el artículo, que no deja de ser una extrapolación de las normas que predica en su libro (es en clave promocional como podemos interpretar), también destaca la importancia de controlar el uso de los móviles: "No quiero pantallas (de dispositivos digitales) en la mesa. Algunas veces me siento culpable los fines de semana porque es en mi iPad donde leo las noticias. Lo permitimos hasta un límite (...). Las comidas son un momento en el que aprendes mucho de los demás y es cuando puedes saber lo que están haciendo tus hijos".

placeholder El matrimonio, en una de sus apariciones públicas. (Reuters)
El matrimonio, en una de sus apariciones públicas. (Reuters)

En estos momentos de distanciamiento social, está aprovechando también para hacer planes en familia, especialmente los domingos: "Estamos cocinando mucho y estoy compartiendo recetas con mi hija, Olympia. Mi marido también le está enseñando a jugar al backgammon".

La mujer de Pablo de Grecia también desvela otra afición familiar: "Si todo el mundo ha hecho los deberes, ponemos una película y jugamos al futbolín. Lo llamamos 'baby foot'. Me encanta. Siempre he jugado a eso con los niños".

Marie-Chantal es muy consciente de la situación actual y no sale salvo para pasear a los perros: el mayor, que ya tiene diez años, es más perezoso que el menor, más travieso, pues solo tiene uno y está en plena ebullición de energía. Precisamente por eso también hace algunas recomendaciones de salud en su perfil de Instagram, donde tiene 17.300 seguidores.

"Me enseñaron a estornudar o toser en mi mano para evitar que se propaguen los gérmenes. ¡Y eso estaba muy mal, especialmente ahora! A mis dos hijos menores les enseñaron de manera distinta y correcta, sobre su brazo. Se les enseñó de la manera correcta, que es además la más limpia. Sí, aprendemos de la generación más joven, pero también debemos ayudarles a comprender lo importante que es quedarse en casa para no contagiar los gérmenes a los mayores. Los jóvenes no son capaces de entender lo peligroso que es este virus y no lo visualizan propagándose. Por favor, quedaos en casa y manteneos seguros. Es la única manera en la que lo podemos contener. Estamos todos juntos en esto", concluye la socialite y empresaria estadounidense.

Marie Chantal
El redactor recomienda