El día que Lady Di se enfrentó a Camilla Parker: “No me trates como a una idiota”
  1. Casas Reales
VERDADES INCÓMODAS

El día que Lady Di se enfrentó a Camilla Parker: “No me trates como a una idiota”

Diana estaba invitada. Por supuesto que lo estaba, no haberla incluido en la lista habría sido una descortesía. Era la fiesta de cumpleaños de la hermana de Camilla

Foto: La princesa Diana. (Cordon Press)
La princesa Diana. (Cordon Press)

Diana estaba invitada. Por supuesto que lo estaba, no haberla incluido en la lista habría sido una descortesía. Tú no puedes dar una fiesta de cumpleaños para tu hermana, invitar al heredero al trono a la velada y no incluir a su mujer en la invitación. Aunque seas la amante de su marido. No está bonito.

Cada 2 de febrero, Annabel Elliot cumple años. Así ha sido desde el año posterior a 1949, que es cuando vino al mundo la hermana de Camilla Parker Bowles. No, no comparten apellido (en la actualidad) porque en la cultura inglesa las mujeres suelen adoptar el apellido de sus maridos. Pero, sí, son las dos hijas de Bruce Shand y Rosalind Cubitt, aunque eso no es relevante para la historia que nos ocupa.

Camilla y Annabel, en una imagen reciente. (Getty)
Camilla y Annabel, en una imagen reciente. (Getty)

La noche de autos

Aquel 1989, Camilla y su hermana habían preparado una gran fiesta para celebrar el cuarenta cumpleaños de Annabel. Un número redondo, una cifra importante, una excusa perfecta para una velada especial. Numerosas personalidades de la sociedad británica acudieron a felicitar a la cumpleañera. Entre los invitados, Carlos y Diana, los príncipes de Gales, que por aquel entonces vivían (o sobrellevaban) su octavo año de casados. El matrimonio hacía aguas y ya presentaba grietas importantes por dentro, pero de cara a la galería seguían representando su papel.

Diana y Carlos, en una imagen de la época. (Cordon Press)
Diana y Carlos, en una imagen de la época. (Cordon Press)

Las hermanas habían invitado a la pareja, contando con que solo Carlos, como amigo (muy) personal de la familia, asistiera a la velada, pero Diana pensó que aquella podía ser una buena oportunidad para poner las cartas sobre la mesa. Al pan bread y al vino wine, debió pensar la princesa. Años después, en las famosas grabaciones con Lady Di que Andrew Morton utilizó para su novela 'Diana: su verdadera historia', la madre de Harry y Guillermo explicaba: "Nadie esperaba que apareciera en la fiesta, pero una voz interior me decía 'tienes que hacerlo". Aunque Diana le contó a Morton que “le tenía terror”.

El momento de la verdad

Aterrorizada e incómoda, la princesa sintió la 'llamada' cuando, tras la cena, los invitados se dirigieron al piso superior. Notando la ausencia de su marido y de una de las anfitrionas. Preguntó por él, y algunos invitados le recomendaron no bajar. “Solo voy a buscar a mi marido. Me gustaría verle”, contestó Diana.

En el piso de abajo, la princesa encontró a su marido con Camilla charlando con un tercer hombre. Saludó, sonrió y se dirigió a Camilla diciendo: “Me gustaría hablar contigo, si no te importa”. Ella incómoda contestó que sí. Así que se lo comentó a los dos caballeros, que las dejaron solas para poder tener un poco de intimidad.

Diana y Camilla, en una imagen de jóvenes. (Getty)
Diana y Camilla, en una imagen de jóvenes. (Getty)

Las dos mujeres se sentaron y entonces, como queda recogido en la cinta grabada por la propia Diana, le dijo: “Camilla, me gustaría que supieras que sé exactamente lo que está sucediendo”. La duquesa de Cornualles en un principio lo negó: “No sé de qué me estás hablando”.

“Sé lo que está pasando entre tú y Carlos, y solo quiero que lo sepas”, contestó la princesa, a lo que Camilla se defendió diciendo: "Tienes todo lo que siempre has querido. Tienes a todos los hombres del mundo enamorados de ti, tienes dos hermosos hijos, ¿qué más quieres?”. "Quiero a mi marido", dijo Diana.

En ese momento, sabiendo que la situación podía desembocar en una pequeña tragedia, llegó gente a interrumpir a la pareja, pero antes de que todo se disipara, Diana aún tuvo tiempo de decir: “Siento si estoy en vuestro camino. Debe ser un infierno para vosotros dos, pero sé lo que está ocurriendo. No me trates como a una idiota”.

Diana de Gales Camilla Parker Bowles
El redactor recomienda