Alfred toma las riendas de su carrera y monta su propia empresa en pleno coronavirus
  1. Famosos
ARTISTA Y PRODUCTOR

Alfred toma las riendas de su carrera y monta su propia empresa en pleno coronavirus

Salvar a los Pingüinos es el curioso nombre que ha elegido el extriunfito para bautizarla

Foto:  Alfred García. (Getty)
Alfred García. (Getty)

El que fuera finalista de la edición 2017 de 'Operación Triunfo', Alfred García, ha constituido una sociedad para gestionar su carrera profesional, según ha publicado 'Expansión'.

La empresa del cantante, en la que figura como administrador único y su objeto social está relacionado con las artes escénicas, se llama Salvar a los Pingüinos y comenzó a operar el pasado 9 de marzo, según consta en el Registro Mercantil.

Para su sede, el eurovisivo artista ha elegido la ciudad de Gavà en Barcelona, y cuenta con un capital inicial de 3.000 euros.

A sus 23 años recién cumplidos, este cantante, compositor y productor sigue volcado en su gran pasión, la música, y hace unos días formaba parte del Yo Me Quedo En Casa Festival, con un directo desde su perfil de Instagram.

[LEER MÁS. Alfred García, de cantante a poeta: analizamos sus polémicos poemas]

Tras a empezar a cantar en bares con tan solo 14 años, un año después publicaba su primer disco producido por él, titulado 'Beginning'. Ahora, tras publicar un libro de poemas que tuvo una gran repercusión (mayormente negativa) en las redes sociales y reeditar su álbum '1016' incluyendo cuatro nuevos temas y un cortometraje con tres de sus videoclips, Alfred se encuentra de momento en un parón de su carrera.

placeholder  Amaia y Alfred, en Eurovisión. (Getty)
Amaia y Alfred, en Eurovisión. (Getty)

El cantante anunciaba el pasado mes de septiembre su intención de abandonar durante un tiempo el panorama musical. Pero no será una despedida definitiva, sino un hasta luego, ya que necesita "hacer un parón" y descansar. A buen seguro, su decisión de montar su propia empresa será un buen punto de partida para volver con más fuerza que nunca.

Alfred García
El redactor recomienda