Kiko Rivera e Isabel Pantoja ya se han visto las caras tras la muerte de doña Ana
  1. Famosos
CRÓNICA DE UN REENCUENTRO

Kiko Rivera e Isabel Pantoja ya se han visto las caras tras la muerte de doña Ana

El DJ ha acudido a Cantora esta madrugada y ha permanecido tres horas para darle el pésame a su madre, de la que lleva meses distanciado

Foto: Isabel Pantoja y Kiko Rivera. (Mediaset)
Isabel Pantoja y Kiko Rivera. (Mediaset)

Parecía imposible el reencuentro entre Isabel Pantoja y su hijo, Kiko Rivera, pero al final ha sucedido. Este miércoles 29 de septiembre fallecía doña Ana, madre de la tonadillera y abuela del DJ. Un duro golpe para ambos pues, aunque los últimos años su salud era muy delicada, lo cierto es que quienes conocen a su hija afirman que no estaba preparada para decirle adiós. Kiko tampoco, pues hace casi un año que no veía a una abuela con la que ha crecido, ni a su madre, debido a los desencuentros provocados por la herencia de su padre. Pero ahora todo eso ha quedado a un lado. El DJ sintió que debía estar al lado de su familia en un momento así y abrazar a su madre, al margen de los problemas que les enfrentan. Y puso todo de su parte para lograrlo, algo que no fue fácil. Vanitatis tiene todos los detalles del momento.

Doña Ana fallecía a las 3 de la mañana del miércoles, algo de lo que sus nietos no fueron informados. Sobre las 10 de la mañana, Kiko e Irene, junto a sus hijas, llegaban a La Graciosa, la isla elegida por Anabel para celebrar su boda este 1 de octubre. Isa Pantoja, junto a Asraf y su hijo, hacían lo propio dos horas más tarde. Ninguno esperaba tener que regresar ese mismo día, pero así lo decidieron cuando recibieron la noticia. A media tarde los dos, junto a la novia, Raquel Bollo y Manuel Cortés, ponían rumbo a Cádiz para apoyar a Isabel en un momento tan duro. A despedirse de su abuela ya no llegaban a tiempo.

Foto: Isabel Pantoja y su madre, Ana Martín, en una emotiva imagen. (Sevilla Press)

Sorprendente decisión por parte de Kiko, pues menos de dos horas antes se desahogaba en redes sociales, cargando contra su familia, por no haberle avisado de nada. Pero la decisión estaba tomada y abrazar a su madre era el objetivo. Un ferry desde La Graciosa hasta Lanzarote, un vuelo de Lanzarote a Las Palmas y otro desde Las Palmas a Sevilla lo hicieron posible. A las 23:30 de la noche pisaban la capital andaluza. No perdieron el tiempo y se fueron directos a Cantora.

placeholder Kiko Rivera, el pasado verano. (Instagram @riverakiko)
Kiko Rivera, el pasado verano. (Instagram @riverakiko)

Kiko y Manuel Cortés en un coche, Anabel, Isa, Manuel y el peluquero de confianza de la familia, que viajó junto a ellos, en otro. Era ya la 1:30 de la mañana cuando cruzaron la puerta. El hijo menor de Paquirrí saludó a la prensa solícito y abrazó sin dudar a un señor que llegó a la vez que ellos mientras esperaban a que se abriera la puerta. Dentro estaba Isabel Pantoja, que no salió de allí en todo el día; un día que sin duda no olvidará jamás. ¿Cómo fue el reencuentro entre madre e hijo? Lo que pasó en el interior queda para ellos. Pero el momento no se alargó demasiado, ya que a las 4:05 Kiko y Manuel salieron y sin decir palabra se perdieron en la, a esas horas, oscura carretera. No hacían lo mismo Isa, Anabel y Raquel, que a la hora en que se escriben estas líneas continúan en Cantora.

placeholder Anabel Pantoja, en el programa 'Sálvame'. (Mediaset)
Anabel Pantoja, en el programa 'Sálvame'. (Mediaset)

Todavía no está del todo claro si la nieta mayor celebrará su boda mañana o si decidirá aplazarla. Kiko llegó sin equipaje y en la isla está el resto de su familia, también la de Isa y todos los invitados de la celebración. Fuentes consultadas por este medio confirman que cuando ayer emprendieron el viaje, la idea era regresar hoy, pero lo cierto es que lo que pasara entre los muros de la casa más famosa de Medina Sidonia puede haber cambiado el rumbo de los acontecimientos.

Hasta este momento, la familia está muda incluso en redes, algo que pocas veces ocurre. A lo largo del día sabremos, al menos, si finalmente hay o no hay boda, y lo que es más importante, si se puede decir que madre e hijo han logrado acercar posturas o incluso hablar de reconciliación.

Isabel Pantoja Kiko Rivera
El redactor recomienda