Logo El Confidencial
EL CANTANTE FUE VITOREADO EN EL 'STARLITE'

Las Goyanes y Jamie Cullum, protagonistas del fin de semana marbellí

Mucha era la gente de Marbella que estaba pendiente del concierto de Cullum en el ‘Starlite Festival’. Sin embargo, muchos de los ‘vips’ estaban en el ‘Beach Club’

Foto: Carla goyanes y su madre, Cari Lapique
Carla goyanes y su madre, Cari Lapique

Este fin de semana, mucha era la gente de Marbella que estaba pendiente del concierto de Jamie Cullum en el ‘Starlite Festival’. Sin embargo, muchos de los ‘vips’ que pasan su verano en Marbella estaban en el ‘Beach Club’ de Finca Cortesín, que abrió sus puertas para recibir a esos  rostros conocidos del verano que se dan cita cada verano en la Costa del Sol. Carla Goyanes y su madre, Cari Lapique no quisieron perdérselo.

La familia disfruta del relax playero en Guadalmina, donde se les pudo ver hace unos días en la playa. Sorprendió la imagen de Caritina Goyanes, que no había aparecido en público desde que diese liz a una niña a la que también pusieron de nombre Cari y que colmó de felicidad a toda la familia. La playa se convirtió en el refugio perfecto para la madre y las hermanas Goyanes Lapique.

Lo cierto es que el clan Goyanes sigue siendo fiel a Marbella, su destino de veraneo por excelencia. Y siempre que pueden, acuden al completo se personan en los saraos de la temporada. En esta ocasión, al de Absolut, que contó con más de 300 invitados entre ellos la propia Caritina, acompañada de su marido, Antonio Matos; Gabriel Suárez y su mujer, Claudia Olmeda; así como la top model Eugenia Silva y su actual pareja, Alfonso de Borbón. También acudieron Ricardo Fuster y su esposa; la decoradora de interiores Belén Domecq y su marido, Álvaro Rivera Olalquiga; el diseñador Javier Larraínzar, ahora afincado en Marbella junto a su novia, Delfina Arnoldy; Fernando Sáenz de Vicuña y su mujer, Mercedes Domecq, que se desplazaron desde Sotogrande para asistir a la fiesta. La mujer de Pepe Barroso, Mónica Silva; Maribel Yébenes y su hija Miriam; Cristina Chelala; María Primo de Rivera, o Paloma Zobel fueron otros de los invitados que movieron el esqueleto hasta altas horas de la madrugada bajos los efectos del fino y cristalino vodka que patrocinaba el evento. 

Rendidos ante Jamie Cullum

En otro lado de la ciudad, Jamie Cullum sacudía Marbella. El Festival ‘Starlite’ se vistió de transgresión y se coló en la cantera el diminuto Peter Pan británico buscando su sombra, en un escenario donde desbordó energía y diversión. Su tour Jamie Cullum 2013 y el nuevo disco que ha lanzado al mercado, Momentum, fueron la excusa perfecta para hacer vibrar almas y cuerpos, y desatar sonrisas con su fino humor inglés.

Jamie Cullum durante un momento del concierto
Jamie Cullum durante un momento del concierto
El británico se atrevió hasta a mencionar a Julio Iglesias del que dijo creo que "se ha equivocado de concierto", y que él ha sacado seis discos, pero no tantos como el artista español más internacional. Cullum lo llenaba todo. Para arrancar el primer tema de la noche, The same things, no necesitó ni siquiera instrumentos. Además, dio paso a la percusión golpeando un pequeño tambor. El look de ceñido vaquero negro y camisa gris le daba cierto toque de orfandad: “Todo el mundo piensa que tengo diciesis años pero los cierto es que ya he cumplido 33”. La edad de Cristo y ya ha vendido más de 10 millones de discos en todo el mundo”.

Trabajar con artistas de la de Stevie Wonder, Pharrell, Sander Kleinenberg, Rizzle Kicks o The Roots, no ha provocado que la fama se le suba a la cabeza. Su sencillez es el resultado de la magia que transmite incluso entre aquellos que no se saben sus canciones. Y así se metió  al público en el bolsillo desde el principio, comos si fuesen los niños perdidos de Nunca Jamás. Las estridencias del británico tomaron cuerpo en Get your way. En este tema no dudó en subirse a lomos del piano para interpretar parte del éxito que le aupó a la fama en 2005. Después, dijo “hola” en castellano y se preguntó a sí mismo: ¿Quién es Alejandro Sanz?” Y así continuó con Know the ad son, melodía que acompaña a un conocido anuncio de cerveza y el  Everything you didn’t do.

Otro momento del concierto de Jamie Cullum
Otro momento del concierto de Jamie Cullum
Cuando nadie se lo esperaba, Cullum pegó un salto desde el escenario y se plantó entre las gradas de ‘Starlite’. La sorpresa hiizo que sus seguidores se avalanzaran para besarle y tocarlo a manera de beato del espectáculo. El ensamblaje entre publico y artista fue tal que una fan se acercó para regalarle dos pulseritas para sus hijas. Él, como gentileza, le regaló una foto pegada a sus carrillos.

Al final de la noche, cuando el diminuto Cullum encontró a su sombra, cogió una batuta imaginaria, y a modo de director de orquesta, dirigió los últimos compases del espectáculo, con frases como “I love you Marbella” o “Quiero ver vuestras manos” mientras sonaban Mix Tape y If I ruled the world y a lo lejos la gente coreaba su Oh Oh Oh. Cullum creció de repente y su arte ya no cabía en la cantera. 

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios