Logo El Confidencial
DECLARACIONES REALES

Rania, tras los pasos de Meghan: comunicado para defenderse (y atacar a la prensa)

La reina jordana dice sentirse protagonista de una campaña de desprestigio contra ella sin que se valore ni su trabajo ni el servicio al país y con acusaciones infundadas

Foto: Rania de Jordania, en una imagen de archivo. (Reuters)
Rania de Jordania, en una imagen de archivo. (Reuters)

Rania de Jordania ha vuelto a hacerlo. Por segunda vez en este 2019, ha publicado un comunicado en su perfil de Facebook para defenderse de la campaña de desprestigio de la que dice sentirse víctima. El detonante para esta declaración han sido las quejas por su supuesta pasividad ante la huelga de profesores de todo el país, que duró varias semanas y que perseguía mejorar sus condiciones económicas. Un asunto en el que se veía envuelta por su implicación con la Academia de Profesores, fundación creada por ella misma que cuenta con el apoyo del Gobierno y la monarquía, por lo que se la ha afeado el no haber mostrado apoyo público a los docentes.

"Esta vez, me encontré en el ojo de la tormenta y en el centro de una campaña de desprestigio desproporcionada, ¡sin saber por qué me habían arrastrado a ella! Sin embargo, durante las últimas semanas de combate público, me abstuve de comentar para evitar ser acusada de intentar secuestrar la conversación". Así, la reina jordana explica su postura y aprovecha para mostrar su queja por el trato que recibe en medios y redes sociales: "Algunos me han retratado como una poderosa empresaria en posesión de cientos de millones, o como una figura con considerable influencia política en los asuntos del Estado. Esperaba que 26 años de servicio público (...) fueran suficientes para demostrar mis intenciones. Me he esforzado por dar lo mejor a nuestra Jordania y nunca dudé en hacer lo que pensé que era correcto.".

Rania y Abdalá de Jordania. (EFE)
Rania y Abdalá de Jordania. (EFE)

Aunque en esta ocasión no es el motivo principal para decidir hablar, parece que a Rania no se le olvidan los informes de gastos de vestuario que se publicaron y por los que tuvo que explicarse a principios de año: "Es desconcertante que, desde la Primavera Árabe, cualquiera que tenga un 'problema' con el Estado o cualquiera de sus instituciones, o que tenga un agravio personal, o alguien que busque atención y fama, haya comenzado a atacar a la reina, las iniciativas de la reina, ¡los vestidos de la reina y la familia de la reina! Ha llegado el punto en que atacarme casi se ha convertido en una forma para que algunos flexionen sus músculos o se conviertan en héroes a expensas de nuestro país".

En sus palabras también se nota cierta amargura al explicar las dos realidades en las que vive. Por un lado, la virtual, en la que solo recibe "cinismo y dureza", y la vida real, donde solo encuentra afecto en cada uno de los lugares que visita, según ella misma cuenta. Una declaración que nos recuerda mucho a las palabras del príncipe Harry cuando anunció las demandas a los medios de comunicación, destacando el doble rasero de la prensa con él y con su mujer, Meghan Markle.

Rania reconoce que su comunicado puede sorprender a muchos, ya que no es lo que se espera de ella. Pero, tal y como ella misma dice, "los tiempos han cambiado" y parece que los comunicados reales y las quejas de los royals sobre el trato de la prensa, algo antes impensable, empiezan a convertirse en algo habitual.

La reina Rania, en una imagen de archivo.  (EFE)
La reina Rania, en una imagen de archivo. (EFE)

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios