Sarah Jessica Parker abre tienda en Nueva York en un lugar emblemático
  1. Estilo
  2. Moda
sus propios manolos

Sarah Jessica Parker abre tienda en Nueva York en un lugar emblemático

No te imaginas en qué lugar lo ha hecho, pero tiene mucho sentido

Foto: Sarah Jessica Parker abre tienda en Nueva York en un lugar emblemático
Sarah Jessica Parker abre tienda en Nueva York en un lugar emblemático

Mientras el mundo vuelve a la nueva normalidad hay valientes que abren tiendas a lo largo y ancho del mundo. La primera fue Laura Vecino en Madrid, que inauguró un local de trajes de baño en la calle Claudio Coello. Pero no ha sido la única, la actriz Sarah Jessica Parker hizo lo propio esta semana en Nueva York con una tienda entre la 5º y la 6º avenida, un lugar por el que ella había paseado sus tan míticos Manolos y ahora lo hace subida a sus Sarah’s. Porque, sí, ha ocupado una antigua tienda que perteneció al zapatero español Manolo Blahnik. ¿Puede haber una evolución más natural?

Consciente del momento único que está viviendo la sociedad, la intérprete utilizó las redes sociales para informar a todos sus seguidores de la noticia. Eso sí, dejando claro que lo más importante es la seguridad. En su post decía: “Mientras esperamos llenar cada centímetro de nuestra tienda @sjpcollection con todos vosotros, vamos a tomar todas las medidas de seguridad necesarias para mantener a salvo a nuestros clientes”. Y añade: “Esperamos veros a algunos mañana, pero con la distancia de seguridad pertinente, por supuesto”.

En su primer día atendió a algunos clientes incluso probándoles los zapatos como una dependienta más, eligiendo la talla adecuada, buscando en las cajas…

El papel de Carrie Bradshaw en 'Sexo en Nueva York' ha dejado una huella imborrable, tanto o más que la afición de su personaje a los zapatos buenos que lucía y acumulaba en aquel mítico vestidor como si fueran galardones a la soltería. Esos zapatos acompañaban a unos looks sofisticadísimos que la convirtieron en una de las reinas del estilo actuales.

El día de la inauguración de la tienda, Sarah dejó a Carrie a un lado y vistió unas sandalias de tiras metálicas con tacón sensato de su marca (que cuestan 325 dólares) con un vestido gris largo de corte muy sobrio y cómodo para atender a sus primeros clientes. La protagonista de 'Sexo en Nueva York' se distinguió por un complemento que no esperábamos: como mascarilla llevaba un pañuelo de seda con estampado de cashmere a modo de bandolera. Una vez más creando tendencia.

Sarah Jessica Parker Zapatos Sexo en Nueva York
El redactor recomienda