El lamento de Charlène de Mónaco por perderse su gala favorita
  1. Casas Reales
POR LA SALUD DEL PLANETA

El lamento de Charlène de Mónaco por perderse su gala favorita

Esta noche se celebra en el Palacio del Príncipe la Gala por la Salud del Planeta y la princesa será la gran ausente de una velada en la que disfruta mucho

Foto: Alberto y Charlène, en la cita de 2020. (Reuters)
Alberto y Charlène, en la cita de 2020. (Reuters)

Ya son dos las galas que se ha perdido Charlène de Mónaco en las últimas semanas por su estancia obligada en Sudáfrica. Si el pasado julio era una de las grandes ausentes en la Gala de la Cruz Roja, donde su familia política tiró de grandes firmas y glamour, este jueves tampoco va a poder asistir a la que es una de sus citas favoritas, la Gala por la Salud del Planeta, en la que se recaudan fondos tanto para la Fundación Princesa Charlène como para la Fundación Alberto II de Mónaco, por lo que la pareja suele ejercer de anfitriona.

De ahí que la esposa del príncipe Alberto no haya querido ocultar su tristeza y haya compartido su lamento en redes sociales por perderse una de sus citas favoritas del año, si no la que más, ya que los beneficios repercuten en las causas por las que ella trabaja desde la fundación: "Deseo un exitoso y mágico momento a la Fundación Príncipe Alberto II de Mónaco y la Fundación Princesa Charlène de Mónaco en el evento de esta noche". Unas palabras que acompaña de un enigmático mensaje: "Nací del océano, así que el océano nació de mí. Les presento una imagen de ambos". Y la imagen es ella emergiendo de las aguas, coronada con una tiara.

Siempre es una velada divertida en la que se recaudan muchos fondos para cada una de las fundaciones. Porque además del precio del cubierto, que cada invitado tiene que pagar, también se celebra una subasta, que suele convertirse en el momento cumbre y más divertido de la noche, junto con la entrega de premios, que en anteriores ediciones han sido para Orlando Bloom, Leonardo DiCaprio o Robert Redford, entre otros. Sin ir más lejos, en la gala de 2020, que pudo celebrarse tomando muchas precauciones sanitarias, Charlène compartió velada con Helen Mirren, Maisie Williams, Sting o Johnny Depp, al que recientemente hemos visto en el Festival de Cine de San Sebastián.

Es una noche en la que la sudafricana saca la artillería pesada y sus mejores galas para brillar. Pero es que, además, en la última edición lo hizo literalmente, al escoger un vestido de lentejuelas en color plata de Jenny Packham. Un diseño con escote pico y manga larga que le sentaba como un guante y que coronó con un anillo y gargantilla de la firma Repossi, a la que dejó todo el protagonismo, escogiendo unos discretos pendientes que asomaban bajo su media melena. Era la primera vez que la veíamos vestida de gala tras la pandemia y no defraudó.

placeholder Alberto y Charlène, en la gala del año pasado. (Reuters)
Alberto y Charlène, en la gala del año pasado. (Reuters)

Una pena que tenga que perderse el evento de esta noche por los problemas de salud que la mantienen en Sudáfrica. Desde que sufriera un colapso que la llevó al hospital a principios de mes, no ha vuelto a darse ningún tipo de información de su situación. Y aunque su vuelta se había calculado para octubre e incluso el propio Alberto se atrevió a pronosticar que podría volver antes, parece que va para largo y es muy posible que la gala de esta noche no sea la única que se pierda en las próximas semanas. Así que el soberano tendrá que tirar de la que ha sido su mejor compañía para sus últimas apariciones públicas, la de sus hermanas Carolina y Estefanía de Mónaco, que han ejercido de 'primeras damas', convirtiéndose en su mejor apoyo.

Alberto de Mónaco Princesa Charlene de Mónaco