Logo El Confidencial
AL SOL

Sand Hair, la técnica perfecta para devolver la luz a tu melena

Cuando llega esta temporada del año con los primeros rayos de sol parece como si nuestra melena y nuestro rostro gritaran un reclamo: 'Ilumíname'

Foto: Josephine Skriver luce su melena Sand Hair. (Getty)
Josephine Skriver luce su melena Sand Hair. (Getty)
Autor
Tiempo de lectura3 min

Necesitamos luz después de la oscuridad y eso también afecta a nuestro cabello. Durante los últimos años hemos visto que al acudir a los salones en este momento nos ofrecían varias posibilidades, entre las más demandadas se encuentran las babylights y el balayage.

El tinte y las mechas ayudan a iluminar el rostro y a adaptar el cabello al estilo de cada persona. Mientras que antes predominaban los tonos y mechas clásicos, las opciones hoy en día son cada vez mayores: balayage, babylights, californianas, colores fantasía…”, explican desde Olaplex, tratamiento utilizado por las celebrities para ayudar a reparar el cabello dañado.

Y es que la misma marca ha realizado un estudio en el que dice que casi un 60% de las españolas tiene algún de tratamiento de color en su pelo y el 49% opta por el rubio y de estas un 36% opta por las mechas. Para las menos puestas en temas capilares debemos decir que las primeras en lenguaje de Cervantes son los clásicos reflejos finitos que dotan de luminosidad a tu melena. Y la segunda técnica es francesa y busca una distribución uniforme de luz y brillo en el color y no es tan agresiva como un tinte o una decoloración. Un balayage, por ejemplo, es el tratamiento que se realizó Juana Acosta hace unos meses:

Una imagen de Juana Acosta con su nueva melena. (Cortesía)
Una imagen de Juana Acosta con su nueva melena. (Cortesía)

“Juana buscaba una melena rubia para su nueva película, pero manteniendo una raíz más natural. Por ello, se necesitó más de una sesión para aclararlo de forma progresiva, sin que el cabello sufra excesivamente, algo muy importante. Por eso, en una primera sesión se realizó un balayage más difuminado en la raíz y más intenso en medios y puntas, aclarando todo lo posible sin que el cabello se resintiera demasiado. Después, en un segundo paso, se realizó un baño de color con un matiz para dejar el pelo más brillante”, explica Eduardo Sánchez, director del salón madrileño.

Este año la nueva apuesta se llama Sand Hair y consiste en una versión más oscura del tradicional rubio, un tono arena, pero muy luminoso. Lo que empezó como un tono que buscaba la naturalidad se ha convertido en un fenómeno de masas (en Nueva York ya es uno de los más demandados).

La técnica es manual y parte del clásico balayage pero aportándole un efecto glossy, casi de espejo. También le llaman ‘mirage’ porque casi puedes ver tu reflejo en la cabellera recién tratada. Esta nueva tendencia es minuciosa y la elaboración le llevará al peluquero entre dos o dos horas y media, incluso más, todo depende del tono de la base de la clienta.

El resultado final es un color superagradecido, que recuerda a esas playas claras en las que la arena tiene reflejos espejados. Un rubio lo suficientemente claro y a la vez oscuro que se adapta a todas las fisonomías.

Otra de las ventajas de esta nueva tendencia es que al contrario que sus técnicas predecesoras, de las que ya te hemos hablado, una vez tratado el pelo cuando empieza a crecer la diferencia con la raíz no es tal, así que las visitas al salón se espacian en el tiempo incluso más de cuatro meses o, como dicen los expertos, más de 30 champús (para la que se lo lava cada dos días). "Una de las principales ventajas de esta tendencia es que no es necesario retocar tan a menudo como si fuera un tinte completo. Ese efecto ombré dura más tiempo", aclara la estilista capilar de Divinité Salon.

El tratamiento perfecto para todas aquellas que queremos luz antes del verano.

Belleza

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios